Postergaron el tratamiento del tope salarial para Irrigación

Estaba previsto que se trate esta semana, pero el peronismo pidió postergar el debate para que no quedara en medio de la discusión por el endeudamiento para la Ruta 82. La semana que viene hay receso legislativo, por lo que el tratamiento se pasó al martes 23 de julio.

Avatar del Mariano Bustos

mariano bustos

Sergio Marinelli superintendente Departamento General de Irrigacion

ALF PONCE / MDZ

El proyecto presentado por el superintendente del Departamento General de Irrigación, Sergio Marinelli, y el gobernador Alfredo Cornejo no alcanzó a tratarse antes del receso invernal y se discutiría en la próxima sesión del Senado. Si bien tenía preferencia, desde el PJ pidieron postergar su tratamiento para que no se mezclara con la discusión por el endeudamiento para la Ruta 82.

Específicamente, el proyecto intenta darle fuerza de ley al tope salarial para los funcionarios del DGI. La iniciativa surgió luego de que MDZ revelara que el gobernador del agua tenía un sueldo bruto de 238 mil pesos cuando el del jefe del Ejecutivo apenas supera los 200 mil pesos. Ante las repercusiones que generó la noticia, el propio Marinelli se reunió con Cornejo y acordaron enviar un proyecto a la Legislatura para que una ley determine el salario de los funcionarios de Irrigación. En concreto, que el sueldo del superintendente sea el 98% de lo que cobra el gobernador.

El proyecto ingresó hace 10 días y tenía preferencia para ser tratado esta semana en sesión especial. Sin embargo, la oposición pidió postergarlo teniendo en cuenta las negociaciones que existían para el tratamiento del endeudamiento pedido por Cornejo para realizar obras en la Ruta 82.

A raíz de ello se pasó para la próxima sesión el debate por los salarios del DGI. Teniendo en cuenta que ya comenzó el receso invernal, recién el 23 de julio se discutirá en el recinto. "Está en el orden del día", destacó el senador Juan Carlos Jaliff.

La intención es que se determine por ley el sueldo del Superintendente del DGI, para evitar que se pueda modificar por resolución del propio gobernador del agua. 

De todas maneras, mientras los legisladores debaten y teniendo en cuenta que puede pasar un tiempo hasta que se sancione con fuerza de ley, Marinelli ya firmó una resolución que se pone un tope salarial. Al igual que la iniciativa que ingresó al Senado, el superintendente puso como techo el sueldo del gobernador de la provincia y resolvió que el su salario será el 98% de lo que perciba el jefe del Ejecutivo. 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?