Estafa al PAMI: rechazan prisión domiciliaria a uno de los condenados

Se trata de José Antonio Moises Godoy Torres. Tiene 70 años y está condenado como uno de los dos jefes de la asociación ilícita que defraudó por $50 millones a la obra social de los jubilados.

Avatar del Mariano Bustos

Mariano Bustos

Frente edificio Tribunales Federales

ALF PONCE/MDZ

El Tribunal Oral Federal 1 de Mendoza rechazó el pedido de José Anonio Godoy Torres para que le concedieran el régimen de prisión domiciliaria. Con 70 años fue condenado a cinco años y 11 meses de prisión junto a su hijo Jorge Godoy Resa. Ambos admitieron ser los líderes de una asociación ilícita que se dedicó a hacerse de medicamentos con recetas apócrifas del PAMI para luego revenderlos en Mendoza y otras provincias cómo Córdoba.

Según el abogado de Moisés Godoy, su defendido está atravesando graves problemas de salud que no pueden ser tratados adecuadamente en el establecimiento penitenciario. A raíz de ello, solicitaban el beneficio de prisión domiciliaria y ponían en consideración del tribunal el nombre de la persona propuesta como responsable.

Sin embargo, el Ministerio Público se opuso a esta concesión y argumenteron que según el servicio médico del complejo penitenciario San Felipe no hay impedimentos para que Moisés Godoy reciba tratamiento dentro del penal. Además, la fiscalía esgrimió que la ley no establece que sea obligatorio otorgar prisión domiciliaria a los mayores de 70 años, sino que simplemente es una facultad de los jueces. 

Según el juez Alberto daniel Carelli, "la situación particular de Godoy Torres no justifica la concesión del instituto solicitado". "Sin perjuicio de ello y a fin de resguardar la salud de Godoy Torres –para el caso que sufra algún tipo de patología- corresponde requerir al centro penitenciario donde se encuentra alojado que efectúen controles periódicos sobre su estado de salud, que verifique el correcto suministro de la medicación y tratamientos que necesite y, en general, que le brinde en todo momento la atención médica pertinente, con lo que prescriban los profesionales que intervengan y con las dolencias y patologías que manifieste padecer. Asimismo, deberá informar cualquier eventualidad que implique algún tipo de empeoramiento en su cuadro médico", agrega el magistrado.

"De todo lo expuesto, entonces, se desprende que no existen dificultades para que el interno José Antonio Moisés Godoy Torres continúe detenido bajo la modalidad actual, ni se advierten en el caso las razones señaladas que justifican la concesión del régimen de prisión domiciliaria cuando el interno cuenta con más de setenta años de edad, por lo que corresponde rechazar el pedido articulado en su favor", concluyó.

Detalles del caso

Se trata de un fraude complejo que llevó años de investigación y en el que fue clave el testimonio de un arrepentido. Si bien no se tiene un número preciso, se estima que la asociación ilícita comercializó de forma ilegal cerca de 50 millones de pesos en medicamentos -principalmente insulina- que robaban del PAMI. Según señalan fuentes judiciales, con más de 60 tomos de expedientes se trata de uno de los casos más engorrosos que se han visto en la provincia.

Involucra a José Antonio Moisés Godoy y su hijo Jorge Godoy como líderes de una amplia asociación ilícita integrada por otros familiares y allegados. En concreto, falsificaron documentación, troqueles, sellos y firmas de médicos e instituciones médicas para poder hacerse de los medicamentos y luego revenderlos en dos farmacias de Mendoza y otras provincias como Córdoba.

Salvo José y Jorge Godoy, quienes fueron condenados a 5 años y 11 meses de prisión como jefes de la banda delictiva, el resto de los imputados fueron condenados a 3 años de prisión en suspenso y se encuentran en libertad.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?