El gobierno explicó por qué faltó agua en el Centro y qué pasa en Las Heras

Desde Agua y Saneamiento Mendoza manifestaron que el consumo ciudadano ya alcanzó parámetros de verano pero el régimen de producción todavía no se adecua a lo que corresponde al periodo estival. Reconoció que, en parte, el problema de los lasherinos afectados por la falta de agua se debe a que hay cientos de conexiones clandestinas en el acueducto Potrerillos en el Oeste de Luján.

mdz radio

Aysam

Pachy Reynoso/MDZ

Este jueves vecinos de la Ciudad de Mendoza se sorprendieron por la falta de agua potable en sus viviendas. Desde Aguas Mendocinas salieron a explicar cuál fue el inconveniente y también se refirieron a otra problemática: la falta de agua en barrios de Las Heras.

Respecto a la baja presión que afectó a vecinos de la Ciudad de Mendoza-principalmente de la Sexta Sección- el presidente de Aysam, Richard Battagión manifestó que el consumo está entrando a niveles estivales pero que la producción no. "Hemos entrado de pleno en la temporada estival de consumo pero no tenemos la respuesta del sistema de producción, porque en Potrerillos todavía no entró en régimen el Río Blanco que es el que permite la producción de la planta", señaló en MDZ Radio el funcionario.

Para corregir esa situación afirmó que están "trabajando en multiplicidad de medidas operativas de tipo reglamentario que tienen que ver con calibración y pequeñas inversiones para poder lograr los volúmenes que nos están faltando".

Si bien Battagión aclaró que el problema ha afectado principalmente a la Sexta Sección, dijo que la falta de presión también pudo haberse notado en otros puntos de la Ciudad. "Depende de la vivienda y la cantidad de personas afecta de distinta manera. En algunos servicio mínimo y en otros no se presta casi servicio", remarcó.

Conexiones irregulares en Luján afectan en Las Heras

Por otro lado, el funcionario de Aguas Mendocinas también se refirió a la situación que se vive en algunos barrios de Las Heras que desde hace semanas reclama por problemas en el suministro de agua potable. Específicamente, sostuvo que el inconveniente se origina Luján de Cuyo por las conexiones clandestinas en el acueducto Potrerillos. Concretamente, en los barrios que se han construido al oeste de la ruta 82.

"La situación de la ruta 82 es un tema que tiene largos años de existencia. Ha sido un desarrollo en el pedemonte no regulado porque no estaban claro a qué departamento de la provincia dependía la zona. Hubo un vacío que permitió vender lotes sin servicios y se instalaban familias", argumentó en diálogo con Vos Sabrás.

"Toman agua del acueducto de Aysam que viene desde Potrerillos. Nosotros hace tiempo lo sabemos y ya fuimos a la Justicia pero lo cierto es que no podemos cortar el suministro porque hay familias enteras y niños. Es un problema social importante y hay que hacer una intervención estratégica para reorganizar las cosas", esgrimió Battagión.

Básicamente, aclaró que es importante reorientar el gasto para que el agua llegue a Las Heras pero sin dejar sin suministro a las familias que se instalaron en el pedemonte lujanino.

Para conseguirlo, son varias las medidas que se aplican. "Planteamos una multiplicidad de acciones y algunas ya se vienen desplegando. Por ejemplo, estamos aumentando la producción de Alto Godoy y en Benegas para suplir el déficit", subrayó Battagión en referencia al problema que afecta a barrios de Las Heras.

Otras medidas son el aumento de inspecciones, el incremento de las multas para los infractores y el desvío del acueducto que es "pinchado" por vecinos de Luján.  

"Vamos a desviar el acueducto que está siendo objeto de sustracciones, y a partir de ahí daremos conexiones micromedidas para sustentabilidad de las familias", manifestó.

El funcionario reiteró que "el tema viene de largas décadas" por familias que se fueron a vivir al pedemonte a pesar de que no había agua ni infraestructura. "Echaron mano a nuestros acueductos en la zona y lo que corresponde es el corte del suministro más la aplicación de una multa, pero no es una opción porque debemos darle una alternativa a estas 1000 familias", afirmó.

"No se puede hacer algo que no sea sostenible para los que ya están en la zona", subrayó Battagión y explicó que la idea es concretar una "conexión condominial que permita dar servicio con una tubería subsidiaria en micromedidas". "Eso permitiría administrar el agua de forma regulada para garantizar los consumos mínimos de las familias del lugar", dijo el funcionario y dio un plazo de 75 días para terminar ese proyecto.

Escuchá la entrevista completa.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?