Política Sistema eléctrico

Tras el apagón, se define el futuro de EDEMSA

Hoy es la audiencia pública por la revisión tarifaria. Además, el Gobierno debe decidir se acepta la continuidad de la empresa.
Avatar del

Pablo Icardi

1/5
Tras el apagón, se define el futuro de EDEMSA

Tras el apagón, se define el futuro de EDEMSA

Tras el apagón, se define el futuro de EDEMSA

Tras el apagón, se define el futuro de EDEMSA

Tras el apagón, se define el futuro de EDEMSA(Nacho Gaffuri / MDZ)

Tras el apagón, se define el futuro de EDEMSA | Nacho Gaffuri / MDZ

Tras el apagón, se define el futuro de EDEMSA(Nacho Gaffuri / MDZ)

Tras el apagón, se define el futuro de EDEMSA | Nacho Gaffuri / MDZ

Tras el apagón, se define el futuro de EDEMSA

Tras el apagón, se define el futuro de EDEMSA

El apagón que afectó al Gran Mendoza y otras zonas de la provincia toma una connotación particular. Es que justo hoy se realiza la audiencia pública para definir la tarifa que regirá por los próximos 5 años. Pero además, como adelantó MDZ, a fin de mes el Gobierno debe decidir si acepta o no la continuidad del grupo Vila-Manzano a cargo de la gestión de EDEMSA. 

El contrato establece que cada 10 años se debe renovar o no la gestión de la empresa y también cambian los llamados parámetros de calidad del servicio. La empresa notificó al Gobierno de Mendoza "la voluntad de retener la titularidad de las acciones Clase A de EDEMSA". Sin embargo, según informó, "hasta el momento, el Poder Concedente no se ha pronunciado sobre el particular". El expediente está en el Ministerio de Gobierno y probablemente sea una de las últimas decisiones que firme Dalmiro Garay a cargo de ese Ministerio. 

La fecha límite  es el 31 de julio. Es que el  1 de agosto comenzará a regir la tarifa nueva y también el nuevo período de gestión. El gobernador Alfredo Cornejo ha buscado marcar alguna distancia con el grupo empresario que gestiona EDEMSA y tiene otros negocios con el Estado y trata de hacerlo notar. Incluso, resaltó la semana pasada que les quitó una concesión en el Instituto de Juegos y Casinos y también con contratos petroleros. 

En el caso de EDEMSA el año pasado, sin embargo, mostraron bandera blanca y firmaron un convenio por el cual la empresa se comprometía a pagar las deudas por multas, a desistir de reclamos judiciales y a cambio recibía una tarifa plena en el VAD. También se comprometía a ejecutar obras (que son financiadas vía tarifa). 

Ese convenio fue tomado como un "borrón y cuenta nueva" que puede ser también una señal de continuidad. La empresa asegura haber perdido más de 360 millones de pesos el año pasado a pesar de los aumentos tarifarios. Y reclama que en la nueva tarifa se incluya el pago de los ingresos no percibidos por el congelamiento tarifario mientras estuvo vigente la Convergencia Tarifaria. 

Esos ingresos diferidos que reclama suman más de 2 mil millones de pesos, a razón de 600 millones por año.  

EDEMSA arrastra deudas por varios lados. La más pesada es con CAMMESA, que está en negociaciones con el Gobierno nacional y que con intereses supera los 2 mil millones de pesos. La otra es con los usuarios por las multas que se le impusieron por mala calidad del servicio y que deben ser pagados en cuotas ahora, tras el convenio firmado el año pasado. Justamente esa es una de las claves de la tarifa y la gestión de la empresa: al entrar en el nuevo período tarifario y de gestión, aumentan los parámetros de calidad y exigencias. 

En ese contexto, la empresa suma pérdidas por más de 600 millones de pesos en los últimos años.