Política Encuentro Buenos Negocios Mendoza

Según Cornejo, Mendoza tiene "una economía más sana" que la Nación

En medio de la crisis financiera y frente a emprendedores y dueños de Pymes, el Gobernador aseguró que la provincia está mejorando "más rápido" que la Nación. El anuncio de "su" reforma laboral.
Avatar del

Jimena Catalá

1/2
Según Cornejo, Mendoza tiene "una economía más sana" que la Nación(Pachy Reynoso/MDZ)

Según Cornejo, Mendoza tiene "una economía más sana" que la Nación | Pachy Reynoso/MDZ

Según Cornejo, Mendoza tiene "una economía más sana" que la Nación(Pachy Reynoso/MDZ)

Según Cornejo, Mendoza tiene "una economía más sana" que la Nación | Pachy Reynoso/MDZ

En un momento de máxima tensión política y social por la corrida del dólar y el regreso al Fondo Monetario Internacional, el gobernador Alfredo Cornejo comparó el contexto económico local con el nacional y, palabras más o menos, sostuvo que Mendoza tiene una "economía más sana" que la Nación. 

Mostrándose "solvente" frente a cientos de emprendedores y dueños de Pymes en la apertura del Encuentro Buenos Negocios Mendoza que organizó el Banco Galicia en el Intercontinental, Cornejo se "midió" con el presidente Mauricio Macri y afirmó que en la tarea de mejorar la administración estatal, disminuyendo la presión impositiva en el sector privado y saneando la economía en general, Mendoza está mejor posicionada que la Nación. 

Presentándose como un "aliado" del sector privado y un defensor de la gestión mixta, el mandatario aprovechó el contexto en cuestión para apuntar: "Queremos volver a la Argentina y a la Mendoza del sector privado, después de años de una cultura en donde parecía que el estado generaba la riqueza". 

En ese orden, sostuvo: "Estamos, incipientemente, volviendo a poner las cosas en su lugar. Y si no tenemos un sector privado fuerte, no generaremos riqueza". "Por eso -continuó- estamos dando estas señales todo el tiempo", dijo refiriéndose a su participación en este foro de capacitación para emprendedores y dueños de Pymes.

Luego, ubicando a la provincia por encima de lo que ocurre a nivel nacional, remarcó: "Cuando nos ofrecimos para gobernar Mendoza dijimos, y sin tapujos, que el principal problema de la Argentina y de Mendoza era tener un estado mal administrado que nos trajo una presión impositiva muy alta al sector privado y que mató los proyectos". 

Y en ese tren, Cornejo recalcó: "En esta tarea (de revertir ese panorama) humildemente vamos más rápido en Mendoza (que en la Nación). Y vamos más rápido pero con menos instrumentos". 

Argumentó, a propósito, que la provincia ha conseguido controlar el gasto público reduciendo el déficit estructural. "En 2017 conseguimos un equilibrio y ahora, en 2018, lo repetiremos y probablemente conseguiremos un superávit corriente, entre los gastos y los ingresos", apostó. 

En ese orden, pese a los cuestionamientos de buena parte de la oposición sobre el nivel de deuda que ha tomado, Cornejo aseguró que "la poca deuda que tomamos este año es para financiar el plan de obras. 1.900 millones de pesos sobre un plan de obras de 8 mil millones de pesos. El resto lo realizaremos con recursos propios", prometió.

Y continuando con su "siembra" electoral, dejó un claro mensaje. "Hacia eso es a donde queremos ir, mejorando la infraestructura de caminos y creando las condiciones para que el sector privado genere las riquezas y lograr una economía sana". "Limpiando la cancha de los problemas que el Estado ha generado", dijo poniéndose como líder de "cambios contraculturales", sostuvo, que "al principio generaron mucho rechazo, como el ítem aula, pero que hoy son reconocidos constitucionalmente", deslizó tirándole un centro a la Justicia y su reciente fallo favorable. 

El giro que propuso en las negociaciones salariales 

Por último, y aprovechando su posible incorporación a la "mesa chica" de Cambiemos, el también jefe del radicalismo nacional reclamó que la reforma laboral que se está discutiendo a nivel nacional incorpore una cláusula respecto de que los convenios colectivos de trabajo de diversos rubros sean negociados en forma regional y no nacional como es hoy. 

"Nos gustaría que la reforma laboral nacional contemplara y en ese sentido es primicia que damos aquí que los convenios colectivos de trabajo no se negocien nacionalmente en cada rama de la actividad sino que se negocien en forma regional", dijo y adujo: "La metalmecánica mendocina, por ejemplo, no puede ni debe pagar los mismos salarios que en Buenos Aires y cada región debe negociar su convenio colectivo". "Ese cambio sustantivo generaría mejores condiciones para las economías regionales y para las pymes y una legislación laboral en ese sentido nos ayudará a construir una economía sana en Argentina y en Mendoza", cerró Cornejo.