Política Omar Palermo

Omar Palermo, el juez que se siente "violentado" en su moral

El magistrado que integra el Jury de Enjuiciamiento se excusó de resolver sobre la destitución de los integrantes de la Octava Cámara del Crimen, al igual que un colega suyo. Suspenso y especulaciones.
Avatar del

Jimena Catalá

1/4
Omar Palermo y Julio Gómez(Alf Ponce / MDZ)

Omar Palermo y Julio Gómez | Alf Ponce / MDZ

Omar Palermo, el juez que se siente "violentado" en su moral(Gentileza Poder Judicial)

Omar Palermo, el juez que se siente "violentado" en su moral | Gentileza Poder Judicial

Omar Palermo, el juez que se siente "violentado" en su moral(Alf Ponce / MDZ)

Omar Palermo, el juez que se siente "violentado" en su moral | Alf Ponce / MDZ

Omar Palermo, el juez que se siente "violentado" en su moral(Gentileza Poder Judicial)

Omar Palermo, el juez que se siente "violentado" en su moral | Gentileza Poder Judicial

Omar Palermo, uno de los jueces que debía resolver sobre la continuidad o destitución de los magistrados que integran la Octava Cámara del Crimen, se excusó de participar del Jury de Enjuiciamiento aduciendo "encontrarse en una situación de violencia moral". En el peronismo denunciaron que el propio Gobierno "lo forzó a correrse". 

El destino de los jueces Luis Correa Llano, Ramiro Salinas y Alejandro Miguel, que integran la Octava Cámara del Crimen, denunciados ante el Jury de Enjuiciamiento por revocar las prisiones preventivas de los referentes de la Tupac Amaru en la causa de desvío de fondos públicos, seguirá en suspenso. 

Luego de que José Valerio decidiera excusarse por tener que atender un recurso de queja vinculado al mismo tema, los magistrados Palermo y Julio Gómez hicieron lo propio, por lo que quedó suspendida una segunda audiencia del Jury y se pospuso el debate hasta el próximo 15 de marzo. 

Ocurre que tanto Valerio como Palermo y Gómez integran la Sala Penal que tiene pendiente resolver un recurso de queja que presentó en su momento el procurador de la Corte, Alejandro Gullé,  en contra, justamente, de la decisión del "Camarón", como se conoce a la 8va Cámara, de liberar a todos los sospechados de la organización barrial.

Fueron las propias víctimas de la Tupac, tras la decisión de Valerio, quienes solicitaron que Palermo y Gómez se abstuvieran de participar del debate acusándolos de que podrían fallar de manera "parcial". Y si bien el presidente de la Corte, Jorge Nanclares, no dio lugar a este pedido de recusación, los propios magistrados decidieron hacerse a un lado.  

El jury está integrado por los 7 jueces de la Corte y 14 legisladores, oficialistas y opositores.

Al momento de exponer sus argumentos, y según consta en el acta a la que accedió MDZ, Palermo apuntó que por "encontrarse en una situación de violencia moral ya que las víctimas, aún siendo parte en este proceso, han expresado temor de parcialidad y aún entendiendo que no existía causal objetiva de excusación, se excusa de entender en el tratamiento y resolución del a presente causa y se retira de la sesión", según se desprende del escrito taquigráfico de la audiencia. 

Bajo la misma tónica, repitió el procedimiento Gómez, "acto seguido, el doctor Julio Gómez adhiere a la exposición del doctor Palermo" -apunta el escrito, y entonces la audiencia de hoy quedó suspendida hasta el próximo 15 de marzo, cuando se espera que ambos hayan quedado subrogados. 

La decisión de Palermo llamó la atención porque, según datos recuperados por MDZ, el juez había decidido posponer su licencia para abocarse de lleno a analizar la actuación de los jueces Correa Llano, Salinas y Miguel. Es que, en sintonía con lo que observa el peronismo, existe la presunción de que el Gobierno quiere desintegrar al "Camarón" y que cada recusación le permitiría dilatar los tiempos para buscar a reemplazantes que voten en función de ello. "Si no confían en mí, me retiro", se le escuchó decir a Palermo en los pasillos de Tribunales. 

Esto es absolutamente desmentido por los radicales, quienes deslizan que es correcto que un juez que debe atender dos causas vinculadas se abstenga de hacerlo en una de ellas por una cuestión "ética" y para evitar cualquier tipo de respuesta parcial. Asimismo, niegan que haya una intención de estirar los tiempos y disparan: "No hay forma de saber quién va a subrogar a Palermo o a Gómez. No se sabe qué va a pasar. Los reemplazos se hacen de manera rotativa y como dicta la Ley". 

Sin embargo, en el peronismo desconfían y entienden que detrás de estas dilaciones está la mano del Gobierno de Cornejo que, en su avanzada contra la Justicia y luego de que se desestimara la investigación que encabezó la fiscal Gabriela Chaves en contra de la Tupac Amaru, quiere barajar y dar de nuevo en la Octava Cámara del Crimen. "Tanto a Gómez como a Palermo los forzaron a correrse", disparó Eduardo Bauzá, senador peronista e integrante del Jury.