Política El líder del PRO aceptó el convite que rechazaron Massa y Scioli

Macri aceptó el convite de Moyano y Barrionuevo

El jefe de Gobierno porteño se reunió con los líderes sindicales opositores, en quienes coincidió en las críticas al Ejecutivo. Los gremialistas reclamaron paritarias sin techo.
Avatar del

NA

1/2
Macri aceptó el convite de Moyano y Barrionuevo(Twitter @ElFalsoLanata)

Macri aceptó el convite de Moyano y Barrionuevo | Twitter @ElFalsoLanata

Macri aceptó el convite de Moyano y Barrionuevo(Télam)

Macri aceptó el convite de Moyano y Barrionuevo | Télam

Los líderes cegetistas opositores, Hugo Moyano y Luis Barrionuevo, se reunieron hoy con el jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, con quien coincidieron en rechazar los "techos" para la discusión paritaria de este año y señalaron que "cuanto más pronto llegue el 2015 mejor".

"La discusión o es libre o no es discusión", sostuvo Moyano y agregó: "Si los ellos (los gobernadores) creen que pueden poner un techo, lo harán. Yo me imagino que sí con los empleados estatales de las provincias. Pero las organizaciones gremiales que pertenecemos a gremios privados no lo vamos a aceptar".

El líder camionero formuló estas declaraciones durante una conferencia de prensa en la Usina del Arte, en el barrio porteño de La Boca, tras el encuentro con Macri del que también participó el titular de la Uatre, Gerónimo "Momo" Venegas.

"Ninguna organización gremial que ha venido peleando por el salario de los trabajadores va a permitir que los salarios se desfasen por la inflación", insistió Moyano y señaló que "en muchos casos se habla del 30 por ciento, pero algunos creen que se va a superar ese porcentaje".

Por su parte, Barrionuevo destacó "la actitud" del mandatario porteño al recibirlos y la contrastó con el faltazo de los gobernadores Daniel Scioli y José Manuel de la Sota, y del diputado Sergio Massa, al encuentro cegetista realizado el pasado lunes 20 en Mar del Plata.

"Queríamos escucharlos a Scioli, Massa y De la Sota en Mar del Plata, pero seguramente ya nos darán esa oportunidad de poder charlar con ellos también. Seguramente lo haremos también con (el líder del FAP, Hermes) Binner, con la UIA, la AEA, la Mesa de Enlace, la Iglesia", adelantó el gastronómico respecto a las próximas audiencias programadas.

Sostuvo, además, que la inflación mantiene "altamente preocupados" a los sindicalistas y anticipó que en la CGT opositora convocarán a un plenario porque "se avecinan tiempos difíciles".

"Decíamos en la reunión (con Macri y Moyano) que cuanto más pronto llegue el 2015 mucho mejor, para que el pueblo argentino pueda optar, pueda votar, porque necesitamos un cambio, seguramente, y vemos que este gobierno se debilita a pasos agigantados", remarcó Barrionuevo sobre el encuentro a puertas cerradas.

"Decíamos en la reunión (con Macri y Moyano) que cuanto más pronto llegue el 2015 mucho mejor", opinó Barrionuevo.

En este contexto, Moyano aseguró que apoyar a algún candidato a Presidente en particular para 2015 es "apresurarse" y señaló que cada dirigente "tiene la libertad" de respaldar a determinado sector de cara a las elecciones del año próximo.

Con respecto a Macri, que ya anticipó que será candidato a suceder a Cristina Kirchner, Moyano sostuvo: "Si él cree que puede controlar la inflación, me parece fantástico. Ojalá lo pueda hacer. Si él puede controlar la inflación, bienvenido sea. Vamos a ver quién nos convence".

Barrionuevo, por su parte, defendió los contactos de la CGT con referentes de la oposición, se quejó de que traten de "desestabilizadores" a los sindicatos y pidió al Gobierno que no los tome como "chivos expiatorios".

"Somos nosotros los que luchamos contra la dictadura en las calles. Somos nosotros el sostén de la democracia. Que nadie cacatúe y nos quiera acusar a nosotros de desestabilizadores y de conspiradores. Esto es lo que pasa cuando uno es incapaz y está mintiéndole a la gente. Entonces, busca culpables en todos lados.
No nos busquen como chivos expiatorios porque no nos van a encontrar", advirtió el líder gastronómico.

Minutos después, Macri brindó una conferencia de prensa junto a miembros de su gabinete y legisladores del PRO, en la que volvió a cargar contra el Gobierno nacional "por no solucionar la inflación" y coincidió con Moyano en afirmar que "no se puede" ponerles "techos" a las paritarias.

"Los que tenemos canas sabemos lo que hace la inflación, que es mucho daño. Es un monstruo que crece y te devora. Empieza siempre perjudicando primero a los que menos tienen. A raíz de eso viene el problema del dólar, del empleo, de la tasa de interés", apuntó Macri.

Junto a su jefe de Gabinete, Horario Rodríguez Larreta; los senadores Diego Santilli y Gabriela Michetti, y los diputados Federico Pinedo, Patricia Bullrich, Héctor Baldassi y Miguel del Sel, el mandatario porteño planteó que "los tres problemas grandes" del país son "la inflación, el colapso de la infraestructura, la inseguridad y el avance del narcotráfico" y los atribuyó a "una forma de hacer política" que no comparte.

"Hay un modelo político que está haciendo crisis, no hay respeto institucional en la división de poderes. Es una forma de hacer política vieja, basada en la mentira genera que desprecio en el trabajo en equipo", apuntó.