Política Investigación

Luis Lobos va a juicio por "robarle el sueldo a ñoquis"

La Justicia de Garantías confirmó la elevación a juicio oral, la cual había sido solicitada en diciembre por la fiscal de la causa Susana Muscianisi. Marcelino Iglesias es querellante en la causa.
Avatar del

MDZ Política

1/4
Luis Lobos va a juicio por "robarle el sueldo a ñoquis"(Pachy Reynoso/MDZ)

Luis Lobos va a juicio por "robarle el sueldo a ñoquis" | Pachy Reynoso/MDZ

Luis Lobos va a juicio por "robarle el sueldo a ñoquis"(Pachy Reynoso / MDZ)

Luis Lobos va a juicio por "robarle el sueldo a ñoquis" | Pachy Reynoso / MDZ

Luis Lobos va a juicio por "robarle el sueldo a ñoquis"(Pachy Reynoso / MDZ)

Luis Lobos va a juicio por "robarle el sueldo a ñoquis" | Pachy Reynoso / MDZ

Luis Lobos va a juicio por "robarle el sueldo a ñoquis"(Pachy Reynoso/MDZ)

Luis Lobos va a juicio por "robarle el sueldo a ñoquis" | Pachy Reynoso/MDZ

La Justicia de Garantías resolvió elevar a juicio una de las causas que complican al ex intendente de Guaymallén, Luis Lobos. La fiscal Susana Muscianisi, había solicitado la elevación cosa que terminó por confirmarse este jueves. En concreto, a Lobos se lo acusa de administración fraudulenta e incumplimiento de deberes de funcionario público por quedarse con el salario de su empleada doméstica y su jardinero, a quienes hacía cobrar como empleados de la municipalidad.

En concreto, creó cargos fantasmas en el municipio para que Laura Fara (empleada) y su hijo (jardinero) cobraran un sueldo. Pero estas personas no sólo no iban a trabajar a la municipalidad, sino que se pudo comprobar que ese sueldo era cobrado por Elena Fernández, la suegra del propio Lobos.

Según las pruebas acumuladas en la causa, se quedaba con la mayor parte del sueldo de esos empleados que eran ñoquis con todas las letras: solo se acercaban los días de pago a la comuna. Quedaron registradas por las cámaras de seguridad de los cajeros los momentos en los que la suegra de lobos cobraba en los cajeros automáticos con la tarjeta que le correspondía a los "ñoquis". 

A cambio de prestar el nombre, la empleada de Lobos y su hijo cobraban 500 y 600 pesos mensuales. El resto se lo quedaba el clan que gobernó fugazmente el departamento más poblado de Mendoza. Solo con dos casos, la defraudación roza los 450 mil pesos durante los 4 años que duró el ardid.

En esta causa el querellante es el actual intendente de Guaymallén, Marcelino Iglesias, quien aseguró que cuentan con pruebas suficientes como para que Lobos sea condenado por fraude. "Laura Fara hoy trabaja en la municipalidad y está dispuesta a ratificar todo lo que dice el expediente", manifestó el jefe comunal.

En mayo del año pasado la Muscianisi interpuso una caución a Lobos, Sgró y Fernández, quienes tuvieron que pagar un millón de pesos cada uno para conservar su libertad .Además, les aplicó una prohibición para salir del país  -tuvieron que entregar sus pasaportes en la fiscalía- y, como tercera medida, determinó que tenían que presentarse a firmar cada quince días en la fiscalía correspondiente. 

Por primera vez, Luis Lobos deberá sentarse en el banquillo tras haber sido imputado en varias causas que van desde enriquecimiento ilícito hasta administración fraudulenta.