"La Don Pancho no es una agrupación de bombos"

Son jóvenes, homenajean al exgobernador demócrata y se reconocen en los postulados gansos. Sin embargo, niegan ser "La Cámpora del PD" y aseguran que la clave de su proyecto es capacitar a la nueva camada para producir un impacto en la sociedad mendocina.
Avatar del

Rubén Valle

1/9
"La Don Pancho no es una agrupación de bombos"

"La Don Pancho no es una agrupación de bombos"

"La Don Pancho no es una agrupación de bombos"

"La Don Pancho no es una agrupación de bombos"

"La Don Pancho no es una agrupación de bombos"

"La Don Pancho no es una agrupación de bombos"

"La Don Pancho no es una agrupación de bombos"

"La Don Pancho no es una agrupación de bombos"

"La Don Pancho no es una agrupación de bombos"

"La Don Pancho no es una agrupación de bombos"

"La Don Pancho no es una agrupación de bombos"

"La Don Pancho no es una agrupación de bombos"

"La Don Pancho no es una agrupación de bombos"

"La Don Pancho no es una agrupación de bombos"

"La Don Pancho no es una agrupación de bombos"

"La Don Pancho no es una agrupación de bombos"

"La Don Pancho no es una agrupación de bombos"

"La Don Pancho no es una agrupación de bombos"

Cuando muchos, dentro y fuera del PD ya creían escuchar el canto del cisne, un retoño del tradicional partido irrumpió por estos días en la sociedad mendocina con el ímpetu y las ganas de las que hoy carecen los gansos históricos.

Desde el vamos, los integrantes de La Don Pancho dejan en claro que no son parte de la estructura del partido fundado en 1931, pero sí comparten sus postulados éticos y políticos. De ahí que en su nombre homenajeen la figura del exgobernador Francisco Pancho Gabrielli.

Juan Retali, uno de sus voceros, define a la agrupación lanzada oficialmente el 25 de noviembre en Junín como "un grupo de jóvenes que busca generar un cambio positivo en la sociedad. Estamos para todo aquel que necesite que estemos. El objetivo es ver a Mendoza crecer de verdad".

El big bang de La Don Pancho. "Nosotros marcábamos que en el partido faltaba una franja etaria, que iba de los 18 a los 40, donde nos faltaba gente. Si bien esta nueva agrupación no tiene un margen marcado de edad, sí nos parecía importante empezar a pensar cómo hacíamos para atraer jóvenes al trabajo y al crecimiento personal". 

"A un chico de 25 años vos lo invitás a un partido político y lo más probable es que no vaya. Diferente cuando lo invitás a una agrupación, donde podés hacer cosas diferentes, que no es la política del día a día o la política partidaria en sí misma".

El eje: federalizar. "Una cosa importante que tiene La Don Pancho es que para integrarla no hace falta estar afiliado al Partido Demócrata. Nuestro objetivo es generar impacto en la sociedad. Esto significa trabajar en lo local. Desde hace unos años, el PD todo lo que hacía era en Capital. La Don Pancho busca todo lo contrario: todas las actividades son fuera del centro de Mendoza. El lanzamiento fue en Junín, tenemos previsto para Navidad una actividad en Alvear y para Reyes será en Las Heras. Queremos jóvenes en los departamentos trabajando para generar impacto en la comunidad desde el desarrollo personal".

¿La Cámpora del PD? Retali acusa recibo y aclara: "No somos una agrupación política. Somos un grupo de jóvenes que labura en construir para la comunidad y generar impacto. La Cámpora es una agrupación política que lo que busca es generar cargos y espacios para los jóvenes. Nosotros no queremos eso. Somos una agrupación mucho más limpia. Si es por jóvenes podemos ser La Cámpora, La Alem, La Cantera, lo que sea, pero no nos identificamos con su forma de laburo". 

"No somos ni una agrupación de bombos ni de ir a pelear por cargos. Somos jóvenes trabajando en la comunidad. Ahí está la gran diferencia con La Cámpora".

La impronta gansa. "Cuando explicamos qué somos decimos 'identificados por los valores del Partido Demócrata y de don Pancho Gabrielli'. Eso tiene que ver con su honestidad, sus valores. Haciendo un poco de historia, su ministro de Obras Públicas tenía 28 años y con él se hicieron 120 escuelas en esa época. De él rescatamos su fuerte apoyo a los jóvenes, el defender Mendoza ante todo, la honestidad, los valores provinciales; esas cosas que tenemos arraigadas como partido. Después, si vos del Frente de Izquierda o de otro partido, igual podés participar de nuestra agrupación y no te vamos a pedir que te desafilies o que te afilies al PD".

Sin caciques. No obstante esa apertura y el no pertenecer a la estructura partidaria, el "núcleo duro" de La Don Pancho lo integran Juan Retali (actual presidente -ad honorem- del PD en Godoy Cruz) y apellidos de tradicional filiación demócrata, como Federico Balter, Facundo Correa Llano, Julia Santamarina, Mercedes Llano y Flavia Gagliardi. "No hay un líder sino una mesa de trabajo cuya acción se replica en los departamentos", aclara el vocero.

Doble vía. ¿Qué pasaría si en las próximas elecciones el partido los convoca a trabajar juntos? "Lo podríamos hacer como agrupación, pero no dentro de la estructura. Puede que en futuras elecciones integrantes de la juventud demócrata también estén en La Don Pancho. Eso tenemos bastante en común con La Cantera del radicalismo". 

"A la juventud demócrata le faltaba la territorialidad, estar en los departamentos. Y sacarnos la mochila de la política partidaria y pensar en los jóvenes como clave. Los que se sumaron a La Don Pancho agradecen que esta no es una cuestión internista". 

Ante todo, formados. "Hay jóvenes a los que lógicamente le interesa la política. Si el día de mañana les interesa ser dirigente, lo que quiere La Don Pancho es que estés capacitado en varios aspectos. En marzo habrá interna en el partido y es muy probable que haya gente de esta agrupación que esté en alguna lista, pero no participaremos como agrupación. Eso sí, para que vayan como parte de la agrupación queremos garantizar que estén bien capacitados, desde oratoria, elaboración de proyectos, conocimiento de la carta magna del partido, derecho constitucional, etcétera, cosa que el que llegue sea por estar preparado. Así generamos un mensaje hacia dentro y hacia fuera".

Proyección comunitaria. "Lo que buscamos es que los jóvenes trabajen desde otro espacio. No nos interesa hacer una rifa, nos interesa el trabajo comunitario. Queremos que además de ayudar, el joven aprenda en ese proceso. Para el año que viene tenemos tres grandes proyectos: uno social, uno de educación y uno de jóvenes profesionales. Y eso lo vamos a manejar en equipos".

Incluye mea culpa. En ese vínculo con un partido de tanto arraigo, ¿hay margen para la autocrítica por su vinculación con algunos gobiernos de facto? "Obvio que hay espacio para la autocrítica. Y vemos muy bien que el partido le abra las puertas a esto. Ahora tenemos una cercanía que antes no había. Como nos ha pasado a nosotros, les pasa a todos los partidos, es muy difícil que la línea sea recta siempre. Como agrupación entendemos que eso está, pero apuntamos al futuro. Queremos construir. Nos quejábamos de los candidatos impresentables, por eso empezamos a trabajar también en ese sentido. Hay lugares como La Paz donde sus dirigentes dicen que hace diez años que nadie del partido va a visitarlos".

El PD, entre el olvido y la resurrección. Si bien el PD tiene hoy escaso peso en puestos claves del gobierno, pese a integrar el frente Cambia Mendoza, a la vez saben que son responsables de haber contribuido a bajarle la reforma de la Corte a Cornejo. "Como partido debemos rever un montón de cosas. Se hicieron mal algunas y otras bien, por eso el partido sigue vivo y eso hay que valorarlo. Hoy el PD tiene embargos, juicios, falta presentar balances, en fin varias cosas para arreglar. Es una situación complicada y a eso sumale la falta de juventud, conflictos internos. Pero también es cierto que armamos la agrupación y la respuesta de los dirigentes ha sido impresionante. Fue como una luz, están muy entusiasmados al ver las ganas de los jóvenes por participar y trabajar, no estar por los cargos. Hubo muchos errores, pero hoy la agrupación le está dando una vida que no tenía".

Definiciones (en pocas líneas)

- "Yo no afiliaría a nadie al partido. Eso no es necesario. Lo que queremos son jóvenes que trabajen en construir para la comunidad". 

- "Con La Don Pancho estamos generando muchos proyectos provinciales, pero el eje de todo son los proyectos departamentales".

- Hoy estamos más cerca de una ong ciudadana que de una agrupación política. Trabajamos a la par del PD y somos una herramienta más, pero sí mañana no respondiéramos al partido, no podrían decirnos nada".

- "También somos una escuela de dirigentes, donde vos les enseñás a serlo desde el trabajo. No compartimos eso de que hoy los jóvenes se acercan a un partido por un sueldo".

- "Yo quiero que el partido renazca. Le veo mucha vida. Hemos llegado a una realidad que es crecer o desaparecer. Como partido, hoy el PD tiene un porcentaje de votos bajo, pero que te define una elección. Sin esos votos el frente Cambia Mendoza no hubiera ganado".

- "Esto que pasó con la Corte impactó mucho y se ha vuelto a acercar mucha gente. Gente que estaba alejada del partido. Avanzamos cinco pasos, ahora hay que ver que no retrocedamos otros veinte. Lo que no podemos hacer es que por un puesto en el gobierno vayamos contra los principios del partido".

"El problema no es 7,9 o 50 miembros en la Corte. Si vos me decís que aumentando la cantidad de jueces la Justicia se arregla, lo firmamos. Pero acá había otra cosa. Para nosotros, la clave es la independencia de los poderes".

- "Nos gustaría que la política fuera que, ante un tema determinado, busquemos especialistas y los sentemos con nuestros jóvenes. Que quien integra La Don Pancho no forme su opinión por lo que yo le digo sino que sea su razonamientos tras haber escuchado a varios especialistas".