Política Control de presentismo

Invierten $6,2 millones para asegurarse que los policías trabajen

Se aplicará el sistema de control biométrico para tener datos precisos del ingreso y egreso. Igualmente, el jefe de la Policía dijo que la mayoría tiene una "conducta intachable".
Avatar del

Mariano Bustos

1/3
Invierten $6,2 millones para asegurarse que los policías trabajen

Invierten $6,2 millones para asegurarse que los policías trabajen

Invierten $6,2 millones para asegurarse que los policías trabajen(Pachy Reynoso/MDZ)

Invierten $6,2 millones para asegurarse que los policías trabajen | Pachy Reynoso/MDZ

Invierten $6,2 millones para asegurarse que los policías trabajen(Pachy Reynoso/MDZ)

Invierten $6,2 millones para asegurarse que los policías trabajen | Pachy Reynoso/MDZ

El Gobierno provincial ha llamado a licitación pública para adquirir 250 relojes biométricos. El destino de esa tecnología es instalarla en todas las dependencias policiales de Mendoza para que los uniformados marquen con su huella digital su ingreso y salida del servicio. 

"Es información que se suma al legajo digital de cada uno de los miembros de la fuerza. Desde que iniciamos la gestión, nuestra apuesta en seguridad ha sido agregar tecnología para tener un mejor control", explicó el director de administración del ministerio que conduce Gianni Venier.

Consultado al respecto, el jefe de la Policía, Roberto Munives, aseguró que el nuevo sistema no debería traer complicaciones, pero confesó que los cambios suelen enfrentar cierta resistencia. "Si antes cumplías las horas, es lo mismo poner el dedo que firmar la planilla. Si alguien se queja, habrá que ver qué hacía antes", manifestó. 

De todas maneras, aclaró que la inmensa mayoría de los uniformados de Mendoza tienen una conducta intachable.

Más allá de esta última apreciación, Lázaro explicó que entre las innovaciones que fueron aplicando en estos dos años faltaba la del sistema biométrico para controlar el presentismo. Todos estos datos se irán plasmando en el legajo digital que existe de cada policía de Mendoza y, a su vez, servirá para agilizar los procedimientos de traslados para prestar servicios. 

En este sentido, subrayan que antes ese tipo de información solía llegar tarde a Recursos Humanos y los traslados, que llevaban trámites de hasta tres meses, hoy se hacen en minutos gracias al legajo digital.

Entre otros datos, en el legajo digital figuran los días trabajados por cada uniformado, su sueldo, los items que percibe, el chaleco, el número de serie del arma, etc.

"Lo que estamos buscando con esto, más allá del legajo digital y el expediente electrónico, es que el policía esté atento a su trabajo: cuidar la calle. El Policía tiene que estar cuidando a la ciudadanía y no haciendo trámites ni esperando para cargar combustible, remarcó Lázaro.

En total, son alrededor de 14 mil los policías que deberán marcar ingreso y salida en las 65 comisarías de Mendoza y el resto de las dependencias policiales que funcionan en la provincia. La inversión será de 6,2 millones de pesos y la apertura de sobres para conocer a los oferentes tendrá lugar el 6 de febrero.

El mapa del delito

Además de los relojes biométricos, en el último tiempo el Ministerio de Seguridad ha hecho otras inversiones en tecnología para la fuerza policial. Móviles inteligentes con identificador de rostro, huellas digitales y patentes; seguimiento satelital de las unidades; y mejoras en el sistema de carga de combustible son algunos ejemplos de ello.

En esa misma línea, la cartera ha avanzado con la contratación directa de una empresa que provea, mantenga y administre el "mapa del delito". En concreto, se pagarán 7 millones de pesos por actualizar los datos cartográficos de la provincia en el sistema de control digital con el que hoy cuenta el Ministerio.

Según consta en el pliego, el servicio que se contrata es el de mantenimiento, administración, gestión de la Geodatabase así como el desarrollo de aplicaciones y servicios asociadas a la gestión de información.

"Nosotros tenemos un sistema de geoposicionamiento para tener estadísticas de dónde está el recurso y en qué lugar se cometen delitos. Lo hacemos desde hace tiempo, pero estamos pidiendo una actualización de la cartografía", señaló Diego Lázaro.