Estar en el horno nos sale cada vez más caro

En el #Wok de hoy: De tanto sincerar las tarifas, lo del gobierno ya es sincericidio + Cornejo cerró una semana a pleno ajedrez político + El plan Alfredo propone un mix de prorrateo & ahorro + SUTE vs. DGE, una grieta de burros & burradas + Cambiemos quiere cambiar la agenda y cuenta los días para el mundial de Rusia.
Avatar del

Rubén Valle

1/14
Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro(Twitter)

Estar en el horno nos sale cada vez más caro | Twitter

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro(YouTube)

Estar en el horno nos sale cada vez más caro | YouTube

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro

Estar en el horno nos sale cada vez más caro(Twitter)

Estar en el horno nos sale cada vez más caro | Twitter

{Maridaje} Para musicalizar la lectura de esta columna, el autor propone Message In a Bottle, por Marcin Wasilewski

 

Tan absurdo como adjudicarles todos los males de la Argentina al gobierno de turno es exculparlo de aquello que sí le compete directamente. Con esa lógica, todo se reduce a los códigos tribuneros donde uno defiende y el otro ataca. Un blanco y negro siempre funcional a quien tenga la cintura y el olfato para sacarle provecho a la coyuntura. Y el que no juega a la grieta, pierde. 

La semana que termina fue de una intensidad política como hacía mucho que no se veía. A nivel nacional y provincial hubo una fuerte combinación de jugadas estratégicas, reclamos sociales, marchas y contramarchas legislativas, implosión en los partidos, gremios desorientados, malhumor social, encuestas -propias y ajenas- revelando lo mismo. En síntesis, la política a full, redefiniendo un país que se resetea cada cinco minutos y la dolorosa conclusión de que encima de que estamos en el horno, el gas ya cotiza en euros.

#¿Sincericidio? La fortísima suba de las tarifas movió las agujas de las encuestas. En todas, la inflación trepó al primer puesto y bajó a la inseguridad que lideró el ránking durante años. Aún admitiendo que era imposible mantener el sistema de subsidios de la gestión K y que los valores realmente estaban planchados, buena parte de los consultados se manifestó en contra de la forma en que se "sinceraron" los números. Gradualismo fue -y es- la palabra más citada, pero ya no sólo por usuarios y referentes de la oposición. Hasta funcionarios y legisladores del oficialismo entendieron el mensaje de la sociedad: el shock tarifario no le sirve a nadie. Mucho menos si la aspiración de Cambiemos es revalidarse electoralmente en 2019. Mientras tanto, el ministro Aranguren. como también sus detractores del palo propio y de la vereda de enfrente, vislumbran un final "modelo Futre".

#La siembra permanente. Ajedrecista nato, Cornejo culminó una semana extraña en términos de cosecha política. Tras el acuerdo/pacto/negociación con la referente de La Cámpora y el cristinismo mendocino, Anabel Fernández Sagasti, al gobernador se le abría la puerta para la ansiada ampliación de la Corte y, de paso, detonaba una furiosa interna en un peronismo cada vez más atomizado. Para el PD, la jugada no hizo más que "resucitar" al kirchnerismo local, que avaló la movida cornejista a cambio de avanzar con el proyecto de Juicios por jurado. Pero cuando aún resonaba la música de los brindis, el jefe de Diputados, Néstor Parés, anunciaba que el tratamiento del proyecto de reforma de la Corte se posponía hasta después del recambio legislativo. El hervidero pejotista había disparado esquirlas para todos lados y los votos que se daban por seguros ya no lo eran tanto. El parate momentáneo así lo confirma. 

#A la cabeza (de ratón). En su rol de presidente de la UCR, al gobernador le fue mejor. Cornejo le acercó a Macri una propuesta para menguar el impacto de la tarifa del gas. Sin ser la solución definitiva, el Presidente compró de buena gana y el oficialismo salvó -por ahora- la ropa. Agorero pero realista, Rogelio Frigerio advirtió que todavía faltan un par de años para poner en caja el tema de las tarifas. Normalizar fue la palabra que usó el ministro. El "ruidazo" porteño, agitado por varios líderes de los sindicatos más críticos al gobierno, dejó en evidencia que con el prorrateo de Cornejo no alcanza. Revisar a fondo el sistema tarifario es una tarea que el Congreso no puede postergar. Proyectos en danza hay de sobra. Cristina, Lilita, Pichetto, presentaron sus iniciativas y el debate no resiste más faltas de quórum. El raid mediático del mandatario mendocino lo dejó bastante bien parado en la consideración pública, pero su mensaje fue claro: no se ve como vicepresidente de un hipotético segundo mandato de Macri. Para Alfredo, mejor cabeza de ratón que cola de león.

#Ahorro, pero en serio. A las propuestas que presentó Cornejo le agregó el componente del ahorro como condición sine qua non para recuperar el equilibrio. "Tenemos que buscar la forma de bajar el consumo de gas. Ese es el mensaje de Cambiemos. Mendoza consume el doble que Santiago de Chile y Buenos Aires, el doble que Montevideo", dijo en TN. Es cierto que es necesario corregir malos hábitos de consumo, pero su planteo quedó como una bienintencionada arenga. Faltó atar cabos, ver la película completa. Para apuntar la idea del ahorro, ¿no debería haber un plan oficial para adecuar el huso horario? ¿Insistir con el horario corrido? ¿Hacer campañas de uso racional de los servicios básicos? Y ya que estamos, que los entes de control sean más exhaustivos con las proveedores de gas, luz y agua en cuanto a la calidad del servicio. Fiscalizar, por ejemplo, que cobren lo que efectivamente se gasta. Todo parece obvio, pero no lo es.

#Y de ellos serán las aulas. La pulseada de la DGE y el SUTE no tiene descanso. La raíz de la pelea sigue siendo la cuestión salarial y el bendito ítem aula. Con esa base para el conflicto, los rounds se suceden. Ninguno se puede descuidar porque una mínima distracción es una piña en el ojo. Esta vez la nota la dieron los alumnos de los Institutos de Educación Superior. La evaluación a estudiantes de 1º año tuvo un altísimo nivel de deserción e incluso alguna institución tomada. De 58 instituciones, en 10 hubo un fuerte ausentismo y en cinco nadie rindió la prueba. El gremio liderado por Sebastián Henríquez celebró este fracaso en lugar de lamentarlo. Se trata de alumnos de formación docente, es decir aquellos que el día de mañana educarán a los chicos mendocinos. No se trataba de un examen de ingreso sino de "una evaluación de diagnóstico que apunta a mejorar las trayectorias de aprendizaje" (Cunietti dixit). Un dato: el 80% de los que abandonan lo hacen en primer año. Como si el nivel fuera altísimo, evaluar para muchos es mala palabra. Así estamos.

#Pasemos a otro tema. El pataleo tarifario incomoda cada día más al gobierno nacional a tal punto que le urge cambiar la agenda pública para que la ola de mala onda y reclamos cese un poco. Para esto, en los próximos días volverá a la carga con la reforma laboral y con un tema puntual: el trabajo en negro. Buena parte de los empleos que se han generado en los últimos años no están en blanco y esto también preocupa a los gremios que hoy comulgan con Macri en el replanteo de las reglas laborales. En base a cuatro proyectos, Cambiemos buscará instalar la discusión acerca del trabajo y así no escuchar por un buen rato de boletas que queman en las manos.

Como para no aburrirnos, ahí están en un segundo plano -aunque de tanto en tanto roben cámara- el intenso debate por el aborto, los abusos en el mundo del fútbol, el crimen a sangre fría del colectivero y el chico asesino que quedó libre, los trapitos que se resisten a dejar la Ciudad, el anestesiólogo abusador, las 34.000 multas viales en sólo tres meses, el Estado bobo que paga juicios absurdos, la crisis de Carrefour, el "fenómeno" Godoy Cruz... 

Valga, a manera de respiro, la expectativa de que apenas faltan 54 días para el Mundial de Rusia. Una cuenta regresiva que, más que ninguno, el gobierno palpita segundo a segundo pensando en ese imprescindible respiro para atravesar la segunda mitad de un año más que intenso.

..........................................

#El Resaltador

Discutir, zarandear, tironear, sacudir

"Una superstición muy extendida convierte a las opiniones en pequeños recintos monoplazas amurallados que los demás no deben mancillar con dudas: 'Toda opinión es respetable'. ¡Vaya sandez! Las opiniones no son armaduras para encerrarse y defenderse del resto del mundo, ni características personales idiosincrásicas que está feo criticar así como nadie debe humillar a otro por ser patizambo o bizco. Toda opinión expresada crea una palestra, un espacio de debate donde se ofrece para ser cuestionada y recibir objeciones o aportes confirmatorios. La única forma aceptable de respetar una opinión es discutirla. Y 'discutir', esa bonita y esencialmente civilizadora palabra, proviene etimológicamente de un verbo que significa zarandear, sacudir, tirar con fuerza de una planta para ver si tiene raíces firmes. De modo que discutir una opinión es zarandearla y someterla a tirones para aquí y para allá, a fin de ver si está bien enraizada en la realidad o es simplemente flora superficial, bonita y aparente pero incapaz de resistir la menor ventolera argumental. No, todas las opiniones no son ni mucho menos respetables, pero todas las personas sí son respetables, opinen como opinen. No hay opiniones sagradas, pero en cambio todas las personas deben serlo".

{ Fernando Savater, filósofo y escritor español, de su columna Corrección política: héroes impertinentes }

..........................................

#LaDataFlora

19,2% es la inflación anual que pronosticó para la Argentina el Fondo Monetario Internacional (4,2 puntos por encima de la meta establecida por el Gobierno). En cuanto al crecimiento, lo calcula en el orden del 2%. Estos datos se desprenden del World Economic Outlook (WEO), el informe semestral de la entidad.

..........................................

#Lecturas

Por una repolitización del mundo, de Didier Fassin (siglo veintiuno editores, 232 páginas, $360)

En este libro, el brillante antropólogo Didier Fassin examina el mayor desafío al orden moral que hoy enfrentan las sociedades occidentales: extranjeros, refugiados, asilados e indocumentados en las grandes ciudades interpelan a los Estados y a su voluntad humanitaria. Las preguntas que plantean estas páginas son pertinentes para quienes piensan y diseñan políticas públicas, para los investigadores y para los ciudadanos todos: ¿quiénes tienen hoy derecho a una existencia digna? ¿Cómo trazan los poderes públicos la frontera entre los que se salvan y los condenados a la expulsión?

..........................................

#Tuiteado