Política No hay acuerdo en un tema polémico

El debate por el aborto dividió la cumbre del PRO

Durante el encuentro que se realizó ayer se escucharon voces a favor y en contra de la despenalización de la interrupción del embarazo. Qué pasaría si el proyecto se votara hoy.
Avatar del

MDZ Política

1/4
El debate por el aborto dividió la cumbre del PRO(Télam)

El debate por el aborto dividió la cumbre del PRO | Télam

El debate por el aborto dividió la cumbre del PRO(Télam)

El debate por el aborto dividió la cumbre del PRO | Télam

El debate por el aborto dividió la cumbre del PRO(Télam)

El debate por el aborto dividió la cumbre del PRO | Télam

El debate por el aborto dividió la cumbre del PRO(Télam)

El debate por el aborto dividió la cumbre del PRO | Télam

 La convención del pro que se realizó ayer en Parque Norte dejó dos cosas en claro: que la dirigencia del partido quiere la reelección del presidente Mauricio Macri y que no hay consenso en el tema aborto.

Tras hablar de los temas partidarios, el secretario general de PRO, Francisco Quintana, dio paso al debate más polarizante que planteó este gobierno, el de la posible legalización de la interrupción del embarazo.

El diario La Nación recogió los dichos de los dos oradores que más se destacaron, el diputado Sergio Wisky, de Río Negro, y  su par porteña Carmen Polledo.

Las palabras de Wisky, a favor de la legalización, fueron escuchadas con atención, pero en un clima de frialdad. Las de Polledo, quien se mostró en contra -una posición compartida por la mayoría de los dirigentes PRO- arrancaron cálidos aplausos de parte de los 300 políticos sentados en el salón principal de Parque Norte.

Comenzó Wisky, que señaló que se debía "respetar que hubo mujeres que han abortado" y "respetar al que piensa diferente". También puso de relieve su agradecimiento "al partido que tolera la diferencia" y señaló que "este debate tiene muchos años escondido".

"Me paro desde la convicción de la libertad. Las mujeres todavía no tienen esa libertad", aseguró el diputado rionegrino. "Soy médico, trabajo en terapia intensiva del Hospital de Bariloche", señaló. Y luego dijo que "el Estado no ha tenido las condiciones para proteger a la mujer".

Por su parte, Polledo se mostró firme en sus convicciones. "No creo que nadie pueda disponer de una vida. No parte de un derecho la discusión, sino de la coalición de derechos: la voluntad de abortar y de una vida por nacer", aseguró en el párrafo que arrancó los mayores aplausos.

"Queremos trabajar desde la razón, y desde los aportes de la ciencia. No desconozco los índices de mortalidad materna, pero creo que el Estado debe aportar otras herramientas", aseguró la diputada. "No creo prudente que por razones políticas se defina si el feto es un ser humano o no", advirtió. "Cuidado con comparar con legislaciones extranjeras. ¿Qué tipo de sociedad queremos? ¿Una niña de 13 años debe poder pedir interrupción del embarazo? ¿Qué pasará con los médicos?", se preguntó.

No pasaría

Un informe del portal Infobae indicó que si la ley para la despenalización de la interrupción del embarazo fuera tratada hoy, no sería aprobada en Diputados.

Si bien las posiciones están divididas, en tanto en los bloques de PRO como en los provinciales y el del Frente Renovador predominan quienes están en contra. En el FpV, principal impulsor del debate, tampoco hay un acuerdo absoluto.

Se espera que el debate llegue al Congreso en mayo, y que esté resuelto antes de junio.