Política Tráfico de inflluencias

Echaron a un funcionario clave de Irrigación

Fernando Gomensoro fue removido del cargo de secretario de Gestión Hídrica. Había sido denunciado por la Oficina Anticorrupción por las sospechas de tráfico de influencias para beneficiar a una empresa.
Avatar del

Equipo de Política de MDZ

1/4
Echaron a un funcionario clave de Irrigación

Echaron a un funcionario clave de Irrigación

Echaron a un funcionario clave de Irrigación

Echaron a un funcionario clave de Irrigación

Echaron a un funcionario clave de Irrigación

Echaron a un funcionario clave de Irrigación

Echaron a un funcionario clave de Irrigación

Echaron a un funcionario clave de Irrigación

 Fernando Gomensoro abandonó su puesto en la subsecretaría de Gestión Hídrica, el cargo político más importante del Departamento General de Irrigación. El funcionario había sido denunciado por la Oficina Anticorrupción por supuesto tráfico de influencias para beneficiar a una empresa constructora en las licitaciones de obras hídricas ejecutadas por el Prosap. 

A través de un comunicado, Irrigación indicó que el Superintendente General de ese organismo, Sergio Marinelli, firmó ayer "la Resolución Nº 149/18 dejando sin efecto el nombramiento del ingeniero Fernando Gomensoro como Secretario de Gestión Hídrica del DGI".

De todas maneras, en la misma resolución se dispone que Gomensoro se dedique a otra tarea: "La coordinación técnica de los equipos dedicados al estudio y tratamiento de la problemática que los cursos de aguas interjurisdiccionales implican en general, y de manera particular al conflicto con la provincia de La Pampa por el río Atuel".

"Sabiendo su capacidad de trabajo, cualidades técnicas y conocimiento, confío que podrá estar al frente de esta nueva misión", afirmó Marinelli.

Con respecto al caso que involucra a Gomensoro, Marinelli indicó que "institucionalmente, desde este organismo, se garantizará el acceso a toda la información que sea necesaria y requerida en el proceso de investigación".

El Prosap es el programa nacional por el que se encausan los recursos para financiar obras para mejoras en el agro. Gran parte de las obras hídricas se ejecutan con esos fondos y allí es donde está el foco de la sospecha de la Oficina Anticorrupción. En base a denuncias anónimas y cruce de información, creen que Gomensoro y sus ex socios de la consultora Hydrotec usaron sus influencias para favorecer a la empresa constructora CEOSA, quien que se quedó con la mayoría de las licitaciones de obras finaciadas por el Prosap. Es que Gomensoro y sus socios fueron parte del Prosap y a la vez tenían la consultora. Los indicios hallados por la OA apuntan a que tenían influencia de los dos lados del mostrador: preparando las licitaciones en el Prosap y luego asesorando a CEOSA. 

En principio se cuestionaron dos obras en Catamarca. Pero el mismo circuito podría haberse ejecutado en Mendoza, pues CEOSA fue la adjudicataria principal de obras hídricas financiadas por el Prosap y ejecutadas bajo en manto de Irrigación. Gomensoro estuvo, en distintos momentos, en todos esos sitios. Incluso la consultora que fundó actualmente es socia de CEOSA en obras de energía renovables. Gomensoro asegura que renunció a Hydrotec antes de que se concretara ese negocio.