Cagar más alto que lo que da el culo (En 100 palabras y una encuesta)

La cultura del abuso y el derroche, como si fuera un "derecho", está inserta en el ADN argentino. Que alguien avise que no tiene sustento.
Avatar del

Gabriel Conte

1/2
Cagar más alto que lo que da el culo (En 100 palabras y una encuesta)

Cagar más alto que lo que da el culo (En 100 palabras y una encuesta)

Cagar más alto que lo que da el culo (En 100 palabras y una encuesta)

Cagar más alto que lo que da el culo (En 100 palabras y una encuesta)

 Ni siquiera lo que sobra debería ser derrochado. Eso habla de una cultura dispendiosa y, por lo tanto, egoísta. Derrochar lo que falta, lo que no es propio sino de todos, lo que escasea notoriamente, resulte una aberración. Pero los argentinos hemos sufrido numerosos lavados de cerebros desde que nos metieron en la cabeza que "nos sobra de todo", "somos una potencia mundial", " tenemos todos los climas" o, sin más, "somos los mejores". Nada de eso. Somos parte de la misma humanidad que ha hecho trizas al mundo y entonces, ahorrar agua, electricidad, gas y plata resulta una obligación.