Así se maneja la "cooperadora" del Partido Obrero

La concejal que denunció a su propio partido habló con MDZ Radio. Por la "administración de recursos", tuvo que buscar otro trabajo para llegar a fin de mes.
Avatar del

MDZ Política

1/2
Silvina Licata(Facebook)

Silvina Licata | Facebook

Así se maneja la "cooperadora" del Partido Obrero(Prensa Partido Obrero)

Así se maneja la "cooperadora" del Partido Obrero | Prensa Partido Obrero

Silvina Licata (27) es concejal en Godoy Cruz, cargo al que accedió tras ser candidata del Partido Obrero. Ayer, confirmó que dejó de integrar el PO hace meses y acusó a este espacio por haber utilizado una tarjeta de crédito a su nombre para comprar smart TV y hasta una Playstation. ¿Cómo llegó a pasar algo así?

En diálogo con MDZ, Licata manifestó que, al igual que todos los compañeros de partido que llegan a un cargo electivo, al asumir tuvo que entregar al PO sus tarjetas de débito y crédito, perdiendo manejo de sus propias cuentas. Como "contraprestación", el partido le daba 14 mil pesos en efectivo, sin que se pueda comprobar el origen de ese dinero.

Tanto el PO como el PTS manifestaron hace años que un legislador debía cobrar lo mismo que un docente. Lo que ocurrió es que no hubo una renuncia al excedente: cada concejal, diputado o senador cobraría la totalidad del sueldo y donaría "lo que sobre" a una cooperativa o lo usaría para hacer política. Lo que no había quedado claro es que ni siquiera eran los legisladores los que cobraban el sueldo, sino el partido.

En el caso puntual de Licata, ella contó que con esos 14 mil pesos que le pagaban en efectivo tuvo que afrontar gastos propios de gestión, como el sueldo de un asesor en el Concejo de Godoy Cruz. Además, planteó que al no llegar a fin de mes, siendo concejal tuvo que trabajar de moza en un boliche. "Mi último bono fue de $56.000. No tengo idea de lo que hacían con el resto del dinero", remarcó.

A fin del año pasado, la concejal dio de baja a las tarjetas que había entregado al partido, pero tuvo que tomar otra decisión paralela: renunciar al PO. Sin embargo, una tarjeta quedó activa y la edil denunció que siguieron utilizándola para, entre otras cosas, comprar un smart TV que fue entregado en la sede partidaria y una consola Playstation.

"Cuando fui al banco me encontré con que habían hecho compras en una página de internet por 1.000 dólares, más una Playstation, más viajes y gastos de promoción de publicaciones en Facebook", manifestó. "Nadie tiene noción de adónde va a parar toda esta plata", agregó.

Asimismo, precisó que quien maneja la "cooperadora" es el apoderado del partido, Martín Rodríguez.