Rubinstein fulminó a Kicillof por el manejo de la pandemia

Rubinstein fulminó a Kicillof por el manejo de la pandemia

El exministro de Salud criticó al gobernador bonaerense por el mal manejo de los datos de casos. Además cuestionó el cierre de las escuelas.

MDZ Política

MDZ Política

Adolfo Rubinstein, exministro de Salud de la Nación durante la presidencia de Mauricio Macri, atacó la “reinterpretación” y el “acomodo” que, desde su perspectiva, hizo el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, de los indicadores epidemiológicos para autorizar las clases presenciales.

En su cuenta de Twitter, el exfuncionario comentó que “la presión social pudo más que la obstinación absurda del gobierno de la provincia de Buenos Aires y el nacional”. Además, aseguró que Kicillof “reinterpretó los datos”, refiriendo que se tomaron en cuenta los casos por inicio de síntomas, que son 401 cada 100.000 habitantes, en vez de los casos por fecha de diagnóstico, que resultan 719 cada 100.000 habitantes.

“Esto subestima el número real y lo pone por debajo del indicador de apertura del DNU. Como dijimos tantas veces, el gobierno toma las decisiones y luego sus asesores “científicos” acomodan los datos para justificar esas decisiones políticas ex-post”, agregó.

“No sólo nunca deberían haber cerrado las escuelas, sino que ahora no pueden explicar sus decisiones previas. El presidente acusó hace pocos días a los gobiernos provinciales que querían sostener la presencialidad de ‘jugar con fuego’... ¿Qué le dirá ahora al gobernador Kicillof?”, aseguró.

Tanto Kicillof como el presidente Alberto Fernández fueron duros críticos con las provincias que mantuvieron la presencialidad escolar, contra lo que disponía el DNU del gobierno nacional.

“Están jugando con fuego y lo que lamento es que ese fuego va a quemar a la gente”, dijo en aquel momento Fernández, refiriéndose a la Ciudad de Buenos Aires, Córdoba y Mendoza.

Ayer, el gobernador bonaerense señaló: “Tenemos que cuidar la presencialidad. Falta mucho para que se reduzcan los números a los niveles deseados. Los primeros días habrá un trabajo preparatorio. Desde el lunes volverán las autoridades y desde el miércoles, con protocolos, volverá la presencialidad, según disponga cada establecimiento”.

Soledad Acuña, ministra de Educación porteña, comentó en CNN Radio que la decisión provincial “fue una sorpresa, pero más que eso fue alegría, porque era una decisión necesaria y que era posible por lo que podíamos ver nosotros (refiriéndose a la Ciudad) con nuestra evidencia. Es seguro y posible. Sabemos el daño enorme que provoca que los chicos no vayan a la escuela”.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?