Triunfo de Cristina y deterioro del sistema electoral

Avatar del

Carta Abierta Mendoza

Triunfo de Cristina y deterioro del sistema electoral

Triunfo de Cristina y deterioro del sistema electoral

Se sabía: Cristina de Kirchner iba primera en todas las encuestas previas para provincia de Buenos Aires, aún en las oficialistas. Por eso olía a alegría prefabricada el prematuro festejo televisivo del gobierno el día domingo: la supuesta victoria de Cambiemos no era tal.

Igual, el simulacro oficial logró que muchos ciudadanos no adviertan que el gobierno perdió en la provincia que implica a casi el 40% del electorado nacional. No tenemos aùn resultados oficiales, pero el candidato Bullrich ya ha declarado que Unidad Ciudadana ha ganado en esa crucial provincia. El sitial en que el gobierno de la derecha ideológica argentina ha puesto a Cristina de Kirchner, como si ella representara lo peor (en vez de lo mejor, que efectivamente representa), llevó a que en ese distrito se jugara el capítulo central de la disputa en las PASO. Y la ex-presidenta y su proyecto han salido ampliamente airosos, a pesar del ataque judicial y mediático, de la injuria y el agravio permanentes, a pesar del poco presupuesto publicitario y la campaña de baja intensidad, apesar de algún candidato que parece que sólo existió a fin de quitarle sufragios.

Ello no impide advertir la enorme manipulación de los datos hecha al servicio del gobierno de turno, que es el del poder empresarial y del stablishment en su conjunto. Nos acostamos el domingo creyendo que el gobierno había ganado en las provincias de Buenos Aires y Santa Fe, nos despertamos el lunes viendo que había perdido en ambos espacios. Pero para que ello se reconociera hubo conciliábulos, llamadas telefónicas, desmentidas periodísticas, idas y vueltas de todo tipo que son impropias de un sistema electoral normal.

Que la empresa encargada del procedimiento electoral sea afín a los negocios privados del presidente, es un pésimo precedente. Ya había una conferencia de presa de diputados del FpV alertando al respecto, y sus vaticinios fueron lamentablemente confirmados. Que haya que protesar públicamente para saber resultados, también es de lamentar. Que se demore 10 días el escrutinio en prov. de Buenos Aires sin saber oficialmente quién ganó, es digno de una de las curiosidades de Ripley.

Peor aún es el caso de las innumerables denuncias recibidas en el canal C5N sobre mesas en que la ex-presidenta figura con 0 votos (cero!!), y hay personas que testifican haberla votado. O los 4000 votos diferenciales que aparecen en La Plata, tras el conteo definitivo. Estas situaciones ya son irregularidades extremas, que dan indicios de posible fraude estructural.

Para colmo, echando nafta al fuego, el gobierno pretende que con voto electrónico no existirían estas enormes irregularidades. Rechazamos absolutamente el voto electrónico, obviamente presentado a fines de que este tipo de anormalidades resulten menos controlables.

A pesar de este cúmulo de situaciones, todo parece indicar el triunfo de Cristina Fdez. de Kirchner. No se tapa el sol con un dedo. Las políticas de un gobierno de CEOS y gerentes, sólo sirven a los de más arriba en la escala de ganancias: la población los ha castigado en la principal provincia del país. Y ello ha acontenido A PESAR de las múltiples irregularidades detectadas (que llevan a pensar en la posibilidad de otras no detectadas).

SALVEMOS EL SISTEMA ELECTORAL ARGENTINO. Garanticemos su credibilidad. Exijamos al gobierno cumplir con las reglas del juego democrático y las garantías de elecciones limpias. Está en juego nada menos que el sostenimiento de las reglas elementales en que se sostienen la cohesión y la paz social.-