Qué, cuándo y cómo: la merienda en las escuelas

Algunas aclaraciones de la ministra de Salud ante inquietudes y comentarios que cuestionaban los cambios en las prestaciones alimentarias que aplicamos para este año escolar.
Avatar del

Claudia Najul

1/2
Qué, cuándo y cómo: la merienda en las escuelas(Internet)

Qué, cuándo y cómo: la merienda en las escuelas | Internet

Qué, cuándo y cómo: la merienda en las escuelas(Internet)

Qué, cuándo y cómo: la merienda en las escuelas | Internet

Esta semana hubo algunas inquietudes y comentarios que cuestionaban los cambios en las prestaciones alimentarias que aplicamos para este año escolar. Ciertamente, puede haber comentarios bien intencionados, pero en un año electoral, a veces se siembran dudas para cosechar votos. Por eso, resulta oportuno socializar las mejoras que instrumentamos.

Durante 2017, dispondremos cada día, entre meriendas y viandas de comedor, unas 280.000 raciones en escuelas e instituciones educativas, eso implica una inversión, de alrededor de 50 millones de pesos por mes.

La lógica fría de los presupuestos, considera que a esos 50 millones de pesos los gastamos; la lógica social, indica que los invertimos. Los invertimos en la buena alimentación de los niños en cuyas manos pondremos nuestra sociedad en algunas décadas.

Además de extender numéricamente la cantidad de raciones, iniciamos el calendario con antelación. Mientras otros años los chicos tenían sus meriendas recién los primeros días de abril, este año, desde el pasado lunes, los estudiantes están recibiéndolas en más de 1500 establecimientos educativos.

En tercer término, instrumentamos cambios en función de criterios nutricionales. Constatamos que un tercio de los niños mendocinos sufre de obesidad; la obesidad es un vehículo hacia otras patologías como por ejemplo las cardíacas, y está, en muchos casos, ligada a los hábitos alimentarios.

Por eso, reducimos el panificado en grasas de modo de hacerlo más saludable, e incorporamos dos sándwiches con queso que, en conjunto con la leche, brindan el aporte de calcio necesario en la merienda semanal. En cuanto a la merienda reforzada aparte de la leche y el queso blanco se incorpora fruta, pan y bizcochuelo como opcionales. Queremos que los chicos crezcan con buenos hábitos alimenticios y buscamos corregir esas alarmantes cifras de obesidad que, en departamentos como General Alvear, alcanza el 50% de la población escolar.

En cuarto lugar, salimos de la lógica de la masividad y buscamos identificar casos concretos, particulares. En este sentido, empezamos un trabajo de promoción del menú para chicos con celiaquía, porque muchas veces no recibían su merienda diferencial pese a que tenían su diagnóstico.

Finalmente, fortalecimos controles de gestión y detectamos casos de niños que requieren asistencia alimentaria especial. Sobre ellos hemos puesto esfuerzo y recursos para que reciban lo que precisan y tengan un buen desarrollo físico y cognitivo.

Hemos instrumentado cambios en diversos aspectos, pero con una línea directriz común: llegar a más chicos, de mejor modo e influir positivamente en su desarrollo corporal y emocional. Adicionalmente, generamos mecanismos de auditorías y control que nos ayudarán a maximizar los recursos y mejorar sustancialmente la atención.

En 2017, los chicos tendrán una mejor atención alimentaria, más saludable, durante más semanas y atendiendo particularidades. Este año, las meriendas de las escuelas públicas de Mendoza, son más y mejores.


Claudia Najul

Ministra de Salud de la provincia