opinión

Estar a favor del aborto es ir en contra de la libertad

Que la discusión no es "sí o no" sino "legal o clandestino", es cierto. Pero como ferviente defensora de la libertad como derecho fundamental e intrínseco del ser humano por el solo hecho de ser, no puedo estar a favor.

Estar a favor del aborto es ir en contra de la libertad

Creo que en estos días todos nos dimos la oportunidad, o nos vimos obligados, a participar en alguna discusión sobre el tema. Lo pensamos, lo compartimos, en lo personal me dí la posibilidad de escuchar distintas opiniones, puntos de vista, historias aparentemente reales contadas en primera persona por quienes presenciaron alguna situación, y digo aparentemente porque me lo contaron, no lo vi, pero con conciencia de la sociedad en que vivimos y con las falencias que todos vemos en tantos ámbitos es fácil creer que son historias verídicas.

Me costó llegar a una conclusión, mucha información, muchas realidades, muchas verdades. Que la discusión no es "sí o no" si no "legal o clandestino", es cierto, en eso estoy de acuerdo. Los videos conmovedores de parejas recibiendo bebés adoptados que llegaron allí porque sus mamás eligieron seguir adelante con el embarazo. Que la falta de efectividad de los métodos anticonceptivos femeninos y de los masculinos qué. Que si legalizamos el aborto también legislemos para que las obras sociales privadas o el gobierno cubran tratamientos de fertilidad de un costo muy elevado para quienes sí quieren ser mamás y no pueden, esto me pareció genial y conozco muchísima gente en esta situación, es realmente muy triste y muy caro. Que la legalización del aborto tiene que ver con que "las pobres" no mueran y "las ricas" se salven, era algo casi textual y si bien entiendo que las personas más afectadas son las de bajos recursos me parecieron fundamentos innecesarios que siento hacen que se vaya desvirtuando un poco el foco. Y un sin fin de etcéteras que todos pudimos ver hayamos o no tenido ganas o necesidad de involucrarnos en el tema. Y seguía sin poder llegar a un punto de vista que internamente me de paz, me parecía todo muy confuso y mucha información.

Hoy me conecto al mundo y leo la noticia, el veredicto es positivo, ya es casi un hecho la despenalización del aborto en Argentina, una amiga que está de viaje comparte la foto de una pantalla de un noticiero en Noruega en donde figuraba el titular con la noticia. Y por supuesto todas las redes de festejo de color verde y quienes no estaban de acuerdo manifestando su sentir y pensar también. Me invadió una angustia muy fuerte y ahí pude llegar claramente a darme cuenta cuál es mi punto de vista al respecto y por qué.

Estar a favor del aborto es ir en contra de la libertad y soy una ferviente defensora de la libertad como derecho fundamental e intrínseco del ser humano por el solo hecho de ser. No estoy a favor de ninguna situación en la que alguien decida sobre si otra persona es o no es. Creo que al estar legalizando el aborto puede que cambie la situación de chicas que antes morían por esta práctica en lugares clandestinos realizados por seres humanos con baja o nula moral, eso creo que es indiscutible y me parece bien. Pero si nos quedamos acá sinceramente creo que nada sustancial va a cambiar, esto sin menospreciar la cantidad de vidas humanas que se van a salvar al ser esta una práctica con todo lo que se precisa para que se realice correctamente. Creo que todas las personas que salieron a marchar y a pedir porque el aborto sea legal deben continuar su "lucha" por lograr cambios fundamentales que a mi parecer vienen aparejados con la contención de aquellas personas que sí nacen, desde el momento de la concepción. Creo que sería bueno que vayamos a la situación de raíz, que para mí son los niños y con procurarles desde que son concebidos el alimento y el medio propicio para que puedan desarrollarse. Albino trabaja mucho en este tema y lo hace lo mejor que puede con las herramientas con que cuenta, fui voluntaria activa por un tiempo. Y de allí la educación y de nuevo un sin fin de etcéteras que si sigo ya se transforma en un capítulo de acción social.

El punto es que si antes era ilegal y las chicas morían y ahora no, está bien, creo que no hay que dar tantas vueltas porque es así. Pero sí me parece que sería bueno que se siga trabajando en otros aspectos que son los que van a transformar realmente a nuestra sociedad, como digo siempre, comenzando por nosotros mismos. Con el aborto se pasan por alto mínimo dos derechos de una persona que no pudo expresarse: el de la vida y el de la libertad.

Felicito por su logro a quienes han invertido en este proyecto dos de los recursos que considero más valiosos en nuestra vida, la energía y el tiempo, porque creo que ahí es donde cada uno se manifiesta como ser único e irrepetible. Ojalá que este logro en el que se ven coartados la vida y la libertad de tantos otros seres únicos e irrepetibles que no pudieron ser sirva como motivación para que aún libre y gratuito el número de abortos baje en cantidad. Que ojalá pronto podamos celebrar otros logros que entre todos consigamos como sociedad.

Para finalizar les propongo que todos dejemos de "luchar" (lucha: del latín lucta, combate cuerpo a cuerpo) y cambiemos el paradigma con el cual abordamos temas. Propongo "unión a favor" (unión: del término latino "unus", uno. (...) una persona o grupo de personas se unen a otras. ¿Y acaso no es esto lo que buscamos?). Básicamente prestemos un poco más de atención a las palabras, en vez de lucha que separa tratemos de unirnos a favor de algo, les aseguro que con eso también estamos cambiando mucho.

Sí a la libertad con responsabilidad, sí a la vida.

Opiniones (1)
19 de junio de 2018 | 22:40
2
ERROR
19 de junio de 2018 | 22:40
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Excelente!!!! Viva la vida! !!!Nadie, bajo ningu concepto ni excusa,;tirne derecho a decidir si otro tiene o bo derecho a la vida
    1