F. Croce

¿Discutir por el aborto? ¡Si vivimos en Disneylandia!

Desde que se puso de moda la grieta, esta aparece en prácticamente todos los temas de debate. Pero en esta columna, analizamos algunas opiniones que parecen de un bello y perfecto mundo de fantasía.

Yo en esta columna no te quiero convencer para que digas "sí" o "no" a la ley que tratará el aborto legal. Considero y he escuchado posturas absolutamente respetables en ambas veredas, y a vos, que estás leyendo, no te quiero convencer de nada.

No estoy de acuerdo con los gritos, o el trato agresivo o patotero de algunas militantes. Tampoco estoy de acuerdo con la toma de colegios por este tema. Y sí, pienso que en la panza de la embarazada hay una vida.

Sin embargo, quiero hablar del mundo ideal, al que yo llamo "Disneylandia", que son las justificaciones que utilizan algunos de los que se identifican con el pañuelo celeste para enarbolar como opción o consejo a las que están pasando por el drama y la desesperación de considerar un aborto; porque NO ESTÁN HABLANDO DESDE LO REAL y porque justamente por esos argumentos (por la falta de educación, por la falta de políticas públicas, por la falta de oportunidades y de protección) es que se llega a la instancia final y más dolorosa. Porque nadie quiere alegremente abortar.

He leído en redes sociales: "sea legal o ilegal, los riesgos de muerte para una mujer son los mismos. No existe el aborto seguro". A ver... ¿Usted me está queriendo decir que si yo me tengo que operar del corazón y lo hago en lo de mi vecina Porota, corro los mismos riesgos que si me opero en un hospital o en una clínica con profesionales capacitados?

He leído en redes sociales: "Que aprendan en el colegio educación sexual, que para eso se luchó". Pues hay una ley de educación sexual defectuosa, ya que no comunica a las escuelas ningún tipo de currícula que tienen que tratar, por lo tanto cada establecimiento educativo puede decidir sobre el tipo de educación sexual que se les de la gana. Mientras algunas pueden hablar sobre métodos anticonceptivos en su integralidad; otras pueden establecer que, como no están de acuerdo con los métodos anticonceptivos, solamente cumplen con la educación sexual dando "aparato reproductor" o el método Billings de ovulación natural. Esto es real en Mendoza, sé de padres que han discutido fuertemente con directivos de colegios públicos que militan en organizaciones y movimientos religiosos, y han recibido una negativa absoluta a la hora de pedir que se enseñe sobre anticoncepción. Repito: escuelas públicas.

He leído en redes sociales: "Ahora les dan anticonceptivos gratuitos en todos lados. ¡Qué los usen antes!". En los Centros de Salud "Disneylandia" tampoco sucede. Deberían conseguirse anticonceptivos masculinos y femeninos, pero esto muchas veces no es así. Conozco casos de médicos que, por creencias religiosas o culturales no están de acuerdo con la utilización del preservativo o de las pastillas -menos todavía de la instalación de un dispositivo intrauterino- y tratan de disuadir al paciente -que en la mayoría de las veces se trata de personas que se encuentran en desventaja intelectual o sin las herramientas para discernir o valorizar la palabra del profesional, sino que la toman como "palabra santa"- y convencerlos de que no los usen cuando van a buscarlos. Esto por un lado... y por el otro, el Estado falla reiteradamente en la distribución de los mismos. A veces es por temas de presupuesto, otras por burocracia, otras por desidia: lo cierto es que la gente va a buscarlos, y se encuentra con que no hay.

He leído en redes sociales: "¡Que los den en adopción!". Cuando hablan de la adopción, me generan risa. Aquí el mundo ideal de Disney se despliega en todo su esplendor... o por lo menos, creo que hay gente que se imagina la adopción como si fuera "Rincón de luz", el topísimo hogar de huerfanitas de Cris Morena en "Chiquititas"... en vez de pensar en el tortuoso sistema de adopción en Argentina que jamás funcionó bien, y por el cual hay muchísimos chicos que directamente pasan toda su infancia en las Casas Cuna, en lugares que muchas veces literalmente se vienen abajo o en los cuales pasan privaciones, maltratos, abandono y más. Aquí no es como en Estados Unidos, donde una chica o pareja puede decidir dar en adopción a un bebé, encontrar a la pareja adoptante, conocerla y permitirle compartir las instancias del embarazo, para asegurarse de que el niño irá a un buen hogar.

He leído en redes sociales: "es exageración, dicen números terribles de mujeres que abortan. Nadie sabe nada". Es cierto, nadie sabe nada de cuántas son las que abortan, pero si se sabe dónde ir a abortar: los domicilios de lugares para ir a hacerse uno de estos procedimientos se manejan y consiguen fácilmente, al igual que los de las farmacias para conseguir el misoprostol. Solamente hace falta tener la plata. ¿Algún fiscal allanó algo, alguna vez?

He leído en redes sociales: "Ahí la ves a Florencia de la V, un hombre disfrazado de mujer, que jodió hasta que pudo tener hijos, y ahora lucha por matarlos". Insultar, descalificar para oponerse a alguien es de una ignorancia tal que no vale la pena ni discutir. Florencia de la V no es un hombre. Es una mujer trans. Una persona a la cual se le reasignó su sexo femenino porque biológicamente nació con una genitalidad determinada que no concordaba con su psiquis y su visión de individuo actor en el mundo. Por eso para la ley es mujer, y por eso es madre.

El aborto es algo espantoso. La mujer que lo considera no es una mujer contenta y feliz, que alegremente tiene sexo porque piensa "bueno, cualquier cosita, después aborto". Y para ayudar a que se frene la clandestinidad y no se mueran más chicas, lo que hay que hacer es visibilizar esta problemática. Exponerla.

Las mujeres que conozco y que no quieren que esta ley vea la luz tienen valores religiosos que rigen en sus vidas y decisiones. Las respeto profundamente y con muchas, los comparto.

Las mujeres que conozco y quieren que esta propuesta sea ley, no quieren matar niños. Quieren que no se mueran más chicas arriba de una mesada mugrienta con perejil, cucharas o agujas de tejer en su bajo vientre. Porque esas chicas en su angustia se han decidido, y lo que van a hacer, lo van a hacer igual. El aborto se hace en la Argentina: la cuestión es si nos importan esas mujeres en situación límite o no. Porque los que quieren pararlo... ¿Cómo van a hacerlo, si miran para otro lado? 

Que la educación sexual se imparta en serio.

Que los métodos anticonceptivos se consigan.

Que la justicia investigue.

Que el Estado funcione. 

Opiniones (21)
16 de agosto de 2018 | 17:03
22
ERROR
16 de agosto de 2018 | 17:03
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. el problema no reside en la discusion de la despenalizacion del aborto. Hay posturas a favor y en contra y como dice Croce, todas son validas...el problema es la vanalizacion que se ha hecho en argentina respecto de este tema (lo dice alguien que mira esto desde el exterior). En pocas palabras, aquí resumo lo que siento: es super importante este debate, sin dudas..pero nuestro país tiene problemas mas relevantes que atender...porque no se ven actores, instagramers, tuiteros, y toda esa fauna de las redes sociales pidiendo, por ejemplo, por la garrafa de gas accesible para la gente de rodeo del medio? y por la desnutrición infantil en chaco? y por la gente que no llega a fin de mes? y por la inseguridad general y la posibilidad de no saber si cuando salís vas a volver a tu casa vivo y completo? la respuesta es simple: nada de eso es cool...el aborto y todo el debate se ha vuelto cool, es tema de redes sociales, de influencers, como se les llama....repito, es una discusión importante, pero nuestra sociedad tiene problemas mas graves que atender, que quedan diluidos ante esta mediatizacion infernal del tema.....el publico general, los politicos, los actores, los influencers, deberían poner las cosas en contexto y usar el sentido comun......no?
    21
  2. Bla bla bla
    20
  3. La pregunta es ¿porque se suben a una mesa sucia con perejil? ¿qué las lleva a eso? ¿qué las angustía? ¿LA SOLUCIÓN ES EL ABORTO?. El autor de esta nota dice: Y para ayudar a que se frene la clandestinidad y no se mueran más chicas, lo que hay que hacer es visibilizar esta problemática. Exponerla....pero esto no lleva A TENER QUE LEGALIZAR EL ABORTO...o hablar con la e, que desde ahora se diga matria y no patria...PARA PROTEGER A LA MUJER NO ES NECESARIO LEGALIZAR EL ABORTO...
    19
  4. Argentina, o un extremo o el otro, miles opinando sin realmente informase, todos siguiendo una bajada de linea, por redes sociales, obvio, única fuente de verdad y sabiduría (lo digo tanto de un lado como del otro). Creo particularmente que TODA persona que esté 100% segura, nuevamente, de un lado o del otro, en realidad NO SABE NADA. Básicamente, con los dos extremos que se manejan, y haciendo un paralelismo, es como si nos pierde la canilla, y en lugar de cambiar el "cuerito" (arreglar el problema de raiz), ponemos un tacho abajo, para contener el agua. Soy estudiante de ciencias de la salud, estudié mucho el tema y me informe lo suficiente, así y todo no estoy convencido 100% ni de una postura ni de la otra, como puede alguien que no tiene ni la mas mínima idea de lo que es un feto, un embrión, una tasa de mortalidad, datos sacados de uno vaya a saber dónde, etc etc etc, sobre si está bien o mal el aborto? todo bien con los actores, periodistas, militantes, etc etc, esto es una democracia y todos podemos y debemos opinar, pero sin saber ni el 1% del tema en cuestión, como pueden estar tan seguros de uno u otra postura? simple, una bajada de linea, via redes, de las cuales nos ponemos la camiseta, sin saber ni preguntar absolutamente nada, somo titeres, pan y circo.
    18
  5. Pirupipom, la legalización de la droga quizá termine con el narcotráfico, pero no va a terminar con el problema del consumo de droga. Si es más fácil conseguir drogas o realizarse un aborto, van a ver muchos más drogadictos y abortos
    17
  6. Muy buena la columna Fede. Yo también creo que ahí hay una vida, pero me parece espantoso el nivel de agresividad de algunos militantes de ambos bandos. No me gusta la idea de legalizar el aborto, pero tampoco me gusta la idea de que se sigan practicando en la clandestinidad. El objetivo para mi es reducirlo, y eso es imposible lograrlo sin edicación ni anticoncepción.
    16
  7. Muy buena la columna Fede.
    15
  8. Buena nota. Karma, lo de la droga es así, la legalización es el fin del narcotrafico. El resto es educación
    14
  9. Me gusto tu opinion y contrario a lo que piensa "gquinteros" me parece muy solido tu pensar y sentir. Quizas no lo entendio, quizas no quiera entenderlo. Igual, esta muy bien que opine. Esa es la idea que seamos libres de expresarnos. El punto va en la descalificacion....inutil, torpe.
    13
  10. ESTE TEMA LO INSTALÓ Y PROMOVIÓ EL GOBIERNO JUSTAMENTE PARA DIVIDIR MAS A LA GENETE Y QUE SE HABLE DE OTRA COSA MIENTRAS EL ISPA SE LES PRENDE FUEGO. QUE MEJOR PARA DISTRAER QUE UN TEMA BIEN POLÉMICO ...
    12