En foco

Zoológico: muchas manos, poca plata

La gestión de Mariana Caram está cercada por las ofensivas de los opositores y el estrecho margen para disponer de recursos. Ecologistas y fiscales, los nuevos actores.

El Zoológico se convirtió en el melodrama perfecto. Crisis, intrigas, sospechas, mentiras, ocultamientos, acusaciones, juicios, policías, sangre, sudor y lágrimas son los componentes que rodean al conflicto que mantiene el Gobierno, más específicamente la Secretaría de Ambiente, con un importante sector de los trabajadores, que las autoridades denominan "sindicalizados", que responden a ATE; sumado a los apretados recursos monetarios cuyos usos están siendo cuestionados. En el medio quedan los cientos de animales que pueblan el predio y que, por unas peleas entre personas, sus existencias quedan expuestas.

Los recursos que cuenta la directora del Zoológico, Mariana Caram, de por sí son acotados suficientes para funcionar con lo justo: 24 millones de pesos para este año, de los cuales lleva ejecutado alrededor de la mitad, mientras que el resto ya tiene destino preestablecido. De esos recursos, cerca de 2,5 millones de pesos corresponden al adelanto que le otorgó la Legislatura en marzo en el marco de una "emergencia ambiental" que se dividieron entre el pago de alimentos a los animales, y las compras en materiales para arreglos, medicamentos y los estudios de necropsias. Sin embargo, el justicialismo tiene sus reservas y exige una rendición de cuentas ante los legisladores, actitud que, si bien al oficialismo parece no intimidarlo, sí causa cierto resquemor dado que "no levantaron las mismas banderas de transparencia" ante gestiones pasadas.

A los recursos ordinarios hay que sumar 5 millones de pesos que el Gobierno provincial destinó en el Presupuesto 2016 al proyecto Ecoparque. Se trata de menos de la mitad de lo que los diputados oficialistas Omar Sorroche y Tadeo García Zalazar, autores del proyecto, habían prometido el año pasado: entre 10 y 16 millones de pesos anuales, con un sustancial incremento presupuestario para los próximos tres años, cuando se llevaría a cabo el grueso de las obras. Con los recursos destinados para el Ecoparque, Ambiente está trabajando en el control de natalidad y las mejoras en los recintos. 

Pero el dinero no es suficiente para frenar lo que, a todas claras, es una crisis, y no solo estructural, también de índole política. A las autoridades del Zoológico y los trabajadores vinculados a ATE se sumaron las organizaciones animalistas que fueron convocadas a realizar trabajos voluntarios en el Zoológico. Esta decisión no fue bien recibida por los empleados del Zoo, quienes ven detrás de esto una especie de "intromisión" avalada por Caram y el Jefe de Gabinete de Ambiente, Eduardo Sosa, ambos funcionarios vinculados a las ONG ambientalistas.

De hecho, la figura de Jennifer Ibarra, la cara visible de Fundación Cullunche, es la que más rechazo causa entre los sindicalistas, no solo por un pasado de acusaciones cruzadas y la revisión que la veterinaria hizo del hipopótamo hembra herido, sino porque levantó polvaredas con sus sospechas públicas sobre el destino del cadáver de la pantera negra fallecida hace unos días, dando a entender que su destino fue el tráfico ilegal de pieles, lo cual quedó descartado poco después tras excavar las fosas donde entierran a los animales muertos.

No en vano interviene la Justicia provincial, en este caso a través de los fiscales especiales Santiago Garay, por los quince ciervos que fallecieron por envenenamiento, y Claudia Ríos, que lleva adelante la investigación por el caso del hipopótamo. Tanto el Gobierno como ATE y la oposición (que tomó una postura favorable a los sindicalistas) esperan que se resuelvan los casos, estrechamente vinculados al conflicto central, para demostrar quien dice la verdad.

Las autoridades de Ambiente y el Zoológico están en una etapa clave. Deben gestionar un espacio público de alta sensibilidad social con pocos recursos, subsanar los graves padecimientos estructurales que padece el zoológico e intentar solucionar el fuerte conflicto con buena parte de los trabajadores, además de seguir adelante con el Ecoparque y conseguir el financiamiento necesario para su montaje. Calmar las aguas sería un gran paso, acceder a instancias de diálogo con los actores involucrados, que son tantos como nunca hubo, y buscar consensos para el bienestar de los animales sin olvidar las responsabilidades de cada uno.


Opiniones (7)
21 de junio de 2018 | 15:50
8
ERROR
21 de junio de 2018 | 15:50
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Que esten dentro del gobierno, enquistados, actores de los organismos ambientalistas como ese Sr. Sosa y ante la incapacidad de resolver problemas como esta demostrado con el zoo deja abierta las puertas para pensar su baja calidad intelectual , tecnica y profesional para ocupar el cargo que le han otorgado. Por otro lado habria que pedir sus antecedentes para ver su experiencia laboral que seguro no la tiene. Ahora si tiene experiencia en colgarse de gobiernos para llevar agua a su molino
    7
  2. cornejo no sé qué estás esperando para echar a estos falsoambientalistas del poder!!! lo único que han hecho son c..gadas, TODAS MENTIRAS, que la pantera, que el hipopótamo, tienen un montón de guita, Y QUÉ HAN HECHO CON TODA ESA PLATA??? ni siquiera fueron capaces de proteger a los animales del mal tiempo.... INÚTILES Y CORRUPTOS cullunche, oikos, déjense de tocar tamborcitos y juntarse a meditar, cornejo dejá de cavarte la fosa, sino vas a ir a paraR AL MISMO LUGAR DE LA PANTERA, PERO DESPELLEJADO.
    6
  3. Cierre del zoológico URGENTE, práctica obsoleta, cruel e inhumana para los animales que allí se encuentran, y que éstos sean llevados a santuarios, donde tengan una mejor calidad para lo que les quede de vida.
    5
  4. SI SIGUE EL ZOO COMO ESTÁ , SIGUEN LAS MUERTES ... LOS ROBOS , LAS DESAPARICIONES , LAS INTRIGAS , LAS SOSPECHAS ... SI SE APRUEBA EL ECOPARQUE Y SIGUEN TRABAJANDO LOS MISMOS QUE ANTES ... SIGUE TODO IGUAL , SOLO CAMBIA EL NOMBRE SI SE CIERRA EL ZOOLOGICO DEFINITIVAMENTE : SE ACABAN LAS INTRIGAS , LOS ANIMALES SON LLEVADOS A OTROS ZOOS DONDE LOS MANTENGAN MEJOR , LOS QUE HACEN DAÑO SE QUEDAN SIN ESCENARIO PARA HACER DAÑO , Y LOS EMPLEADOS SON PASADOS A OTRAS REPARTICIONES , HASTA VAN A DEJAR DE LIMPIAR MIERDA DE ANIMALES PARA MEJORAR SU CALIDAD DE TRABAJO ? EL GOBIERNO DEBERÍA ANALIZAR ÉSTO Y DEJARSE DE REMAR CONTRA LA CORRIENTE , PODRÁ DESTINAR ESOS 24 MILLONES A OTRA COSA Y DEJARÁ DE LIDIAR CON GENTE IMPOSIBLE DE NEGOCIAR .- LO MEJOR PARA TODOS , ES EL CIERRE .- MENDOZA NO ES APTA PARA CUIDAR ANIMALES
    4
  5. Estaría bueno que pongamos las cosas en contexto y hablemos de transparencia como dicen los "radicalesdegodoycruz". Ecoparque fue una promesa de campaña de un Intendente y funcionario público a un grupo de "privados" llamados ambientalistas de darles un bien del Estado para cerrarlo. Las promesas de campaña son empleo. seguridad, salud, las promesas háganlas sobre sus bienes, cierto si para un funcionario su auto vale $ 1 peso o una casa $ 0.70 centavos que les puede importar el resto y hablan de transparencia?. De las 6 instituciones que intervinieron, 3 de ellas ya están trabajando en el actual gobierno. Eduardo Sosa (ex Oikos), Mariana Caram y la veterinaria Jennifer Ibarra, esta última tiene su sede de la fundación en Calle Colón 342 de GC en un edificio que pertenece al Municipio y que gentilmente Humberto Mingorance y la Muni se lo han prestado, y hablan de transparencia? Ese espacio podría estar destinado a un centro de jubilados, talleres , lugar de transito, etc, pero no, es para un miembro más de Ecoparque. Y si de transparencia quieren hablar, es bueno saber que del cierre y envío de animales a lugares que ni se saben cuales son del Mini Zoo de San Rafael, se enviaron aves rapaces al "Refugio" que tiene Fundación Cullunche en San Carlos, un lugar que no tiene autorización, registro de inscripción, nada, bueno ahora hay que ver quien firmó los permisos de traslado, y hablan de transparencia? Es bueno decir que TODAS las instituciones científicas de Mza y BUE que fueron consultadas NO ADHIRIERON a proyecto Ecoparque, ninguna, si ninguna. Profesionales, científicos, catedráticos que no tienen intereses en el ZOO. Cosa que no pasa con los "ambientalistas" que ya están metidos por el gobierno en puestos claves, desconociendo si en puestos menores ya hay más contratados y hablan de transparencia?.Acá se puso al frente del ZOO a una persona que no cree en la función del mismo y quiere cerrarlo, y después le hechan la culpa a una pelea política entre gobierno y gremios? muchachos dejen de echarle la culpa a otros que los que comenzaron mal es la actual gestión. La transparencia es otra cosa.
    3
  6. 65.000 pesos por día cada día es poca plata para pasto carne juntar caca y limpiar jaulas.
    2
  7. "se sumaron las organizaciones animalistas que fueron convocadas a realizar trabajos voluntarios en el Zoológico. Esta decisión no fue bien recibida por los empleados del Zoo" Hay que llegar a estas cosas y a la voluntad de la gente cuando los empleados sindicalistas NO trabajan nunca y se la pasan criticando. Con que cara salen después a decir que se rasgan las vestiduras por los animales. Si después de las 13:30hs la mayor preocupación que tienen al menos los veterinarios es irse a las casas mientras el Zoológico se cae a pedazos. Por favor, no logro entender como hay tanto caradura dando vueltas y colgándose de los animales para hacer política sindical. CIERRE DEL ZOO URGENTE. Les molesta la transparencia.
    1