opinión

El Chueco, el Paco, Ciurca, los pozos de Agrelo, la “guerra” peronista a full

La ruptura del bloque venía cargadísima de historias previas. Pero no son las que todo el mundo conoce. Por qué Paco cegó los pozos irregulares y por qué los azules se enojaron todo. Si no es la verdad, se le parece bastante. ¿En qué andan los radicales? El Comandante… ¿Se fue sin pagarle a Pescarmona?

El gordo preparaba la salmuera, tranquilo, con la antigua receta familiar. Agua, sal gruesa, un par de dientes de ajo y un toque de pimienta negra. Con eso mantenía el asado siempre hidratado. Julián no era de agregar sal a la carne mientras la asaba. –Sabés qué pasa Ruso, se seca siempre…- le dijo al hombre de los asuntos raros del grupete, que estaba negociando un acueducto desde las oficinas del “Chueco” a los campos de Agrelo, donde los muchachos inversores se quedaron sin los pozos. –Cuesta una guita importante…- bromeó, mirando las montañas por los ventanales del quincho. El gordo estaba preocupado. Sus amigos se estaban matando entre todos por el poder, las estructuras, y los negocios. –No es nada sano lo que está pasando en el peronismo…- reflexionó, mientras retiraba los cortes de vacío, punta de espalda, entraña y pechito de cerdo de una maceración ácida de limón, oliva, y tomillo. La carne, siempre a temperatura ambiente como mandan las reglas del buen asador. Julián reflexionaba en la pelea de femme fatal del peronismo. En el cuadro que ornamenta la pared norte del quincho, Eternéstor y Juan Domingo le quemaban la cabeza a Scioli en sueños, mientras el Comandante Presidente, flamante vecino del barrio, se divertía preparando la Tarjeta Única Bolivariana para los argentinos y argentinas con límites de compras y prohibiciones varias para el pueblo. Vamos todavía. Evita, aburrida, se había retirado a descansar. Había visto a los revolucionarios de café en los ‘50 y en los ‘70, y nunca pasaba nada. Unos se volvían dictadores, y otros funcionarios resentidos. Poco nuevo bajo el sol.

La noche era especial en el quincho. El entretenimiento de la semana había sido la guerra interna peronista y la fuerte pulseada de intereses en el medio. El gordo ya llevaba una hora larga jugando con el fuego. Las costillas arqueadas se doraban de a poco y despedían sus jugos y la grasa con suavidad. El Chito llegó furioso. –El ‘Chueco’ que se deje de hacer daño en Mendoza. Si quiere manejar la política de la provincia que venga y sea candidato. Que salga de la cueva… Veinte años lleva con esto… Nos enchufó a Jaque… y a Frigerio y a Villalón… mirá el escándalo con el asunto de los pozos de agua… Hizo bien Paco en cegarlos… sino esto era joda… unos “chas-chás” en la cola y nada más… porque el Jury no avanzó por la renuncia de Frigerio, la justicia no pudo averiguar nada y los inversores que pusieron la “papota” en tierras que no tenían pozos -y después sí los tenían por obra y gracia de la gestión de los delegados del ‘Chueco’- se quedaban con el agüita, los pozos, y la inversión… No existe… es joda eso…- atacó. Julián se quedó sorprendido.

-Bueno Chito… el ‘Chueco’ Mazzón era el que daba equilibrio al peronismo… nos hizo ganar dos gobernaciones…- amagó.

-Sí, con la valijita mágica para motivar a otros candidatos y partidos y dividir el voto contra el peronismo- No me jodas… - dijo, y se prendió de inmediato de las cebollitas acarameladas que Julián había preparado a modo de anticipo. La cena había arrancado caliente. El Omar, el radical-radical-radical que habla con todos menos con uno, quería saber lo que nadie decía. –Gordo… contanos la verdad… en esta historia del peronismo, los azules, la corriente, el Chueco, Ciurca, Paco y los pozos, faltan los “por qué” profundos, los que los tipos no dicen más que entre cuatro paredes. No se entiende por qué Paco cegó los pozos ahora, a dos o tres meses de la interna, ni por qué los azules reaccionaron de forma tan virulenta, tan sanguínea, poniendo como excusa el sainete localista de Alvear. Es muy jodido todo esto porque a la gente común, a la que vota, se le escapan las cosas... Todo esto es a espaldas de los mendocinos…- insistió, mientras con su cuchillo entrerriano y casero escamoteaba una puntita de entraña de la parrilla.

Julián meditó un rato. Humedeció la carne caliente sobre la parrilla con la salmuera, y el chirrido del líquido sobre los hierros le hizo salir del ensimismamiento.

-Miren muchachos… yo les voy a contar todo lo que sé… Lo primero, para tomar un punto de partida… todo eso de que la interna venía complicada, que se robaban los concejales, que el territorio es mío o tuyo… que si vos venías a Tunuyán yo me meto en Las Heras, tiene mucho de teatralización para esconder otras peleas más duras. Pero guarda una parte de la verdad. El Rolo inventó aquello de que a los intendentes del PJ no había que joderlos y los convirtió en caciques. Y así se fueron acomodando en cada distrito… Hoy, en el primero mandan el Rubén y el Pelado, en el segundo nadie les discute a los Bermejo y al Jorge Omar Giménez, en el Tercero cortan el queso el gobernador, López Puelles, y alguno de Godoy Cruz, y en el Cuarto la cancha es de los turcos del sur, el Omar y el Emir. Pero ahora todo es relativo. Lo que pasó con los concejales en Tunuyán y en Alvear y con la presidenta del Concejo de Lavalle, más las relaciones cruzadas donde no somos gobierno, demuestra que las viejas reglas del peronismo, las de “el territorio se respeta” están derogadas. Ahora la Corriente está fuerte y va por todo y golpean a los azules en el territorio, en la estructura y en los negocios. Pero… lo que hizo Paco con los pozos, esto de cegarlos, fue por sorpresa.

-¿Qué… no lo consultó a Ciurca, a los ministros…?- quiso saber Ludovico, el único ganso del grupo que estaba pensando en hacerse del PRO, o asociarse a los perogansos de Difonso en San Carlos.


-No. A nadie. Venía madurando tirar el asunto en el discurso de la Coviar y con el único que lo habló fue con el Olfi Lafalla. Con nadie más. Los únicos que tenían alguna pista eran los tipos de Irrigación y el Pancho García, que tenían la misión de buscar “cómo” sellar esos pozos, que tienen nombre y apellido. Esto para el Paco es más costo que beneficio… a ver… me contaron que Alejandro Bulgheroni y el Carlos Pulenta pusieron el grito en el cielo. Ustedes imaginen que hubo mucha gente que compró en el Alto Agrelo tierras sin derecho a agua y después la obtuvo y vendió o loteó. Pusieron mucha guita, gente muy importante. Entre ellos Marcelo Tinelli y el dueño del Arena Maipú, Daniel Mautone, con vínculos con los azules. Todo el mundo sabe eso… así es que el lío es grande. Paco no hizo esto de manera inocente. Sabía qué callos pisaba… y además hay que prestarle atención a sus discursos. Antes de anunciar en la Coviar que cegaba los 20 pozos de Frigerio y Villalón dijo que apelaba a sus “convicciones profundas”. Miren muchachos… las decisiones muy importantes, los gobernadores las terminan tomando en soledad… con su última palabra… Nadie sabe el verdadero disparador de lo que hizo el Paco con los pozos, pero en el “cómo” hay pistas… y si había presiones era justamente para hacer lo contrario y mantener los pozos abiertos. Fíjense que el ‘Gallego’ Álvarez ya en Irrigación nunca aclaró que se haría con aquellos pozos cedidos de modo irregular- dijo el gordo, dando vuelta el costillar por única vez y sacando algunos cortes de la parrilla.

Juan Carlos "Chueco" Mazzón.

El Ruso, que había escuchado algunos rumores en los cafés del Barrio Cívico, preguntó lo que muchos sospechaban.

-Decime Julián… ¿Cuánto tuvo que ver el Arturo Lafalla en esto? Me dijeron que su designación para cambiar la ley del agua está relacionada con este lío…

-No. Es cierto que el Arturo fue uno de los principales impulsores, firmando notas y todo, para que avance el Jury contra Frigerio y se destape la corrupción si es que la hubo detrás de esta historia. Y su hijo fue denunciante. Pero no fue el que le calentó la cabeza a Paco con cegar los pozos. De hecho, se enteró con el discurso en la Coviar, como casi todo el mundo… Es cierto que en el gobierno alguno habrá visto la mano del Arturo detrás de la acción de Paco. Pero no fue así, aunque sí es real el enfrentamiento que tienen con el ‘Chueco’ Mazzón desde hace años aunque alguna vez fueron aliados. Sí había lejos de la discusión pública mucha presión de regantes, productores, dueños anteriores de esas tierras, para que la joda de los pozos no quedase en la nada. Acá no es importante el motivo sino los hechos y las consecuencias. ¿Por qué no creer que en serio Paco puso huevo en esto y se los llevó puestos por la sospecha de corrupción? Lo trascendente es el mensaje. Lamentablemente, en Mendoza se puede hacer de todo con el Estado desde hace muchos años y ustedes saben que es así. Pero con el agua no se jode, ese es el límite… Lo que tuvo de bueno todo esto es que si hubo un hecho de corrupción política, la propia política lo ha depurado…- dijo el gordo. El Chito intervino, para no perder el hilo de la historia…

-Bueno Julián, pero acá estamos presuponiendo que los azules cenaron con Mazzón en Buenos Aires y después vinieron a romper el bloque por lo de los pozos… y la verdad es que lo han estado negando a lo loco… ¿o no?

-Es verdad… pero no todo es totalmente de una forma o de otra. Fijate el caso del Adolfo Bermejo. Fue el más duro en estos días cumpliendo el mandato del ‘Chueco’ pero la verdad es que a él lo de los pozos lo mató. Pudo haber sido candidato a gobernador a pesar de la derrota de 2009 pero lo de Irrigación, con las sospechas de compra ilegal de los pozos, se llevó puesto al sector azul. Se quedaron casi sin espacios. Hoy el Adolfo no es gobernador porque Frigerio y Villalón hicieron lo que hicieron con el agua de los mendocinos. Es el que más costos pagó con esto. Más que el propio Frigerio que renunció y se fue… de hecho… el Adolfo sigue en diálogo con peronistas que no son de su sector, y les dice que él está envenenado por aquella fiestita de los pozos en Agrelo. A ver… para algunos azules, lo que hizo Paco es decirte que tenés un primo ladrón, que robó, y cada vez que alguien te ve en la calle… te lo recuerda… a tu primo, y a lo que hizo. Les colgó el cartelito de “culpables” a los azules y por eso están ardidos. Yo sé que en público no lo van a reconocer. Pero andá a escuchar un rato en los pasillos de la Legislatura y vas a ver… Los azules sienten que los “sentaron en el menecco” y los embalsamaron arriba como a Chávez, diría el Padrino.

-¿Y qué explican de la partición del bloque? ¿Van a seguir con esa tontería de los concejales de Alvear?- quiso saber el Omar, entretenido con el apasionante relato.

-No es lo único…- dijo Julián, cortando las primeras costillas arqueadas y sirviéndolas con papas y cebollas al rescoldo. –Pero no lo han dicho en público aun. Parece que lo que terminó empujando el ‘Chueco’ fue lo de la Vendimia Solidaria del Chupete y Daniel Vila el domingo pasado. Y mirá que Manzano fue el alumno dilecto, el pupilo preferido del ‘Chueco’ y que tiene sangre azul. Fue el rey de los azules. Pero vos andá y preguntá en Buenos Aires qué les quedó de la Vendimia. Y te van a decir que el Daniel y el Chupete parecían el presidente y el vice de Cáritas, y que estuvieron Scioli y Massa haciendo una especie de lanzamiento. Los muchachos se quedaron con la Vendimia política. Entre los muchos políticos mendocinos que hubo ahí, y muuuuuuuuuuuuucho funcionario y ministro… el único que aparecía en cámara seguido era el Carlos Ciurca. Y el Chueco concluyó que habían arreglado los de la Corriente con Scioli, con el padrinazgo del Chupete. Y se bandearon para el otro lado. Me contaron incluso que hubo discusión fuerte entre el Chueco y el Chupete por esto… pero bueno… así son las cosas. Les aviso que esta semana vienen en marcha “encuestas” monitoreadas por Mauricio Mazzón donde el Pelado Abraham va a aparecer midiendo mal, respecto de otros peronistas. El Mauricio está desatado, operando berreta en medios políticos para pegarlos al Chupete con Ciurca y Scioli, y a Paco con los azules y Mazzón como si fuesen una sola cosa. Incluso hizo publicar por ahí que Vila y Manzano andan en el asunto de los pozos. La verdad, los muchachos hacen todas pero justo en esa no están… debe de haber sido por falta de tiempo. Pero la historia esta tiene cuentas separadas. Una es la de los pozos, otra es la de la Vendimia Solidaria. Cada uno paga la que quiere y cobra la que puede…- dijo Julián… el asado se acababa más rápido que la interna del PJ. El Ruso intervino…

-Gordo… pará… que yo los conozco a los azules… hacen todas, y cuando les hacés media gritan como si los estuviesen matando. Pasá lista: Le pusieron “Néstor Kirchner” al bloque y le votaban leyes en contra… como la del matrimonio gay… parece joda. La Norma Moreno, la que ahora es presidenta del bloque azul, apareció en la lista de legisladores por el Intendente de Tupungato, Joaquín Rodríguez, que les reporta a los Félix en la Línea Integración. La Norma lo enfrentó en la interna PJ de 2011 y perdió como candidata a intendenta. Y sacó 900 votos… ¿quién la apoyaba? ¿eh? Si después fue por otro partido y apenas consiguió 180 o algo así… Los azules la negaron… ¿Y ahora preside su bloque? ¿De qué se quejan? Hay más. En Malargüe la presidencia del Concejo es de un concejal azul que se llama Jorge Marengo, que es del Alberto Rodríguez, que era diputado. Rodríguez enfrentó en la interna de 2011 a Agulles, que es de Integración y que no se quejó cuando Rodríguez lo volvió a enfrentar en la elección general desde otro partido político. ¿De qué se quejan los muchachos entonces cuando se les meten en el territorio? Yo no soy peronista como vos, pero los conozco…- dijo el Ruso, y se empinó el Nosotros desde la botella.

-¡Pará Ruso, no seas animal!

-Es que me ponen nervioso con el teatro… acá hay que dejar las hipocresías de lado y cada uno tiene que decir bien de qué se queja y por qué… Mirá la Patricia Fadel, que se enoja tanto, cuando tenía su bloque de concejales “Rojo punzó” con la Nahim, al Jorge “Pichiría” Silvano le votaban en contra hasta los cuartos intermedios. Aunque después la Patricia lo anduvo meneando para intendente, cargo que se terminó quedando el Martín Aveiro. Hay de todo en la viña del Señor… Vean en Tunuyán, donde empezó todo este lío en el verano con los concejales Rueda y Ludueña, que con esos apellidos parecen defensores de Talleres. Los acusaban de irse con la Corriente pero votaron para reelegir en la presidencia a la candidata de Aveiro, la única concejal azul en un bloque de 4 concejales peronistas. Les cuento que el Martín mandó agradecimientos a la Corriente aunque la Patricia no lo publicó en Facebook… en una de esas ese día no había Internet…- contó el Ruso a borbotones, muy enterado de las viejas historias internas del peronismo. Luego se calmó y los muchachos se dedicaron un rato a terminar el asado, convenientemente regado.

-¿Y el Paco qué dice de todo esto?

-¿Y qué querés? Puede estar molesto y con razón, pero en su gobierno nadie hace política en serio. Sus “manos derechas” sólo levantan el teléfono si él se los pide. Si no, están guardados en los despachos. El día del quiebre del bloque los teléfonos ardían y en el Cuarto Piso nadie hacia nada. ¡Un papelón político! Cazabán defendía a Jaque… ¿Y al Paco, quién lo defiende?

-…-

Un largo silencio siguió a la última reflexión. Después del café y los postres, y hartos de la pelea de intereses en el partido del gobierno, los muchachos huyeron calle abajo. Antes, habían dejado el quincho hecho un lujo. En la paritaria familiar, les habían permitido salir una hora más los jueves a cambio de que el quincho quedase reluciente cada fin de semana.

-Gordo… ¿qué me contás de la Vendimia? Ni hemos hablado de eso…

-Estoy caliente… y el Chito también… La industria la está pasando mal… a las bodegas les empieza a ir pésimo por el tipo de cambio atrasado y la inflación. Venden cada vez menos y exportan menos por la caída en la competitividad. Pero en la Vendimia se quedaron todos bien calladitos la boca. Por miedo a perder negocios, o porque están cooptados, o porque son oficialistas, casi no se escucharon más que reclamos coyunturales por chauchas. En Bodegas de Argentina no se cuántos bodegueros argentinos habrá. Y en la Unión Vitivinícola del Pepe Zuccardi, bueno, le cantan loas a Guillermo Moreno…. ¿qué querés? Se van a cargar la vitivinicultura por no hacer los planteos de frente y en voz alta…

-Qué bárbaro… ¿qué sabés de Alí Gagá?

-Que anda borrado… nadie sabe bien dónde anda metido… cómo será que tenía una cita importante con la psiquiatra y la dejó plantada sin avisar…-

-Y bueno… ¿Te enteraste lo del Walter Vázquez?

-Sí… se mudó a Dalvian, como muchos otros funcionarios y ex funcionarios… flor de consorcio hay ahí… lo raro es que parte de la logística se la hicieron las camionetas oficiales del barrio… se ve que los muchachos, cuando te tienen que ayudar la hacen completa…

-¡Y claro! ¿En qué andan los radicales?

-En plena rosca. Tienen que cerrar las listas para las internas provinciales el domingo que viene. Así es que andan armando distritos a lo loco. Sí te puedo contar que Cobos insiste con llevar a la Graciela Coussinet en la lista como número dos, y que el tres, el Julio lo pidió para Mario Abed. Pero el Mario no sabe si quiere ir…

-¿Y qué más?

-Que está confirmado que el Viti y el Mula ‘alquilaron’ el Partido Federal, de Ricardo Puga, aquel que era legislador y “empleado-empleado” de Los Muchachos. De hecho ya cambiaron el apoderado. Lo van a usar de vehículo electoral.

-Uffffff... decime... ¿qué onda con las paritarias?

-Que se viene el 22 % de aumento por decreto y en cuotas. Los gremios están desesperados. Lo han llamado decenas de veces al Mauricio Guzmán, el paritario del gobierno, esta semana.

-Mirá vos… Ché… ¿Qué hay del año electoral? ¿No hubo encuestas últimamente?

-Sí, varias. Andan traficando una de Quique Bollati con sorpresa. Sigue Cobos primero, lejos, y Abraham segundo. Pero el tercero ya es Alberto Montbrún, de los socialistas, con casi un 10 % de intención de voto. Con eso sólo ya les está ganando a los gansos.

-Y… se veía venir… ¿Te enteraste de lo del Enrique Pescarmona?

-Algo… no sé si es lo que sabés vos… este fin de semana estuvo en Mendoza Mónica Fein, la intendenta rosarina. Vino a visitar IMPSA, la empresa del Enrique, que ganó la licitación para recolectar en la zona sur de Rosario.

-Ah… yo sabía otra cosa… no sé si el Enrique estuvo para recibirla…

-¿Por?

-No estuvo en el festejo de Vendimia de su propia empresa, que se hace históricamente el fin de semana siguiente a la Vendimia oficial. Ahí se va a hacer lobby de primer nivel, en los ‘70 tuvo invitados que mejor olvidar... Pero parece que anduvo “full time” en Venezuela. Desde que se enfermó Chávez ha estado más allá que acá. Parece que el Comandante se fue al otro barrio “debiendo…” quedarse, y que no pagó algunas cuentas.

-La revolución, compañero, nunca es perfecta…

Rompimos en risas, a carcajada limpia y con lágrimas en los ojos. Después, desaparecimos en el sentido estricto de la palabra.

Opiniones (2)
19 de febrero de 2018 | 00:22
3
ERROR
19 de febrero de 2018 | 00:22
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. SI LA MITAD DE LOS COMENTARIOS VERTIDOS SON SIERTOS, POBRE MENDOZA Y LOS MENDOCINOS, ESTAMOS ENEL HORNO CON LOS POLITICOS QUE TENEMOS.-
    2
  2. Que simpáticos estos muchachos azules. Lo que no se entiende es por que les regalaron la caja que genera el casino.
    1
En Imágenes
El Carnaval de Venecia, en la cámara de una mendocina
13 de Febrero de 2018
El Carnaval de Venecia, en la cámara de una mendocina
París bajo la nieve
7 de Febrero de 2018
París bajo la nieve