"Ningún lugar en el mundo es mejor que Mendoza"

El diputado nacional del Partido Demócrata, Omar de Marchi, respondió sinceramente. Entre otras cosas, reconoció tener buen humor y escapar a los "tipos" negativos. Además, esbozó su visión política a futuro: un mensaje optimista y de fuerte compromiso cultural. ¿Su héroe de todos los tiempos? "Mi padre, él supo transmitirme el optimismo por la vida".

Omar de Marchi nació en Mendoza y se inclinó rápidamente por la vida política. Desde joven, supo que la solución a sus problemas personales no bastaba para quedar en paz. Por el contrario, siempre tuvo una clara vocación por los temas comunes.

Estudió abogacía en la Universidad Nacional de Córdoba y es titular del Estudio De Marchi - Manitta y Asociados desde 1991. Fue concejal e intendente de Luján de Cuyo, integrante del Jury de Enjuiciamiento a Jueces de Mendoza y candidato a gobernador de la provincia en las elecciones 2007.

El diputado nacional considera que "ningún lugar en el mundo es mejor que Mendoza, fallamos porque peleamos por detalles y no somos capaces de acordar en lo importante: un sistema educativo de excelencia e inversiones en infraestructura".

- Mi orgullo íntimo: mis dos hijos, un varón de 13 años y una niña de 7.

- Mi peor defecto: me cuesta decir que no, y eso me hace perder mucho tiempo y energía.

- Mi carácter: en general, tengo buen humor y escapo a los tipos negativos.

- Mi sueño imposible: que la racionalidad y la verdad se apodere de la convivencia humana para construir una sociedad que tenga como norte la "igualdad de oportunidades".

- Mi mujer ideal: mi esposa (si me dejara mandar a mí).

- Mis lecturas preferidas: en general, los libros de historia y biografías. Por otro lado, literatura vinculada al management moderno.

- Mi modelo de país: no pretendo demasiado, sólo un país como Argentina pero insertado al mundo. Deseo que éste apueste fuertemente por la educación de calidad y excelencia, distinta de aquella de la que se apoderaron algunos gobiernos y gremios.

- Mi deporte favorito: el fútbol, pero practico mejor el....  ¡¡¡¡Truco!!!!.

- Mendoza: el lugar ejemplo de desarrollo y convivencia armónica en el país, si es que los mendocinos nos lo proponemos.

- La música que me transporta: sigo pegado a la Progresiva Nacional: Charly, Nito Mestre, Fito, Lebón, el Flaco Spinetta, y La Biblia de Vox Dei. Ahora, para los enamorados, nada mejor que César Banana Pueyrredón.

- Mi comida favorita: lejos, un asado bien jugoso con un Malbec áspero de Luján de Cuyo.

- Tres lugares en el mundo: Luján de Cuyo, Luján de Cuyo, Luján de Cuyo.

- Mi héroe de todos los tiempos: mi padre, quien con mucho trabajo y casi sin estudio, supo transmitirnos a mí y a mis dos hermanas (mayores que yo), el optimismo por la vida. Con su ejemplo nos enseñó que el esfuerzo es el motor principal para superarnos.

- Mi mensaje a la sociedad mendocina: debemos ponernos de acuerdo y comprender que Mendoza es la mejor provincia de Argentina, que tenemos un potencial enorme, y que si salimos de la modorra en la que hemos entrado hace algunas décadas podemos ser un ejemplo en el mundo.

- Mi visión política a futuro: un país insertado en el mundo desarrollado y no peleado con él. Un país con ciudadanos celosos de sus derechos pero fuertemente comprometidos con sus obligaciones. Una comunidad creciendo sin resentimientos y aplaudiendo al que triunfa producto de su esfuerzo e inteligencia y no castigándolo por su éxito. Una provincia que dé el puntapié inicial de esta transformación que implica, en gran parte, un fuerte compromiso cultural con el cambio.

En Imágenes
El Carnaval de Venecia, en la cámara de una mendocina
13 de Febrero de 2018
El Carnaval de Venecia, en la cámara de una mendocina
París bajo la nieve
7 de Febrero de 2018
París bajo la nieve