Cuestionan a Cristina por el veto a una ley que protegía los glaciares

El investigador mendocino Ricardo Villalba, director del Ianigla, lamentó que la presidenta Cristina haya decidido vetar una ley que buscaba proteger las fuentes de agua dulce con que cuenta el país. La Presidenta consideró este martes que la norma atenta contra la minería. "Los glaciares no son negociables. Hay que protegerlos porque son fundamentales para las economías agrícolas", se quejó Villalba.

Tras ser convertida en ley por el Senado de la Nación el pasado 22 de octubre, la presidenta Cristina Fernández decidió vetar el martes la ley que establecía presupuestos mínimos para la protección de los glaciares y del ambiente periglaciar, con el objetivo de preservarlos como reservas estratégicas de recursos hídricos y proveedores de agua.

“Es lamentable que (la presidenta) haya vetado esta ley”, señaló decepcionado el director del Instituto Argentino de Nivología, Glaciología y Ciencias Ambientales (Ianigla), Ricardo Villalba, uno de los científicos mendocinos que trabajó en la validación técnica del texto de la norma. “Esa ley representa el trabajo de un grupo de gente comprometida con la protección de los glaciares”, explicó Villalba, quien lamentó que el gobierno nacional haya interpretado que se trataba de una ley antiminera.

“No es una ley antiminera, es una ley que busca proteger los glaciares”, reafirmó Villaba. Villalba es uno de los científicos que el año pasado recibió el Premio Nobel de la Paz junto al ex vicepresidente de los Estados Unidos, Al Gore, por su contribución en el estudio del cambio climático en todo el planeta.

“La ley quiere una zonificación, es decir, determinar cuáles son las áreas de glaciares que hay que proteger por ser fundamentales para la provisión de agua dulce”, explicó Villalba, y agregó: “La cordillera tiene miles de kilómetros en los que se puede hacer cualquier actividad, no sólo minería, sino cualquier actividad a las que no nos oponemos”.

El artículo 6º de la ley prohíbe expresamente la exploración y explotación minera o petrolífera en las áreas donde hay glaciares que proteger. Este punto, señalado en los considerandos del veto presidencial, es el que limitaba la actividad del sector minero. La aclaración no es casual. El proyecto binacional de la mina Pascua Lama, ubicado en San Juan, admitía en su presentación que la extracción de metales se haría de un lugar en el que había un glaciar.

“Los glaciares no son negociables. Hay que protegerlos no sólo porque son una fuente de agua dulce fundamental para las economías agrícolas, sino porque están desapareciendo por el cambio climático. La forma de protegerlos es, justamente, no haciéndoles nada, y eso es lo que se buscó con la ley”, dijo Villalba.

La noticia en el Valle de Uco

El 22 de octubre pasado, luego de que el Senado de la Nación convirtiera en ley la norma que buscaba proteger a los glaciares, el director del Ianigla se había comunicado con la dirección de Medio Ambiente del Municipio de San Carlos para agradecer el esfuerzo y la difusión que desde allí se había hecho para la aprobación de la norma.
 
En todo el Valle de Uco, -donde los vecinos autoconvocados apoyaron el proyecto de ley que protegía los glaciares como fuentes de agua-, la noticia del veto presidencial cayó como un balde de agua fría. “Después de esto no hay duda de cuál es la posición de la presidenta respecto del cuidado del agua pura y el medio ambiente”, señaló, molesto, un pequeño grupo de vecinos autoconvocados de San Carlos que esta mañana se enteró de la novedad.
Opiniones (1)
21 de febrero de 2018 | 15:12
2
ERROR
21 de febrero de 2018 | 15:12
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Segun parece los glaciares son patrimonio del contaminante sector economico en Argentina, la economia agricola. La misma no solo nos mantiene en el sub-desarrollo, ya que en 100 anos no consiguio mas que eso, sino que ademas de contaminar con agroquimicos y pesticidas tambien nos contamina con explotacion del hombre como son los trabajadores en negro, golondrina y chicos que alli trabajan. Si los glaciares los cuidamos para ellos, creo que alo anda mal. Sea que los guardamos para las multinacionales que venden agua en Mendoza o exportan vino con mano de obra barata? Cuidar el ambiente es deber de todo, pero se debe tener cuidado a que sector estamos en realidad queriendo defender.
    1
En Imágenes
El Carnaval de Venecia, en la cámara de una mendocina
13 de Febrero de 2018
El Carnaval de Venecia, en la cámara de una mendocina
París bajo la nieve
7 de Febrero de 2018
París bajo la nieve