Nuevas revelaciones de empresarios arrepentidos

Tres casos en el que se detalla cómo se pagaban las coimas.

 Otros tres empresarios confesaron la forma de los pagos y ante el juez Claudio Bonadío afirmaron que fueron aportes de campañas a pedido de Roberto Baratta. La información surge de un trabajo publicado por Infobae. 

En detalle:

Javier Sánchez Caballero (ex CEO IECSA). Aseguró que las entregas se hacían en bolsas de papel madera, similares a las de los locales de ropa, y que el encargado de intervenir en esos procedimientos siempre fue Nelson Lazarte. No especificó los años exactos de los pagos. Y además dijo que fue el propio Roberto Baratta quién exigió por primera vez a Calcaterra que pusiera dinero para las campañas y que, a medida de que las presiones se hicieron cada vez más fuertes, se decidió entregar el dinero.

Juan Carlos De Goycoechea (Isolux). Se trata del primer empresario arrepentido. Contó que con la licitación de la obra de Río Turbio ya ganada, fue convocado a una reunión en el despacho de Roberto Baratta en el Ministerio de Planificación Federal entre febrero y marzo de 2009, y que en esa oportunidad el secretario de Julio de Vido le manifestó que era necesario aportar dinero para la campaña electoral. En procura de suministrar datos al expediente para mejorar su situación procesal, sostuvo que el director financiero de la compañía le informaba dónde y cuántos dólares retirar de las casas de cambio. Entre 2009 y 2014 inclusive, se hizo con montos que oscilaban entre los 200 mil y 300 mil dólares. La misma empresa Isolux reconoció el pago de coimas desde España, en una investigación periodística publicada por el diario el Confidencial, en el que asegura que la firma ordenó entregarle dinero a funcionarios del Ministerio de Planificación en torno a la construcción de la central termoeléctrica de Río Turbio.


Manuel Santos Uribelarrea (presidente de la empresa MSU). Reconoció la entrega de una suma de USD 100.000 destinada supuestamente al aporte de la campaña presidencial. Señaló que en 2015 recibió un llamado telefónico de Baratta, en el cual le solicitó un aporte para la campaña electoral, tras lo cual mantuvo una una reunión con el funcionario en el Ministerio de Planificación. Y sostuvo que se sintió presionado por Baratta por el poder que ostenaba el funcionario en su cargo y que durante el encuentro en el ministerio se pactó una suma de USD 100.000, que fueron entregados a Nelson Lazarte en dos pagos de USD 30.000. /Fuente: Infobae

Opiniones (0)
16 de agosto de 2018 | 16:26
1
ERROR
16 de agosto de 2018 | 16:26
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"