Deportes

Boca sacó diferencia en la Bombonera

El Xeneize derrotó 2 a 0 a Libertad en la ida de los octavos de final de la Copa Libertadores y buscará la clasificación en Paraguay.

Boca le ganó 2-0 a Libertad de Paraguay, en La Bombonera, en el duelo de ida de los octavos de final de la Copa Libertadores y quedó bien parado de cara a la revancha en Asunción. Ramón Ábila, a los seis minutos de la primera mitad, y Mauro Zárate, a los 42 de la misma etapa, convirtieron los goles para el local.

Las cosas se simplificaron desde el arranque para el Xeneize, que a los pocos minutos ya ganaba 1-0. Edwin Cardona ejecutó un tiro libre desde el costado derecho del área grande y, después de una carambola entre un defensor paraguayo y Paolo Goltz, Ábila la tomó con la derecha y, con furia, la mandó al fondo del arco.

A pesar del gol, el conjunto de Guillermo Barros Schelotto no puedo hacerse dueño del encuentro y hasta por momentos tuvo que resistir los centros que Libertad tiró sobre el área de Esteban Andrada.

Sin embargo, la jerarquía del Xeneize se hizo presente sobre el final de la primera mitad. A los 42 minutos, Zárate tiró una pared con Wanchope, encaró de derecha al centro del área grande y, de zurda, definió al palo izquierdo del arquero Rodrigo Muñoz para marcar su primer gol oficial con la camiseta azul y amarilla, y el segundo del equipo en el encuentro.

En la segunda mitad, Boca logró lo que no pudo durante los primeros 45 minutos: dominar el trámite y generar situaciones de gol, aunque sin poder concretarlas. El que tuvo la primera, a los 13, fue Ábila, que se le perdió solo frente al arco, luego de un gran centro de Cardona. El propio colombiano, cinco minutos más tarde, fue quien casi marca el tercero con un gran tiro libre, aunque la respuesta del arquero se lo impidió.

Pero la más chance más nítida de todas las del complemento fue la que tuvo Zárate. A los 20 minutos, el atacante quedó de frente al arco pero fue atorado rápidamente por Muñoz, quien tapó muy bien su remate.

A partir de allí, el Xeneize se fue desinflando y el conjunto visitante se fue animando. La mejor oportunidad del equipo paraguayo llegó sobre el tiempo cumplido y gracias a un gran remate de larga distancia de Wilson Leiva, que rozó Andrada y terminó pegando en el travesaño.

Los de Guillermo consiguieron un 2-0 que los deja bien parados de cara a la revancha en Asunción, el jueves 30 de agosto. No obstante, Boca no podrá ir relajado a Paraguay ya que el Gumarelo mostró que lo puede complicar.

Opiniones (1)
18 de agosto de 2018 | 03:52
2
ERROR
18 de agosto de 2018 | 03:52
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Ayudin con la.manito del primer gol ya empezamos
    1