Garay se quedaría con Cornejo hasta que termine la feria judicial

Fue elegido ministro de la Corte, pero todavía tiene tareas pendientes en el Ministerio de Gobierno. Además, no está definido quién lo va a remplazar en el Poder Ejecutivo. El alto tribunal funcionará desde el lunes con apenas cinco miembros.

Pasaron 10 días desde la contundente votación del Senado que lo transformó en ministro de la Corte, pero la vida de Dalmiro Garay no ha cambiado demasiado desde entonces. Es más, todo indica que podría seguir siendo funcionario de Alfredo Cornejo durante varias semanas más.

En el entorno del gobernador, informaron que Garay continuaría al frente del Ministerio de Gobierno, Justicia y Trabajo hasta el final de la feria del Poder Judicial, que se extenderá entre el 10 y el 24 del mes que viene.

Asume Mariana Silvestri con Cornejo Pérez Hualde 2

Garay remplazará en la Corte a Alejandro Pérez Hualde, quien consiguió la jubilación en tiempo récord y hoy tendrá su última jornada de trabajo en tribunales. Formalmente, será juez de la Corte hasta mañana y el lunes ya no volverá a su oficina.

Pero el lunes tampoco ocupará su lugar el ministro nuevo, según parece. Garay tiene varios proyectos por terminar antes de desprenderse de su antiguo cargo, según se indicó. Y todavía no está definido quién va a ocupar el puesto de ministro político en el Poder Ejecutivo cuando se vaya.

En el Ejecutivo mencionaron incluso cuáles son las tareas pendientes de Garay como funcionario político: el Código Procesal Administrativo, el sistema disciplinario, la mesa unificada, una "batería" de normas de Familia y la reglamentación de la ley de procedimientos administrativos.

Dos ministros menos en la Corte

La probable demora de Garay en llegar a tribunales aumenta la ansiedad en el Ejecutivo, ya que hay varios funcionarios interesados en ocupar el Ministerio de Gobierno.

El sucesor de Garay podría ser alguno de sus subsecretarios o tal vez un funcionario de otra área. Si ocurriera lo segundo, el mejor posicionado es Néstor Majul, quien es subsecretario de Relaciones Institucionales del Ministerio de Seguridad en los papeles, pero cumple "misiones especiales" ajenas a su puesto (más que nada, conseguir votos para las leyes del Ejecutivo en la Legislatura) cuando Cornejo lo requiere.

En la Corte, en tanto, se preparan para funcionar durante un tiempo con dos ministros menos. Ya sufrieron una baja (el ministro Omar Palermo se fue a Alemania por seis meses) y Garay no llegaría el lunes para ocupar el puesto de Pérez Hualde

Quedarían, entonces, sólo cinco ministros. Es una paradoja que esto pase en tiempos marcados por la intención oficial de ampliar la Corte de 7 a 9 miembros. De todos modos, la feria de invierno está cerca de comenzar y, con ello, una disminución de la actividad. 

La Corte emitirá el lunes la acordada sobre el receso de invierno, pero se prevé que más de un ministro continuará trabajando después del 10 de julio.

Además, en tribunales avisan que, mientras dure la falta de dos ministros en la Corte, esta carencia se solucionará con la rotación de los que están, aunque deban ocuparse de temas ajenos a su especialidad. 

En el esquema de funcionamiento actual, el alto tribunal se compone de tres salas. Deberían tener todas tres miembros, pero esto no pasa. La Sala Penal y Laboral está incompleta por la licencia de Palermo. Lo mismo pasará durante un tiempo con la Sala Civil, que es la que abandonará hoy mismo Pérez Hualde y a la que irá Garay. 

La tercera es la Sala Administrativa, que está formada por el presidente de la Corte, Jorge Nanclares, y los presidentes de las otras dos salas.

Opiniones (0)
18 de julio de 2018 | 00:36
1
ERROR
18 de julio de 2018 | 00:36
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"