Muslera, el uruguayo de los récords

Tres números convirtieron hoy a Muslera en uno de los grandes protagonistas de la victoria uruguaya.

Cien, catorce, cero. Tres números convirtieron hoy al arquero Fernando Muslera en uno de los protagonistas de Uruguay en la goleada por 3-0 ante Rusia que clasificó a La Celeste a octavos de final como primera de su grupo en el Mundial.

A sus 32 años recién cumplidos, el arquero del Galatasaray jugó su partido número 100 con la selección, se convirtió en el uruguayo con más actuaciones en un Mundial de fútbol (14), y prolongó el cero en su portería en todo el torneo. Solo Croacia le sigue sin recibir goles entre los 32 equipos, aunque con un partido menos.

"Es un placer, un orgullo enorme, tanto para mí como para mi familia, que mi apellido pueda estar en la rica historia que tiene el fútbol uruguayo, dentro de esos libros y esas estadísticas", había comentado antes del segundo partido en Rusia frente a Arabia Saudí.

Muslera igualó entonces la marca que superó hoy: los 13 partidos en un Mundial disputados por el histórico Ladislao Mazurkiewicz, arquero que disputó tres Copas del Mundo con Uruguay -Inglaterra 1966, México 1970 y Alemania 1974- en las que recibió 16 goles.

El actual guardameta uruguayo lleva también tres Mundiales desde Sudáfrica 2010 y, si no hay imprevistos, llegará por lo menos a los 15 partidos en los octavos de final que La Celeste jugará el sábado en Sochi ante España, Irán o Portugal.

Su partido récord, encaminado rápidamente por Uruguay ante una Rusia que jugó desde la primera media hora con diez, le exigió lo justo, pero Muslera respondió. En el minuto 11 tapó un disparo a quemarropa de Denis Cheryshev que habría valido el empate y en el 85' contuvo bien un centro de Smolov que podía sacudir el final del partido.

Fue el último capítulo de una historia que comenzó en una fecha y un lugar poco auspiciosos: Muslera nació en Buenos Aires, donde vivía de forma transitoria su familia, precisamente el 16 de junio de 1986: el día en que Pedro Pablo Pasculli marcó a Uruguay el gol que metió a Argentina en cuartos de final del Mundial de México.

Su nombre podría ser por eso Pedro Pablo. "El partero le dijo (a la madre): 'Con lo que costaron el parto y el partido, me imagino que le pondrán Pedro Pablo', sin saber que mis padres eran uruguayos", reveló Muslera entre risas al portal de la FIFA. "¡Y claro, ellos se negaron rotundamente!".

Poco más de 23 años después se vistió por primera vez de internacional frente a Ecuador en las eliminatorias al Mundial de Sudáfrica y desde entonces cumplió el objetivo profético que planteó entonces el todavía seleccionador uruguayo, Óscar Tabárez: "Nosotros buscamos un golero para cubrir una época en el arco de la selección y apuntamos a Muslera".

Muslera lo fue. Acompañó el cuarto puesto en Sudáfrica 2010 y la eliminación en octavos de final de Brasil 2014. En Rusia 2018 cerró hoy una fase de grupos inmaculada con tres victorias en tres partidos, cinco goles a favor y ninguno en contra. Con Uruguay así, Muslera promete seguir engordando récords.


Opiniones (0)
21 de julio de 2018 | 14:27
1
ERROR
21 de julio de 2018 | 14:27
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"