Deportes

La F1 vuelve a Paul Ricard tras 28 años

El Gran Premio de Francia, vuelve al calendario después de 10 años, en un circuito que la categoría no pisa desde hace 28.

Un viaje a lo desconocido es algo que causa pánico a los equipos de la Fórmula 1, obsesionados con los datos y la planificación, pero será lo que se encuentren este fin de semana en el Gran Premio de Francia, que vuelve al calendario después de 10 años, en un circuito que la categoría no pisa desde hace 28.

Una verdadera humillación" significó la larga pausa para el director del Gran Premio galo, Christian Estrosi. La última vez que la Fórmula 1 pisó Francia, apenas un puñado de los actuales pilotos ya estaba en la categoría.

Pero para esos privilegiados como Lewis Hamilton, Sebastian Vettel, Kimi Raikkonen o Fernando Alonso, el circuito de Paul Ricard será tan novedoso como para los jóvenes inexpertos Lance Stroll, Charles Leclerc o ​Pierre Gasly.

Si bien el español Alonso o el finlandés Raikkonen pueden jactarse de haber ganado en Francia, sus victorias se produjeron en Magny Cours, la pista que sucedió a Paul Ricard después de 1990, cuando el francés Alain Prost se impuso en el Gran Premio que despidió al mítico escenario hasta su actual regreso.

Ni siquiera la experiencia de algún mecánico veterano o de un ex piloto servirá de mucho: el diseño y las instalaciones cambiaron demasiado desde entonces, tras una inversión superior a los 30 millones de dólares.

"Francia debería ser una carrera interesante. No solemos competir en una pista en la que tenemos poca o ninguna información histórica", reconoció el jefe del equipo Mercedes, Toto Wolff.

"Hace que la preparación para el fin de semana sea un poco más complicada de lo normal, pero ese elemento de lo desconocido también se suma al desafío", completó el austríaco.

Ese desafío para los equipos surge con el campeonato al rojo vivo, después de que Vettel le arrebatara el liderato del campeonato a Hamilton por un punto, tras el triunfo del alemán de Ferrari en la última carrera en Canadá.

Vettel tiene tres victorias esta temporada en comparación con las dos que logró Hamilton con el Mercedes y las dos que suma el australiano Daniel Ricciardo con su Red Bull, lo que sugiere que esta podría ser una de las campañas de Fórmula 1 más dramáticas y más peleada en años.

Para agregarle más condimentos a la carrera, Francia marcará la primera etapa de una seguidilla de tres Grandes Premios en semanas consecutivas, lo que supone un reto para los equipos, pero al mismo tiempo una gran oportunidad.

"Francia marca la primera carrera del triplete seguido, que pondrá a prueba todos los equipos de F1 hasta sus límites, pero también ofrece la posibilidad de sumar muchos puntos en el transcurso de tres semanas, que es precisamente lo que estamos preparando para hacer", resaltó Wolff.

Sin experiencias previas para ningún piloto, Francia surge como una posibilidad ideal para el holandés Max Verstappen, que en Canadá rompió la serie de carreras con infortunios y volvió a demostrar que cuando minimiza los riesgos es uno de los mejores corredores de la categoría.

"Por lo que he visto, es una pista de potencia con rectas largas, pero todavía hay algunas curvas donde podemos marcar la diferencia", explicó el holandés de 20 años. "Todo es un poco desconocido, así que tendremos que ver cuando lleguemos allí", añadió el piloto de Red Bull.

Otro piloto que aparece con opciones de hacer algo grande es Alonso, aunque no por lo que le pueda ofrecer su vacilante McLaren. La motivación del español pasa por haber ganado el fin de semana la mítica prueba de Las 24 Horas de Le Mans.

"Ganar Las 24 Horas de Le Mans todavía se siente como un sueño y fue una semana increíble. Finalmente ahora estoy cayendo y ya estoy deseando volver a mi automóvil para volver a competir", remarcó el español, que siente que hay una oportunidad en un circuito en el que nadie tiene registros anteriores.

"No es frecuente que vayamos a pistas que son nuevas para la mayoría de nosotros, pero que ya tienen un gran legado, así que después de mi experiencia en Le Mans es fantástico estar en Francia y pilotar en Paul Ricard", remarcó el dos veces campeón del mundo.

Por Christian Hollmann (dpa) 

Opiniones (0)
17 de julio de 2018 | 11:11
1
ERROR
17 de julio de 2018 | 11:11
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"