Los argentinos que murieron en la tragedia aérea de Cuba

Las víctimas fueron identificadas como Oscar Hugo Almarás (63) y su mujer, Dora Beatruz Cifuentes (67). Estaban jubilados y de vacaciones en La Habana.

Un avión comercial operado por la aerolínea Cubana de Aviación se estrelló ayer poco después de despegar de La Habana y dejó como saldo 108 muertos. Tras el accidente, la Cancillería confirmó que entre las víctimas fatales había dos ciudadanos argentinos: Oscar Hugo Almarás y su mujer, Dora Beatriz Cifuentes.

El escueto comunicado precisó que Cancillería ya se puso en contacto con los familiares y los está asistiendo. "En estos momentos la Embajada argentina en Cuba está en permanente contacto con las autoridades locales y la Dirección Consular de esta Cancillería trabaja en el aviso y auxilio a los familiares de las víctimas", reza la misiva oficial.

El embajador argentino en la isla, Ernesto Pfirter, había confirmado a su vez que eran "un varón y una mujer de 60 años que comparten la dirección" y que viajaron por sus vacaciones.

Con el transcurrir de las horas, se fueron conociendo algunos detalles más de los argentinos muertos. Oscar Almarás era un ex empleado bancario de 63 años, nacido en la localidad bonaerense de Verónica. Se retiró en 2016. Hincha de Estudiantes de La Plata, el hombre vivía en un departamento de la avenida Independencia en Mar del Plata junto a Beatriz, de 67 años.

En cuanto a la mujer, era una jubilada que trabajó durante más de 34 años en la Clínica 25 de Mayo, un histórico hospital de la ciudad balnearia que fue inaugurado en 1954. La mujer estaba retirada desde octubre de 2014.

Además de las 108 víctimas fatales, tres de los ocupantes del avión fueron rescatados y luchan por su vida. 

Según se informó, el choque del vuelo DMJ-972, que cubría la ruta nacional La Habana-Holguín, ocurrió a las 12:08 hora local (16:08 GMT), cuando la aeronave se precipitó sobre una zona de cultivos del municipio de Santiago de Las Vegas, a un kilómetro de la terminal aérea de La Habana.

Las autoridades cubanas crearon de inmediato una comisión de investigación para aclarar las causas del siniestro, anunció el presidente cubano, Miguel Díaz-Canel.

La empresa mexicana Global Air, propietaria del avión siniestrado, emitió un comunicado con una cifra de víctimas diferente a la que ofreció el régimen cubano. La firma sostiene que había 110 personas en el vuelo, 104 pasajeros y seis tripulantes: un comandante, un primer oficial, una sobrecargo mayor, dos sobrecargos primeras y un técnico de mantenimiento.

Opiniones (0)
18 de junio de 2018 | 19:20
1
ERROR
18 de junio de 2018 | 19:20
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"