Fenomenal muestra de Sobisch en el Le Parc

El miércoles 23, a partir de las 20, el Espacio Cultural ubicado en Guaymallén se lucirá, con las obras del reconocido pintor y dibujante mendocino.

 La Secretaría de Cultura ha trabajado junto a la esposa de Enrique Sobisch, Marta Migliavacca, en una exposición que busca difundir y poner en valor a este gran artista sanrafaelino, reconocido en todo el mundo.

Pablo Chiavazza, curador de la muestra, explicó que "en principio, se planeó un relevamiento de las obras, que estaban en manos de su esposa, para recuperar su identidad, que, con el paso del tiempo se ha olvidado. Esta tarea implicó un trabajo de archivo completo, para recuperar sus obras, que habían estado resguardadas todo este tiempo y así poder desarrollar una muestra que esté a su altura".

La exposición, que lleva por nombre #La Línea no existe#, consistirá en plantear los cambios de estilo por los que fue pasando Sobisch e intentará, principalmente, rescatar la figura que ha sido como artista intelectual. La misma podrá visitarse hasta el domingo 1 de julio.

Un artista, mil estilos

Enrique Sobisch Armando Tejada Gómez Tinta

Enrique Sobisch nació en San Rafael, en 1929 e inició sus estudios en la Academia Superior de Artes Plásticas de la Universidad Nacional de Cuyo, y simultáneamente, en la Escuela Provincial de Bellas Artes. Compartió sus estudios con pintores mendocinos como Carlos Alonso, con quien se disputaban el título a mejor dibujante de la provincia.

En su etapa inicial, abordó, el cubismo, el tachismo y el fauvismo. Realizó su primera exposición en 1953, en la Ciudad de Mendoza y le siguieron decenas de muestras individuales y colectivas, tanto en el exterior como en Argentina.

Con el paso del tiempo, fue incursionando en el expresionismo y en la neofiguración, movimiento que tuvo repercusión en la década de los setenta. Una vez radicado en Madrid, inició el que sería su lenguaje definitivo: el realismo y finalmente, recaló en el hiperrealismo.

Enrique Sobisch de la serie en Homenaje a Marc Chagall Tinta (1978)

Entre una de sus obras, podemos encontrar el mural que pintó en la Escuela Nacional de Educación Técnica (ENET) Nº1 Pablo Nogués, de Ciudad. La obra representa al General de San Marín, en los talleres de forja de El Plumerillo, junto al fraile sanjuanino Luis Beltrán, cuando ambos estaban abocados a la fabricación de las armas para el Ejército Libertador.

"Rescatamos la dignidad del oficio, el respeto por las leyes armónicas y el concepto impresionista de la luz y la atmósfera. El color como mayor atributo de la luz. Reivindicar la luz y el color en el contexto de la revolución impresionista, actualizando su forma y contenido, enriquecido por las nuevas aportaciones hechas por la figuración y el realismo en lo que va del siglo". Palabras escritas por Sobisch en España, poco antes de aquel diciembre, en que sorpresivamente, se detuvo su corazón.

Opiniones (0)
20 de mayo de 2018 | 18:40
1
ERROR
20 de mayo de 2018 | 18:40
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"