Garavano y Peña visitaron a Lorenzetti: "No hay rispideces"

El ministro de Justicia y el Jefe de Gabinete se reunieron con el presidente y otros tres ministros del tribunal para abordar diversos temas relacionados al servicio de justicia.

El ministro de Justicia, Germán Garavano, descartó hoy que existan "rispideces" entre el Poder Ejecutivo y la Corte Suprema de Justicia de la Nación (CSJN) al reivindicar la "correcta relación institucional" entre ambos poderes.

"Podemos estar en desacuerdo con algún fallo o alguna acordada, pero no nos gusta hablar de rispideces; cada uno hace lo que considera correcto en el ámbito de su competencia y somos respetuosos de eso", expresó el ministro al retirarse esta tarde el Palacio de Justicia, tras participar de un encuentro, junto al jefe de Gabinete, Marcos Peña, con los integrantes de la Corte Suprema de Justicia, encabezados por su titular, Ricardo Lorenzetti.

Garavano:  "Podemos estar en desacuerdo con algún fallo o alguna acordada, pero no nos gusta hablar de rispideces".

Asistieron además los ministros Juan Carlos Maqueda, Horacio Rosatti y Carlos Rosenkrantz.

Al salir del encuentro, que duró unos 90 minutos, Garavano detalló a la prensa que este tipo de reuniones se realizarán mensualmente para "fortalecer" la institucionalidad y avanzar hacia una reforma judicial que estará liderada por la Corte Suprema.

"Las transformaciones en la Justicia requieren de una articulación entre los tres poderes", subrayó titular de la cartera de Justicia y Derechos Humanos, único vocero por el Gobierno tras el encuentro. 

La Corte, en tanto, informó que se trató de un "encuentro institucional" en el que se conversó sobre el "proceso de reformas", anunciadas en el acto de apertura del año judicial realizado en el Máximo Tribunal en marzo último, en el cual se convocó al "desarrollo de lineamientos para la transformación del Poder Judicial como política de Estado".

Según consignó el Centro de Información Judicial (CIJ), la Corte Suprema en pleno manifestó la necesidad de contar con la "cooperación de los demás poderes del Estado, a fin de concretar las reformas y agilizar así los procesos judiciales y lograr una mejor tutela efectiva de los derechos de los ciudadanos".
A esos efectos, los ministros de la Corte y los funcionarios acordaron realizar "periódicamente reuniones de trabajo conjunto", informó la agencia de noticias del Poder Judicial. 

En las escalinatas del Palacio de Justicia, Garavano fue consultado sobre el pedido de juicio político contra el presidente de la Corte que impulsa la diputada Elisa Carrió.

"Es una decisión de la diputada y lo hace en el ámbito de su competencia, y será el Congreso el que deberá analizar esas cuestiones", contestó el funcionario.
Por otra parte, el ministro adelantó que "va a estar en agenda" como "uno de los desafíos de la justicia penal" que los procesos abiertos por causas de corrupción lleguen a juicio oral en forma ágil.

Previo a este encuentro, el presidente Mauricio Macri reunió al mediodía en
la Casa Rosada a su llamada "mesa judicial", que integran Peña, Garavano; el secretario de Legal y Técnica, Pablo Clusellas, y el jefe de asesores presidenciales, José Torello. El objetivo fue preparar los temas a discutir con Lorenzetti y el resto de los integrantes de la Corte.

Allí se trató, entre otros puntos, un proyecto donde ya la Corte Suprema y el Ejecutivo se pusieron de acuerdo, que refiere a la digitalización o "despapelización" de los procesos judiciales, un asunto al que está abocado el Gobierno en todas las áreas, pero que en la Justicia adquiere una gravedad superior.

Opiniones (0)
17 de junio de 2018 | 23:49
1
ERROR
17 de junio de 2018 | 23:49
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"