Policía mató a un delincuente que quiso asaltarlo

Ocurrió en el partido bonaerense de La Matanza, cuando el efectivo fue sorprendido por dos delincuentes. Es el segundo caso en los últimos días en la zona del Gran Buenos Aires.

Un efectivo de la Policía de la Ciudad mató a un delincuente que junto a un cómplice le quiso robar la moto tras festejar el cumpleaños de su sobrina en la localidad bonaerense de Isidro Casanova.

El hecho ocurrió durante la noche del lunes, alrededor de las 22.50, en Virrey Cisneros al 5.200 entre Pujo y Don Segundo Sombra, en el citado distrito del partido de La Matanza.

Fuentes policiales informaron a la agencia Télam que un efectivo que presta servicios en la comisaría 43 estaba de franco y concurrió a la casa de su hermana para festejar el cumpleaños de su sobrina. Al finalizar el festejo, el oficial salió a la vereda y subió a su moto Zanella RZ 25 negra y cuando la arrancó aparecieron dos delincuentes armados.

Uno de los asaltantes le apagó el motor y lo apuntó con el arma, mientras que su cómplice hizo lo mismo a la altura de la cabeza. El primero de los ladrones lo hizo bajar de la moto y el segundo lo palpó en la cintura y le sustrajo la mochila que llevaba.

En ese momento, el policía escuchó dos detonaciones, por lo que tomó su arma reglamentaria con la que efectuó dos disparos al ladrón que corrió con su mochila por la vereda hacia la calle Pujol.

Las fuentes añadieron que el delincuente descartó el bulto y escapó a la carrera, en tanto que el otro asaltante volvió a apuntarle.

Ante esa situación, el efectivo le disparó en dos oportunidades y el ladrón, de 18 años, murió casi en el acto a raíz de las lesiones sufridas.

El fiscal José Luis Maroto, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) Temática Homicidios de La Matanza arribó al lugar y dispuso el secuestro del arma reglamentaria, la ropa del joven muerto, las vainas servidas y el relevamiento de cámaras de seguridad.

Además, el funcionario judicial ordenó a los efectivos de la comisaría 1ra. de Isidro Casanova el decomiso del revólver calibre .38 con numeración suprimida y sin cartuchos de bala al delincuente fallecido.

La Unidad Criminalística Móvil realizó los peritajes correspondientes y trasladó el cadáver a la morgue judicial, donde se realizará la autopsia.

Por último, el fiscal Maroto no tomó ninguna medida de restricción para el oficial y caratuló la causa como "robo agravado por el uso de arma y homicidio", concluyeron las fuentes.


Opiniones (0)
24 de junio de 2018 | 19:58
1
ERROR
24 de junio de 2018 | 19:58
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"