Entregó a su hijo de 16 por el crimen de un gendarme

El adolescente detenido ayer en la localidad bonaerense de Laferrere por el crimen de un gendarme fue entregado a la Justicia por su propia madre.

 El adolescente de 16 años detenido ayer en la localidad bonaerense de Laferrere por el crimen de un gendarme fue entregado a la Justicia por su propia madre y si bien admitió que participó del robo, dijo que no mató al efectivo, informaron fuentes judiciales.


Tras la indagatoria ante el fiscal de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 17 del Fuero de Responsabilidad Penal Juvenil de La Matanza, Emilio Spatafora, el menor fue trasladado al Centro de Recepción y Detención de Menores de Virrey del Pino, donde permanecerá alojado.

Según fuentes judiciales, primero el muchacho fue reconocido en un grupo cerrado de Facebook denominado "Vecinos del 24,700 - Altos de Laferrere", donde usuarios publicaron fotos de un menor, que una testigo del crimen de Luis Alberto Lema (37) logró identificar como el conductor de una de las motos.

Por este motivo, los pesquisas lograron identificar los domicilios que frecuentaba este sospechoso en la localidad bonaerense de Ciudad Evita.
En una de las viviendas, los investigadores le tomaron declaración testimonial a la madre del adolescente de 16 años, quien dio la dirección exacta donde se encontraba su hijo, que previamente le había reconocido su participación en el intento de robo, pero le aseguró que no había matado al gendarme.

Con esta información, en las últimas horas, efectivos de Gendarmería y policías bonaerenses desplegaron un operativo en la zona y lograron detener al joven.
En tanto, los otros tres cómplices del adolescente, que permanecían prófugos, eran buscados esta tarde por la zona de Laferrere.

El hecho ocurrió el pasado lunes cerca de las 20.30, en la ruta provincial 21, entre las avenidas Marconi y Cristianía, de Altos de Laferrere, en el sudoeste del conurbano, donde el primer alférez Lema y su novia, de 23 años, iban a bordo de una moto Yamaha XTZ color azul y fueron sorprendidos por cuatro delincuentes que se movilizaban en dos rodados del mismo tipo.

La joven pareja de Lema declaró ante la Justicia que alcanzó a ver sólo a dos de los delincuentes que primero los pasaron por el costado y se detuvieron con su moto más adelante para no dejarlos pasar, por lo que su novio disminuyó la velocidad de la marcha.

Siempre en base a la versión de la joven gendarme, el "motochorro" que iba de acompañante comenzó a disparar hacia ellos sin mediar palabra, por lo que Lema y ella se tiraron de la moto, indicaron voceros judiciales.

En esas circunstancias, el tirador se acercó a la carrera para apoderarse del rodado de las víctimas, pero no lo logró porque el gendarme se identificó como tal y se resistió con un arma particular.

En ese momento, se originó un tiroteo entre Lema y el "motochorro" que terminó cuando éste escapó junto a su cómplice en el vehículo en el que había arribado y sin concretar el robo.

Por su parte, Lema y su novia quedaron tendidos en el piso, el primero baleado en el abdomen y ella ilesa.

Tras el asalto y tiroteo, Lema fue trasladado en un patrullero policial hasta el Hospital Balestrini de la vecina localidad de Ciudad Evita, donde fue intervenido quirúrgicamente y alojado en la sala de terapia intensiva.

Sin embargo, cerca de las 3.45 del martes murió a raíz de una herida de bala a la altura del ombligo y sin orificio de salida.

Lema nació en la localidad santafesina de San Javier, era divorciado y tenía un hijo de nueve años.

Ingresó a la Gendarmería hace 15 años, hizo cursos de "operaciones de monte" en la Argentina y en Colombia, tenía "muy buena" calificación en su legajo y era "muy apreciado por sus compañeros", precisó a Télam un vocero de la fuerza. 

Opiniones (0)
15 de agosto de 2018 | 03:53
1
ERROR
15 de agosto de 2018 | 03:53
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"