Lo atropellaron con la camioneta que le estaban robando

Un hombre falleció luego de que un grupo de ladrones lo asaltara y lo pisara con su propio vehículo.

 Un vecino de 64 años murió tras ser atropellado por al menos uno de los tres delincuentes que le robaron a mano armada su camioneta frente a su casa del barrio porteño de Barracas, informaron ayer fuentes policiales.

El hecho ocurrió alrededor de las 20 del sábado, en Alvarado 2770, casi esquina Cnel. Benito Meana, en ese barrio de la zona sur de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, a metros de donde residía la víctima, identificada por la Policía como Leopoldo Domingo Mercuri (64).

Fuentes policiales dijeron a Télam que el hombre guardaba su camioneta marca Jeep en un garaje que alquilaba frente a su casa cuando tres delincuentes llegaron al lugar a bordo de un auto y lo amenazaron con fines de robo.

De acuerdo a los voceros, al menos uno de los delincuentes armados se subió a la camioneta y al escapar atropelló a Mercuri, quien quedó tendido en el suelo, malherido.

En tanto, los delincuentes escaparon con el vehículo de la víctima y el otro auto en el que se movilizaban, dijeron los informantes.

Según las fuentes, la víctima murió minutos después como consecuencia de las lesiones sufridas, mientras que su camioneta apareció más tarde en las inmediaciones de la Villa Zavaleta.

Tras ser alertados de lo ocurrido, personal de la Policía de la Ciudad se trasladó hasta la escena del crimen donde se entrevistaron con los testigos y revisaron las cámaras de seguridad de los alrededores en busca de datos que permitan identificar a los delincuentes.

Los vecinos contaron hoy a la prensa que al momento del asalto, tres jóvenes se encontraban en la esquina de Alvarado y Benito Meana, a metros de la sede del club Sportivo Pereyra, situado sobre la segunda de las calles, la cual se corta en su intersección con la segunda.

"Los testigos dijeron que lo encañonaron dentro del garaje, le sacaron la camioneta y salieron, pero lo llevaron por delante, lo pasaron por arriba", relató hoy a Crónica TV la dueña de la cochera que alquilaba la víctima.

Esta mujer indicó que los tres chicos que estaban en la esquina alcanzaron a ver que los delincuentes se movilizaban en un "auto rojo" y que Mercuri "salió corriendo" pero que no sabían "de qué manera" lo atropellaron".

La propietaria dijo que ella se encontraba todavía dentro de su casa, en la que funciona el garaje, cuando otros habitantes del barrio fueron a avisarle que su "inquilino" estaba tirado en la calle.

"Aparentemente fue una muerte instantánea pero quiero destacar que llamamos a la ambulancia, la comisaría, el 911, pero nadie apareció hasta los treinta minutos; estábamos todos los vecinos desesperados", contó la mujer.

La vecina añadió que fue un "doctor" del barrio quien "trató de reanimarlo y no pudo", y que le dio la "noticia de la muerte" a la esposa de la víctima.

Esta mujer recordó que ayer lo había visto a Mercuri con la camioneta estacionada junto al cordón de la vereda de Benito Meana, "arreglando" el garaje y haciéndole "mantenimiento" al vehículo y que en esas circunstancias "charlaron" unos minutos, tal como lo hacían habitualmente.

"Está todo el barrio angustiado, era una persona correctísima, querida por todos los vecinos; no nos queríamos ir hasta que se llevaran al cuerpo a eso de las 2 de la mañana", afirmó.

Además, la mujer dijo que a la media hora del hecho llegaron "diez o quince patrulleros y un vecino enardecido les gritó (a los policías) que fueran a perseguir a los chorros".

"Hay gente que opina que fue al voleo, mi opinión es que no porque este señor tenía la camioneta de alta gama desde hace unos meses, para mi estuvieron vigilándolo", concluyó.

Por su parte, un anciano que reside en el barrio contó a la prensa que Mercuri era abuelo, trabajaba en la "municipalidad" (en referencia al Gobierno de la Ciudad) y vivió toda su vida en la misma casa donde nació.

Para este vecino, los ladrones "estudiaron" a la víctima ya que ésta hacía "un mes y medio que había cambiado la camioneta".

"Estaba chocho como cualquiera que cambia el auto. Haciendo planes para el futuro", señaló el anciano que consideró "una vergüenza" que el "el cuerpo estuvo tirado ahí seis horas", con "la mujer mirándolo en el medio de la calle".

"Hay que esperar que el motoquero de turno nos robe; cada vez va a peor, ¿se puede vivir así?", se quejó el vecino, quien contó que a él mismo le robaron su auto tiempo atrás, sobre la calle Perdriel y "a punta de pistola".

Sobre cómo fue atropellado Mercuri, el anciano estimó que la víctima "se habrá cruzado para volver para su casa" y que no cree, por cómo lo conocía, que se "haya puesto adelante" para evitar que se llevaran su vehículo.

Por último, el vecino criticó que durante el día se ven patrulleros en el barrio donde, según él, ya asaltaron en varias oportunidades un mercado, pero que a "la noche los sacan", cuando es "la hora más insegura".

Otro caso de similares características en el área metropolitana ocurrió el 16 de mayo de 2015 con el vigilador privado Jorge Fernández (77), quien residía en Carlos Casares al 3200 de la localidad bonaerense de Victoria, partido de Pilar.

Este hecho ocurrió cerca de las 32, cuando Fernández salió de su casa en dirección a su lugar de trabajo y subió a su Renault 9 que estaba estacionado junto al cordón de la vereda.

En ese momento, dos delincuentes vestidos con ropa de color azul, tipo operarios, lo interceptaron con fines de robo.

Los asaltantes ascendieron al vehículo, ante lo cual, el vigilador se colocó detrás para evitar que se lo llevaran pero lo embistieron y murió.

Télam

Opiniones (1)
25 de abril de 2018 | 07:02
2
ERROR
25 de abril de 2018 | 07:02
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Pena de muerte a esos hdp
    1
En Imágenes
Aguas color Malbec
17 de Abril de 2018
Aguas color Malbec