Gran Bretaña y Rusia alzan la tensión por el caso Skripal

Los rusos asegura: "No tenemos nada que ver con esto y nada que esconder", sobre el envenenamiento de un espía y su hija con un agente nervioso. 

El Consejo de Seguridad de la ONU se ha reunido este miércoles en su sede en Nueva York tras ser convocado de urgencia por el Reino Unido para discutir el caso del exagente doble de inteligencia Serguéi Skripal, que junto con su hija Yulia fue envenenado con un agente nervioso en la ciudad británica de Salisbury el pasado 4 de marzo.

Según precisó el Ministerio de Relaciones Exteriores británico, el objetivo de la reunión consiste en "informar a los miembros sobre la investigación del ataque con agentes neurotóxicos en Salisbury".

Reino Unido "no está actuando de forma transparente"

"El Reino Unido pidió una sesión a puerta cerrada sobre este caso, y Rusia solicitó que se cambiara el formato a puerta abierta para que todos vean lo que está sucediendo", además, Londres ha enviado a las Naciones Unidas una carta sobre el caso Skripal en la que "contiene declaraciones y amenazas absolutamente inaceptables contra Rusia", dijo el embajador ruso ante la ONU, Vasili Nebenzia.

"¿Por qué el Reino Unido ha llevado este caso al Consejo de Seguridad de la ONU en lugar de llevarlo a organizaciones pertinentes? La respuesta es obvia: los británicos saben que sus argumentos no convencerán a los expertos. Ellos temen un debate profesional sobre este tema. Moscú considera absolutamente inaceptables las acusaciones infundadas de la primera ministra Theresa May", dijo Nebenzia.

"Londres nos dio un ultimátum para que confesemos este ataque. Nosotros no hablamos en el lenguaje de ultimátum y no permitiremos a los demás que lo hagan con nosotros", agregó.

El diplomático señaló que Moscú ha pedido a Londres las muestras del agente nervioso utilizado, pero que esa solicitud ha sido denegada. El Reino Unido "no está actuando de forma transparente", por lo que se puede llegar a la conclusión de que "los británicos son los últimos en querer esclarecer este caso", comentó Nebenzia.

¿Un ataque de falsa bandera?

Asimismo indicó que es posible que el propio Reino Unido cuente con la fórmula del agente nervioso Novichok. "Existe gran probabilidad de que la fuente de este agente químico sean los países, incluido Reino Unido, que desde finales de los años 1990 llevan a cabo investigaciones sobre esta sustancia", dijo el diplomático ruso.

Citando declaraciones de un experto químico, Nebenzia explicó que para que los especialistas británicos estén completamente seguros de que se trata del Novichok, "deben tener las muestras de esa sustancia, su fórmula y estar en capacidad de producirlo".

Por otro lado, el embajador ruso acusó al Gobierno británico de haber iniciado una campaña deliberada para demonizar a Rusia en vísperas de las elecciones presidenciales y el Mundial de fútbol.

Además aclaró que el ex agente doble de inteligencia "no representaba ninguna amenaza" para Moscú, quien fue juzgado, indultado y finalmente extraditado por las autoridades rusas. Skripal es "la víctima perfecta" para demonizar a Rusia. "Hay una guerra de propaganda antirrusa con el objetivo de influir en la sociedad" y "no se han presentado pruebas, solo acusaciones", finalizó.

El lugar donde el exagente doble Serguéi Skripal y su hija fueron encontrados después de haber sido expuestos a una "sustancia de agente nervioso" en Salisbury. 12 de marzo de 2018. / Frank Augstein / AP

La intervención de Reino Unido

El representante permanente adjunto británico ante la ONU, Jonathan Allen, ha acusado a Rusia de violar la Convención sobre las Armas Químicas y ha opinado que actores que no están vinculados a un país no tienen capacidad para producir el agente nervioso Novichok.

Allen ha declarado que Londres ofreció a Moscú "la oportunidad de hablar", pero "no recibió ninguna respuesta creíble". Posteriormente, ha añadido que Rusia "es responsable de esta agresión" y ha asegurado que su Gobierno no ha llegado a conclusiones apresuradas, sino que se ha basado en "investigaciones".

Las predicciones de EE.UU.

Por su parte, la representante de Estados Unidos ante ese organismo internacional, Nikki Haley, también ha responsabilizado a Rusia por el suceso que afectó a Serguéi Skripaly su hija Yulia. En su intervención además se acordó de Siria y dijo que Moscú con su veto en el Consejo de Seguridad de la ONU, "encubrió" al presidente sirio Bashar al Assad "en cinco ocasiones".

Para finalizar, Haley ha vaticinado que "si no tomamos medidas concretas e inmediatas, se podrían emplear armas químicas en Nueva York o en otros países". "La credibilidad de este Consejo no sobrevivirá si no logramos hacer que Rusia rinda cuentas", añadió.

La reunión abierta tiene lugar después de que la primera ministra británica, Theresa May, anunciara varias medidas contra Rusia, entre ellas la expulsión de diplomáticos y la suspensión de todos los contactos bilaterales de alto nivel.

  • El 4 de marzo, el exagente doble de inteligencia Serguéi Skripal y su hija Yulia fueron envenenados con un agente nervioso en la ciudad británica de Salisbury.
  • El 12 de marzo, Theresa May afirmó que era "muy probable que Rusia fuera responsable" del envenenamiento, en el que se utilizó "un agente neurotóxico de uso militar producido en Rusia" llamado Novichok. La primera ministra dio a Moscú un ultimátum de 36 horas exigiendo explicaciones.
  • Rusia no proporcionó la información exigida debido a que no ha obtenido ninguna muestra del agente neurotóxico con el que se atacó a Skripal.
  • El 14 de marzo, May ha calificado a Rusia como "culpable" del incidente y ha anunciado medidas en contra del país, incluida la expulsión de 23 diplomáticos.

 RT

Opiniones (0)
25 de mayo de 2018 | 01:15
1
ERROR
25 de mayo de 2018 | 01:15
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"