P. Icardi

De cuidacoches a "trapitos": si se siembra marginación, no se cosecha desarrollo

El debate sobre qué hacer con los cuidacoches vuelve como un déjà vu. Hace más de una década la polémica estaba instalada y la falta de reacción de la política también ¿Alcanza con una solución punitiva?

Estacionas el auto, alguien te dice como una formalidad "te lo cuido". A partir de ese detonante, pueden generarse varias situaciones. Las escenas de tensión que se generan en las calles del área metropolitana de Mendoza han hecho reaccionar a la clase política que ante esa demanda reacciona y ejecuta medidas. Y lo hace para abordar el "emergente" de un problema mucho más profundo. Con el debate generado por los cuidacoches ocurre con muchos temas, hay un efecto déjà vu.

Hace más de una década la polémica estaba instalada y la falta de reacción de la política también: qué hacer con los "limpiavidrios" que copaban las esquinas de Mendoza y que molestaban a automovilistas, generando tensión. 

Hubo momentos críticos en los que hasta un dirigente político amenazó con un arma a uno de los jóvenes tras una pelea con su hijo. También hubo un amague de acuerdo entre los intendentes del Gran Mendoza que fue bautizado como Pacto Metropolitano que fracasó y no hizo más que mostrar las miserias políticas de Mendoza: los intendentes se peleaban para ver de quién eran los pobres. Capital acusaba a Las Heras de "exportar" limpiavidrios, Las Heras acusaba al Gobierno provincial (radical) de no hacerse cargo y así hasta diluir cualquier chance de gestión. Hay una diferencia discursiva sobre cómo se trata el tema: hace 10 años se hablaba de cuidacoches. Ahora se habla de "trapitos"; bajándole la categoría de persona a un objeto.

Trapitos portenios

Lejos estaría de aportar al debate tener una posición demagógica que otorgue a quienes tienen esa actividad un manto de sobreprotección ingenua. Pero tampoco la otra posición demagógica: contemplar solo lo punitivo como solución y sin tener en cuenta cuál fue la siembra de esa situación emergente.

Pobreza

Difícilmente pueda considerarse como trabajo a una actividad sin demanda real como es cuidar autos en la vía pública. Esa tarea surgió como estrategia de supervivencia de sectores marginados. Pero derivó en realidades diversas y mucho más complicadas de abordar. Desde jóvenes que crecieron sin herramientas reales para sobrevivir, hasta precarias organizaciones que son funcionales al delito: dateros, grupos que extorsionan y varios etcéteras más. Volvemos: es la violencia que emerge "en la selva" urbana por un problema profundo no resuelto. Que el Estado intente hacer algo, ya es un dato positivo. Pero como tal, no puede tener una visión miope o reaccionaria.

Si sembramos marginación, no podemos cosechar desarrollo.

Veamos datos de hoy. En Mendoza el 35 por ciento de las personas viven en condiciones de pobreza y 8% en indigencia. Pero si se afina el lápiz, la situación es más aguda. Del total de personas que viven en condiciones de pobreza un 47% tienen menos de 14 años y un 25% tiene entre 15 y 29 años. Eso después de más de 10 años de crecimiento. Argentina tuvo un vacío estadístico de casi una década. Pero no hay ningún indicador creíble que haga suponer que durante ese tiempo la situación era distinta. Es más, quizá era peor: los pobres e indigentes dejaron de existir para los datos oficiales. Durante el mismo período la educación perdió valor como gestor del cambio social. Si bien aumentó la cantidad de jóvenes que iniciaron los estudios, la tasa de promoción no mejoró y muy pocos terminan la escuela (menos de la mitad de los que comienzan el secundario).

El programa que anunció el intendente de Capital Rodolfo Suárez para erradicar esa práctica incluye, según la promesa, la promoción de empleo genuino. Los intendentes vecinos amagan con sumarse. A diferencia de lo que ocurrió hace más de una década ahora todos los jefes comunales son aliados políticos y no podrán "culparse" mutuamente. Es más, hasta están en la obligación de ejecutar una política común en el marco del sello de goma bautizado como Unicipio. 

Opiniones (36)
17 de julio de 2018 | 12:06
37
ERROR
17 de julio de 2018 | 12:06
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Yo estoy harto de estacionar en lugares no medidos y tener que andar mirando por encima del hombro.... es una situación bastante tensa... además viví en carne propia el apriete en Arístides donde me apuraron entre 3 para dejarles 50 pesos a "voluntad", decí que estaba con amigos y no con los chicos o mi señora por lo cual los mandamos a cagar y no paso de eso, pero al estacionar y ante mi decir "te voy a dar lo que quiera cuando vuelva" la respuesta fue: "Mas vale que traigas los 50 pesos".... en fin a uno terminan cagándole la noche. Ahora cuando estacionasen lugares medidos y hay que pagar estacionamiento esto no sucede, porque uno al dejar el auto sabe de antemano donde se paga y cuanto se paga... uno tiene la opción de ELEGIR... estos delincuentes exigen en la mayoría de los casos...
    36
  2. Desde que están estas cucarachas sin cerebro, el centro es un asco. Sólo escuchar hablar ,a estos simios con celular, es desagradable.no tienen nada pero nada en la cabeza. Un tiro en la frente sería lo más humanitario, esos cerebros están sufriendo
    35
  3. este intendente inutil que tenemos en ciudad, seguramente va a habilitar mas calles con estacionamiento medido, para sacarles el rotulo de CUIDACOCHES, siguen veneficiando a los que no pagan impuestos y chorean, que a nosotros que pagamos impuestos. pagamos para que arreglen las calles, pagamos para que hagan calles, pagamos para estacionar en las calles, ya no se que mas quieren que paguemos. basta muchachos, basta. afuera los cuidacoches y limpiavidrios.
    34
  4. Lamentablemente la mayoría en esta sociedad, está acostumbrada al dinero fácil, les han hecho creer que el que más tiene debe darle al otro, están acostumbrados a los planes, que antes de generar una ayuda en algunos casos, sirve para criar vagos, mantenidos, ladrones, borrachos, piqueteros, cómplices de los gobiernos corruptos, que por el chori y la coca son capaces de hacer cualquier cosa, NO HE ESCUCHADO A NINGUNO DE ESTOS TRAPITOS DECIR QUEREMOS TRABAJAR! eso no es un trabajo, no seamos hipócritas, a mí varias veces me han patoteado siendo hombre, y a mi esposa e hijas les han dicho barbaridades, obsenidades, SON UNOS DELINCUENTES (lamentablemente no hay que generalizar, pero la mayoría), SAQUENLOS Y QUE VAYAN A COSECHAR, A LIMPIAR CALLES, A LAS FINCAS QUE HAY MUCHAS QUE SE ESTAN PERDIENDO PORQUE NO HAY QUE GENTE QUE QUIERA TRABAJAR, es más fácil levantarse a cualquier hora, si total vas un par de horas y ganas lo mismo que alguien que está en relación de dependiencia que debe hacer las contribuciones legales, pagar jubilación, obras sociales, etc. BASTA DE OPORTUNISMO, YO PAGO MIS IMPUESTOS, TRABAJO 12 HORAS POR DIA Y ME ROMPO EL CUL..... PARA MANTENER MI FAMILIA, MIENTRAS QUE OTROS VIVEN DE PLANES Y DEL ESTADO. BASTA DE ESTO. HAY QUE DIGNIFICAR EL TRABAJO, CAMBIAR LA MENTALIDAD DE LA GENTE, ENSEÑARLES QUE TODO SE GANA CON ESFUERZO, TRABAJO HONESTO, CUMPLIENDO LAS LEYES, EDUCACION!.- EL TRABAJO DIGNIFICA NO MUERDE CHICOS!, PRUEBEN SE SIENTE BIEN!
    33
  5. Esta es una estupidez. Los trapitos igual que los cuidacoches son personas que deben estar trabajando .en la ciudad o en el campo. NO EXTORSIONANDO A LOS QUE TIENEN UN AUTOMOVIL , Y AMEDRENTANDO A LOS CRUZAN UNA CALLE.-nI QUE HABLAR DE LOS TURIATAS. QUE SON PRACTICAMENTE ASALTADOS CUANDO DEJAN su auto en la calle.Pero no es solo esto, sino que son los dateros que de noche controlan todas las viviendas y comercios,comunican quien esta disponible para ser asaltado.-Venden sahumerios ydrogas en las esquinas con total impunidad.-En realidad la culpa es NUESTRA, ya que deberiamos incluirlos en puestos de trabajo dignos y hacerlos desaparecer de LA CALLE,fuente de toda transgresion a la LEY.-Es deprimente ver que hasta en las calles del Cementerio existen,buscando una moneda que les de para sus necesidades.-
    32
  6. Si la extorsión es un delito, por qué estiramos el debate. Se paga para que ellos mismos no te destruyan el auto. ¿Falta trabajo?. ¿Por qué ninguno aceptó trabajar cuando les ofrecieron ser parte de la obra pública?
    31
  7. Pillgrey quizá hace mucho menos daño que un político !!!
    30
  8. El unico trabajo del trapito es decirte: pagame o te hago pelota el auto. Plata facil. Trabajar? Eso es para los giles. Con el retorno de la democracia todo empezó a irse al carajo. Como no soy hipocrita lo reconozco. Que las libertades, que los piqueteros, q los asalta supermercados, q los trapitos, q los subsidiados, q los q hacen quil0mb0 en las manifestaciones, q los politicos corruptos q lo unico q les interesa es el poder. Antes de la democracia estaba todo mas ordenadito al q se hacia el mono lo sacudian y robaban menos. O conocen algun milico millonario? Como lo son ahora los politicos. No me jodan, la democracia no es para la argentina y bien q se encargaron de hacer pelota a las fuerzas armadas por las dudas.
    29
  9. En un país donde hay educación gratuita y AUH es ridículo hablar de que alguien debe elegir entre ser trapito o la nada. Con sólo un oficio una persona puede vivir más que dignamente. La enseñanza de 70 años de populismo es clara, regalar no sirve para nada.
    28
  10. Explicame que hace un cuidacoche no me jodan con que bancarte una mafia es integracion
    27