Juzgarán al periodista que asesinó con cianuro

El juicio por la causa que se le sigue al periodista y docente acusado de haber envenenado con cianuro a su novia y al hijo de ésta, de 2 años en junio del año pasado en la capital salteña, comenzará el próximo 20 de abril, informaron fuentes judiciales.

La audiencia de debate se desarrollará en la Sala II del Tribunal de Juicio de Salta y se extenderá hasta el 4 de mayo, en el marco de la causa seguida contra Franco Rodrigo Gaspar Cinco (27), acusado del delito de homicidio simple en grado de tentativa y homicidio calificado por el medio empleado, que fue un veneno, en perjuicio del niño Amir Párraga, de 2 años.

Además, se los juzgará por el homicidio doblemente calificado por la relación de pareja y por el medio utilizado en perjuicio de la estudiante de nutrición Alejandra Ximena Párraga (26), quien era su pareja al momento del hecho.

El juicio unipersonal estará a cargo del juez Ángel Amadeo Longarte, y por el Ministerio Público intervendrá el fiscal penal de la Unidad de Graves Atentados contra las Personas (UGAP) 4, Ramiro Ramos Osorio, mientras que la defensa del imputado estará en manos de Luis María Agüero Molina.

El hecho que se ventilará en el juicio ocurrió el 5 de junio del año pasado, cuando Cinco llegó a la casa de Párraga, situada en Gorriti al 400 del barrio Villa Cristina, de la capital salteña, con una botella que supuestamente contenía agua bendita destinada al pequeño, que estaba enfermo.

Al ingerir el líquido, el niño entró en shock y murió momentos después, cuando era atendido en un sanatorio privado, mientras que su madre, que también tomó contacto con el líquido cuando le hizo respiración boca a boca, falleció unos minutos después, en el hospital San Bernardo.

Los estudios forenses determinaron que madre e hijo murieron como consecuencia de la ingesta de un compuesto que contenía "ácido cianhídrico".

En la hipótesis criminal que terminó con la vida de Alejandra y su hijo, el fiscal penal Ramiro Ramos Ossorio, que investigó el hecho y solicitó la elevación a juicio de la causa, señaló que el imputado "aprovechó" la relación de confianza obtenida a partir de la relación sentimental que había iniciado con la madre del nene.

El acusado no aceptaba que su novia le preste mayor atención al niño, por lo que trató de matarlo empujándolo durante una visita realizada al dique Cabra Corral el 25 de mayo del año pasado, días previos al envenenamiento.

Según lo expuesto por el fiscal, Cinco luego planeó envenenar al hijo de su pareja y, para poder hacerlo, ideó darle de beber "agua bendita" que él mismo le proveyó.

Ramos Ossorio fue contundente al sostener que Gaspar Cinco "actuó de manera premeditada e intencional" y concluyó que "actuó con dolo directo al causar la muerte del niño, y con dolo indirecto al provocar la muerte de su pareja, a quien deliberadamente colocó en situación de víctima adicional o secundaria".

 Además, se pudo establecer que había intentado pagar para que terceros maten al menor, en más de una ocasión.

Télam

Opiniones (0)
19 de junio de 2018 | 06:16
1
ERROR
19 de junio de 2018 | 06:16
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"