Celebró el asesinato de mujeres en Twitter y ahora irá preso

Un joven español pidió "que se dupliquen" las muertes por violencia de género en su país. Pasará dos años y medio en la cárcel.

 El Tribunal Supremo de España publicó el fallo que condena a Berenguer Jordi Moya Hernández a dos años y medio de cárcel por incitar al odio contra las mujeres a través de Twitter, causa que se inició por denuncias de usuarios de esa red social a la policía.

Moya Hernández escribió cinco tuits entre diciembre de 2015 y enero de 2016. Alguno fueron: "53 asesinadas por violencia de género machista en lo que va de año, pocas me parecen con la de putas que hay sueltas"; "Y 2015 finalizará con 56 asesinadas, no es una buena marca pero se hizo lo que se pudo, a ver si en 2016 doblamos esa cifra, gracias".

Otros de sus posteos fueron: "Marta del Castillo era feminista y se tiró al río porque las mujeres se mojan por la igualdad" y "A mi me gusta follar contra la encimera y los fogones, porque pongo a la mujer en su sitio por parte doble".

Beren12
C3rmSDUWQAA2GET

El condenado también compartió en Twitter la imagen de una mujer donde incluyó la frase "Ya la he maltratado, tú eres la siguiente".

Para el Tribunal "el contenido de las frases revela el carácter agresivo de las expresiones y la constatación del odio al ir referidas a situaciones en las que desea encontrar a mujeres".

"Se refiere [a ellas] en términos agresivos en un contexto de género", advirtieron los jueces, que dejaron claro que no se trata de "un acto puntual, incontrolado e involuntario", sino que Moya Hernández "conoce y quiere la realización de las expresiones que vierte en las redes sociales".

"El discurso de odio es claro", aseveraron los magistrados, que resaltaron cómo el condenado se refiere, "particularmente", a las mujeres que "han sido objeto de una vejación y un maltrato físico".

Así, el Tribunal confirmó que hubo un delito de incitación al odio a las mujeres y consideró el agravante de haber usado Internet como medio para difundir esos mensaje, lo que hizo que fuese accesible a un elevado número de personas.

El proceso judicial contra el tuitero se inició porque el equipo de redes sociales de la Policía española recibió denuncias por mail de personas que se quejaron por la forma de tratar un tema tan sensible e incluso se interpuso una denuncia en comisarías de Santa Cruz de Tenerife y Zamora.

Moya Hernández tendría que ingresar en prisión, y si bien la sentencia del Supremo es firme, tiene la opción del recurso de amparo ante el Tribunal Constitucional.

Opiniones (1)
26 de mayo de 2018 | 19:38
2
ERROR
26 de mayo de 2018 | 19:38
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Estos españoles no embocan una. ¿Sabrán que pensar es libre en otras partes del mundo? Ahhhhhh, pensar sí pero no se puede decir lo que se piensa... entonces no es libertad, ni derecho individual. Si San Agustín volviera, se muere de nuevo.
    1