Defensor de la anestesista que atendió a Débora Pérez Volpin: "Mi clienta no hizo nada reprochable"

En entrevista con MDZ Radio, Eduardo Gerome, abogado de la anestesista que intervino en la endoscopía realizada a Débora Pérez Volpin, descartó que la profesional pueda quedar detenida.

"Mi defendida es una persona que lleva muchos años ejerciendo la profesión. Es una profesional de altísima calidad y concepto. Es la primera vez que le ocurre algo así. Descarto que pueda ser detenida porque no hizo absolutamente nada reprochable", argumentó Eduardo Gerome, el abogado de la anestesista Nélida Inés Puente que intervino en la endoscopía que se le hizo a Débora Pérez Volpin.

En una entrevista que ofreció en MDZ Verano, ciclo que se transmite por la FM 105.5 MDZ Radio, el letrado sostuvo que si su defendida se presentó espontáneamente en la comisaría fue para colaborar con la investigación y por su seguridad de que su procedimiento fue el correcto. "La doctora se presentó apenas se conoció la denuncia porque estimó que dado que su actuación había sido impecable lo que quería era participar en los estudios que se hicieron en la causa, aportar todo lo que pudiera y ponerse a disposición de la Justicia y lo primero que se estaba realizando era una autopsia la que no puede ser repetida, entonces era necesario que los peritos que la representaran a ella estuvieran presentes", se extendió Gerome. 

En relación a la autopsia que se le hizo a Pérez Volpin, Gerome apuntó que "es una fotografía del cuerpo en el momento de la muerte entonces, esa fotografía es la que sirve después a todos los que hayan intervenido en el proceso para establecer responsabilidades".  

Sobre los antecedentes de la doctora Puente, Gerome aseguró: "Mi defendida es una persona que lleva muchos años ejerciendo la profesión, es una profesional de altísima calidad y concepto y nunca ha tenido un problema con nadie por eso esto le ha causado un sinsabor y desasosiego enorme". Remarcó que es la primera vez que le ocurre algo así en años de carrera y descartó que pueda quedar detenida porque, según señaló, "no hizo absolutamente nada reprochable". 

Repasá la nota completa aquí: 


El martes por la tarde murió la periodista y diputada porteña Débora Pérez Volpin al sufrir un paro cardíaco. El domingo a la noche, la mujer acudió al Sanatorio de la Trinidad por un fuerte dolor en el estómago. Su médico le recomendó una endoscopía y en plena intervención, estando en el quirófano, sufrió un paro cardíaco. Su familia sospecha que hubo mala praxis. Se abrió una causa por homicidio culposo. 

Opiniones (0)
19 de julio de 2018 | 23:05
1
ERROR
19 de julio de 2018 | 23:05
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"