Descubrieron la existencia de planetas más allá de la Vía Lactea

Los exoplanetas se encuentran en una galaxia ubicada a más de 3.800 millones de años luz de la Tierra.

Investigadores de la Universidad de Oklahoma descubrieron la existencia de planetas por fuera de las fronteras de la Vía Láctea, a una distancia de 3.800 millones de años luz de la Tierra, gracias a una técnica capaz de detectar astros imposibles de ver incluso con el telescopio más sofisticado.

Xinyu Dai y Eduardo Guerras, firmantes del artículo publicado en la revista Astrophysical Journal Letters, usaron en su investigación un fenómeno astronómico conocido como "lente gravitacional", usado hasta ahora para advertir la existencia de agujeros negros o la materia oscura.

Guerras consideró que este es "un ejemplo de lo poderosas que pueden ser las técnicas de análisis de microlente extragaláctica".

La galaxia estudiada está a 3.800 millones de años luz de distancia y "no existe la más mínima posibilidad de observar estos planetas directamente, ni siquiera con el mejor telescopio que uno pueda imaginar en un escenario de ciencia ficción".

Sin embargo, "somos capaces de estudiarlos, desvelando su presencia e, incluso, tener una idea de sus masas. Es una ciencia genial", indicó el investigador.

La técnica había sido anticipada por Albert Einstein en su teoría de la relatividad general y es la única forma conocida de encontrar exoplanetas -planetas no integrantes del Sistema Solar- distantes a miles de años luz de la Tierra.

Los investigadores identificaron objetos extragalácticos de un tamaño entre "la masa de la Luna a la de Júpiter", y se refirieron a estos como "una población de planetas más allá de la Vía Láctea", según un comunicado de la universidad estadounidense consignado por la agencia Télam.

"Estamos muy entusiasmados con este descubrimiento. Es la primera vez que alguien descubre planetas fuera de nuestra galaxia", aseguró Dai, profesor de Física y Astrofísica.

Para la investigación, Dai y Guerras usaron datos del Observatorio de rayos X Chandra de la NASA y un telescopio espacial controlado por el Observatorio Astrofísico del Instituto Smithsoniano, en Estados Unidos, entre otras técnicas.

Según la Universidad de Oklahoma, el uso de esta técnica permitió que el efecto gravitacional que generan hasta los objetos pequeños creara "una alta magnificación que lleva a una firma, la cual puede ser modelada y explicada en galaxias extragalácticas".

También denominadas lentes gravitatorias, las ondas gravitacionales se forman cuando la luz que procede de objetos distantes y brillantes se curva alrededor de un objeto masivo (como una galaxia) situado entre el objeto emisor y el receptor.

Los fenómenos de lentes gravitatorias suelen utilizarse también para detectar la presencia de objetos masivos invisibles, como agujeros negros o la materia oscura.


Opiniones (0)
16 de agosto de 2018 | 05:21
1
ERROR
16 de agosto de 2018 | 05:21
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"