Asesinaron a una mujer en un campo de San Luis

Una mujer fue encontrada asesinada con signos de ahorcamiento en su casa de la localidad puntana de Quines, y los investigadores creen que el crimen fue cometido por su ex pareja que ya tenía antecedentes de violencia contra su ex mujer y fue encontrado muerto en un campo con un disparo de una carabina calibre 22, en un aparente suicidio.

Fuentes policiales informaron que la mujer asesinada fue identificada como Paola Heredia (38), quien tenía tres hijos y fue encontrada muerta en una de las habitaciones de su casa en la calle Capitán Ortiz, entre 9 de Julio y Sarmiento de esa localidad ubicada a 150 kilómetros al norte de la ciudad de San Luis.

El subjefe de la comisaría del lugar, oficial principal Mario Ochoa, explicó a Télam que el cadáver fue hallado por un tío de Heredia, quien concurrió a la vivienda porque ayer al mediodía tenían planeado almorzar en familia y nunca había llegado.

Ochoa afirmó que, tras las primeras investigaciones, los pesquisas salieron en busca de su ex pareja, identificado como Cristian Aballay (37), quien fue encontrado muerto cerca de las 18 de ayer a unos 12 kilómetros de la casa de Heredia en el paraje Cuatro Esquinas, con un disparo de una carabina calibre 22, que estaba apoyada sobre sus piernas y un sangrado en su boca.

La principal sospecha de los pesquisas es que el hombre asesinó a su ex mujer y, luego, se dirigió a ese campo donde se suicidó.

Según el subjefe policial, Heredia ya había denunciado a su ex pareja por violencia de género en enero del año pasado y el hombre tenía una restricción de acercamiento desde junio último.

El cuerpo de la mujer, que presentaba signos de ahorcamiento y golpes, era sometido a una autopsia esta mañana en la capital provincial para confirmar la data de muerte, ya que los investigadores sospechan que el crimen se produjo el sábado por la noche porque la víctima se encontraba arreglada como para salir.

Por su parte, el comisario Gustavo Ríos, jefe de la Unidad Regional V de Policía, confirmó que el hombre ya había violado en alguna otra oportunidad la restricción de acercamiento a su ex mujer.

Heredia era empleada en la planta de reciclado de la zona y tenía tres hijos de una pareja anterior y el padre de los chicos en la actualidad está radicado en el sur del país.

El hecho es investigado por la jueza Penal Virginia Palacios, quien estuvo en persona en el lugar del crimen junto a detectives de la división Criminalística y Homicidios.

Apenas se conoció la muerte, vecinos de Quines convocaron a una marcha en contra de la violencia de género para hoy en plaza Lafinur y la fiesta de carnaval programada para anoche fue suspendida.

Según testimonios de vecinos y familiares el sindicado agresor era un jornalero que golpeaba a la mujer y había amenazado con matar a toda la familia.

La localidad de Quines cuenta aproximadamente con 9 mil habitantes y se ubica en el departamento Ayacucho, al norte de la provincia de San Luis.

Justamente esa localidad ya había sido noticia días atrás por la denuncia de otra mujer llamada Susana Quiroga contra un policía de la localidad de Quines, que -según dijo- la golpeó y la arrojó a un canal luego de una discusión en un boliche.

El efectivo policial fue identificado como José Eduardo Jiménez, quien había sido pasado a disponibilidad a mediados del año pasado también por una denuncia de violencia de género, se encontraba bajo tratamiento psicológico y quedó detenido acusado de "homicidio en grado de tentativa, agravado por el vínculo y por la cuestión de género".

Télam

Opiniones (0)
24 de mayo de 2018 | 03:32
1
ERROR
24 de mayo de 2018 | 03:32
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"