Francisco sigue su gira por Perú en Trujillo

El Papa oficiará una misa en una playa, y recorrerá en el papamóvil un balneario con un curioso nombre: Buenos Aires.

 Trujillo, ciudad peruana de algo más de 800.000 habitantes situada a 560 kilómetros al norte de Lima, recibirá hoy al papa Francisco, en el marco de la sexta visita del pontífice a tierras latinoamericanas.

En Trujillo, Francisco oficiará misa en la explanada de la playa Huanchaco, junto al océano Pacífico, ante una asistencia esperada de cientos de miles de personas.

La presencia del pontífice en la capital del dinámico departamento de La Libertad seguirá con un recorrido en papamóvil por el tradicional balneario Buenos Aires, homónimo de la capital de Argentina, donde el pontífice nació hace 81 años.

No hay ningún anuncio de la razón por la que Buenos Aires fue elegido para el recorrido, pero la homonimia desató especulaciones en algunos medios, en especial porque Francisco hasta ahora no ha incluido su país natal en sus viajes como máximo líder del catolicismo.

El papa también visitará la catedral trujillana y se reunirá con sacerdotes y monjas del norte del Perú que tuvieron en el último año una actividad social intensa derivada del "fenómeno del Niño costero", problema atmosférico que dejó alrededor de 160 muertos y más de un millón de afectados en la zona.

Un encuentro especial de Francisco en Trujillo será con la imagen de la Virgen de la Puerta, patrona del norte del Perú, que ya fue llevada a la capital liberteña desde la vecina localidad de Otuzco, donde tiene su santuario permanente.

En una Celebración Mariana, que se realizará en la principal plaza de la ciudad, la Virgen de la Puerta será coronada por Francisco como "Madre de la misericordia y de la paz".

Después de ese acto, Francisco dejará Trujillo tras unas nueve horas y retornará a Lima para preparar la misa del domingo, de la que se espera que sea el acto que más publico congregue en sus cuatro días de estadía en el Perú.

Trujillo, que por tamaño e importancia estratégica se disputa con Arequipa el honor de ser considerada la segunda mayor ciudad del país, ha preparado sus mejores galas para recibir al papa. No será, sin embargo, la primera vez que reciba a un pontífice, pues ya Juan Pablo II la incluyó en su primera visita al Perú, en 1985.

Opiniones (0)
25 de mayo de 2018 | 14:46
1
ERROR
25 de mayo de 2018 | 14:46
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"