Deportes

El club de los pases turbios desaparecerá por deudas

El club suizo Locarno FC, sospechado de haber intervenido en triangulaciones en pases, desaparecerá al no poder hacer frente a una deuda.

 El club suizo Locarno FC, sospechado en los últimos 20 años de haber intervenido en triangulaciones en pases, desaparecerá al no poder hacer frente a una deuda de 85.000 francos suizos, lo que derivó en la quiebra decretada por la justicia.

La entidad, de escaso prestigio futbolístico, se caracterizó a partir de los años '90, por ser el misterioso destino de numerosos jugadores argentinos al registrar sus pases previamente al destino de ello en otros importantes clubes europeos.

Así, el club suizo, deportivamente menor en el planeta fútbol, registró la inscripción de futbolistas argentinos como Claudio López, Nicolás Cabrera y Gustavo Cabral.

Higuain

También compró, en algún momento, el 50% del pase de Gonzalo Higuaín, luego transferido a Real Madrid, el 40% de los derechos económicos de Fernando Belluschi y el 30% de Augusto Fernández.

Esa operación incluyó, asimismo, la cesión del 30% de los juveniles Mateo Mussacchio y Juan Igancio Antonio, lo que le significó a River dueño de sus pases, un ingreso en épocas del ex presidente José María Aguilar de 13 millones de dólares. Un dinero imprescindible para cerrar con superávit el ejercicio correspondiente a la temporada 2005-2006.

En aquel entonces un grupo inversor, liderado por el empresario israelí Pini Zahavi -en la Argentina estuvo asociado con HAZ Sports Agency-, manejaba el club suizo, y lo utilizaba para no aparecer, presuntamente, como dueño de los pases.

El club, fundado en 1906, también registró el paso de argentinos como Gustavo Costas, Cristian Giménez, Raúl Osella, Javier Claut y Juan Manuel Sara.Tras descender a la quinta división del fútbol suizo, la institución atravesaba en el último tiempo una seria crisis.

Aunque, en comparación a los montos que supo manejar en los papeles de antaño sus cifras suenan irrisorias: les debía a sus acreedores 150.000 francos suizos, menos de 130.000 euros. Sus dirigentes lograron juntar 90.000, pero al juez le pareció insuficiente y decretó la quiebra. 

Opiniones (0)
20 de junio de 2018 | 07:43
1
ERROR
20 de junio de 2018 | 07:43
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"