Cayó el principal sospechoso de matar a Sebastián Prado

El médico fue asesinado en 2013 en la Sexta Sección. Un testimonio complicó a Johnny Morales, quien fue detenido por encubrir un crimen reciente en Guaymallén.

A cuatro años y medio del asesinato del médico traumatólogo Sebastián Prado, ocurrido en su vivienda de la Sexta Sección de Ciudad, fue detenido el principal sospechoso del crimen: Johnny Morales. El hombre fue capturado en el marco de otra causa, la muerte de Federico Álvarez (70), a quien balearon en su casa de Colonia Molina, Guaymallén, el 5 de enero de este año.

Morales, quien en septiembre de 2013 estuvo detenido algunos días como supuesto autor material del asesinato de Prado, habría aconsejado a Lucas Orozco que matara al dueño de casa si se complicaba el robo ocurrido días atrás. Por ello, la fiscal Claudia Ríos ordenó su detención como partícipe y por encubrimiento en el caso Álvarez.

Sin embargo, parte del testimonio de Orozco, detenido por el asesinato en Guaymallén, vinculó a Morales con el crimen ocurrido en septiembre de 2013 em la Sexta Sección.

Johny morales

Morales, este martes en el Palacio Policial. Foto: Pachy Reynoso

Orozco admitió el crimen del 5 de enero de este año para dejar libre de culpa y cargo a su mujer, también detenida, y declaró que "un tal Johnny Morales" le dijo que si se complicaba el asalto, "había que poner" a la víctima porque "él ya había matado a un médico hace unos cuatro años". Agregó que Morales le contó que "el patrón lo había hecho zafar".

En ese sentido, Morales quedó en libertad en septiembre de 2013 después de que su jefe declaró que al momento del asesinato de Prado, su empleado estaba trabajando en el bar de su propiedad. Hoy, según este nuevo testimonio, la declaración de aquel hombre habría sido falaz.

Por ahora, Morales está detenido solamente por encubrimiento en el caso del hombre de 70 años asesinado en Guaymallén días atrás, investigado por la fiscal Claudia Ríos. Sin embargo, el testimonio del autor de este crimen involucra a Morales en la muerte de Prado, la cual sigue impune después de casi cinco años de aquella trágica jornada.

El caso

Prado fue asesinado de un balazo el 6 de septiembre de 2013 cuando salía de su vivienda, en calle López de Gomara. Además de Morales, el caso tuvo otro detenido: Andrés Merlo. Por falta de pruebas, y por la coartada de uno de ellos, quedaron desvinculados del expediente.

Después de ser investigado por Daniel Carniello y Juan Manuel Bancalari, el caso quedó en manos, el año pasado, del fiscal Carlos Torres. Ahora, es Claudia Ríos la encargada de la causa.

Opiniones (5)
23 de julio de 2018 | 03:37
6
ERROR
23 de julio de 2018 | 03:37
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"
  1. Ojo por ojo. ¿A qué le teme el Estado, o hay otros "intereses" en el medio?. Si este idiota aplicó la pena de muerte, bueno..., una vez que lo comprueben: una plaza, un árbol, un alambre (ajustadito al cuello) y listo; ah... y que lo televisen para los que no puedan asistir. Un ejemplo, ¿alguno másss...?
    5
  2. No puede quedar impune, este asesinato. Me extraña que ninguna cámara haya captado algo. Porque no se resuelven casos, que falta, que falla.
    4
  3. #PenaDeMuerte
    3
  4. Admirable la fortaleza de esa mamá!! Espero que se haga justicia para que ella pueda de alguna manera cerrar una herida y su hijo descansar en paz.
    2
  5. por fin se va hacer justicia... por esa Gran Persona, Compañero y Profesional... espero q ese tal Morales... LO PAGUE.... y su patron por complice....tbn.
    1