Los "desafíos" de belleza más estúpidos de 2016

Internet da para todo, incluyendo "desafíos" ridículos para medir el estado físico y la belleza de las mujeres. Hoy te mostramos los peores del año.

 Internet es un lugar mágico en el que todo puede suceder: desde acciones fantásticas que han logrado unir a personas de todo el mundo por causas conmovedoras, hasta retos y desafíos con objetivos menos que nobles. ¿El gran ejemplo de esto último? Los "desafíos" corporales que proliferaron durante el 2016.

Con el objetivo de medir la "belleza" y el "estado físico" de las mujeres  -con cero fundamento científico, por supuesto- surgieron a lo largo de este año una serie de pruebas con el objetivo de imponer estándares de belleza ridículos y sumamente obtusos, por no mencionar potencialmente peligrosos para la salud, que lograron una cantidad francamente desconcertante de adeptos en diversas redes sociales. 

A continuación te enumeramos algunos de los desafíos más estúpidos que dejó 2016:

El desafío de "un dedo"

De los últimos en surgir en 2016, este consiste en pararse frente a un espejo desnuda y, con un sólo dedo estirado horizontalmente, taparse tanto la vagina como los pezones. ¿El objetivo? Nunca lo sabremos. 


El desafío del iPhone 6

De todas las utilidades que un iPhone puede llegar a tener, estoy segura que ni siquiera los creativos de Apple se hubiesen imaginado esta: con el objetivo de demostrar que sus piernas son lo suficientemente flacas, las adeptas a este desafío se ponen un iPhone frente a sus rodillas. Si estas son iguales o más pequeñas que el teléfono, ¡felicitaciones, "ganaron" el reto! 

Uhhh... It actually is not that hard isn't it %uD83D%uDE0F I'm skinny! #hypnotize #iphone6challenge #hkig #ukig

Una foto publicada por Cathy (@cathhhk) el


El underboob challenge

Underboob es el término en inglés que se usa para nombrar la parte de abajo de los senos, protagonista de este ridículo reto que consiste en sostener una lapicera con esta parte del cuerpo. Para aquellas bien dotadas, es una pavada. Para las que usamos corpiño talle 85, tendremos que inventar algún desafío nuevo...En fin, la que puede, puede. 


El reto A4

Dejar a algunas personas enfrente de un espejo por mucho tiempo no es una buena idea. Claro ejemplo de esto son las creadoras del reto A4, que implica ponerse una hoja de dicho tamaño en el torso y así medir el tamaño de la cintura. Si tu cintura es más chica que la hoja, entrás en el privilegiado grupo de las "fit". Ese ruido que escuchan de fondo son miles de profesionales de la salud llorando. 


El desafío de las clavículas

Sí, hasta las clavículas son sujeto de cuidadoso escrutinio en la actualidad. ¿En qué consiste el desafío? En poder sostener una pila de monedas en el hueco que se crea en la clavícula. Por supuesto esta "habilidad" tiene más que ver con la estructura ósea y con cierta destreza por parte de quienes lo logran, pero ciertamente no indica nada sobre el peso o estado fisico de una persona. Dejen a sus clavículas en paz.

%u4E0D%u80FD%u518D%u4F4E%u8C03%u4E86%u3002%uD83C%uDF89#%u9501%u9AA8%u653E%u786C%u5E01 #china

Una foto publicada por Dandan Chen (@dandan23_china) el


Querer estar en buen estado físico y de salud y sentirnos cómodas con nuestros cuerpos es nuestro derecho y cada una puede elegir cómo lograrlo y hasta dónde llegar para conseguirlo. Lo peligroso de estos retos es que no tienen ningún fundamento médico o científico; de ningún modo indican nada sobre el peso o estado de salud de una persona, e imponen estándares de belleza sumamente reducidos y excluyentes.

Si querés bajar de peso o lograr un mejor estado físico, recurrí a profesionales que te asesoren sobre la mejor manera de hacerlo para vos. Y sobre todo, no te dejes engañar: no hay un tipo único de belleza, por mucho que intenten convencerte de lo contrario.

Opiniones (0)
18 de junio de 2018 | 20:27
1
ERROR
18 de junio de 2018 | 20:27
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"