México: Investigan entierro de 150 cadáveres en fosas

Ante el siniestro hecho, investigado por la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), se pidió medidas cautelares a las autoridades mexicanas.

El caso del entierro de 150 cuerpos en unas fosas en el estado mexicano de Morelos es investigado por la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), que pidió medidas cautelares a las autoridades, informó hoy el organismo público.

El caso salió a la luz tras la denuncia de una madre que acusó a la fiscalía de Morelos de quemar y enterrar en 2014 el cuerpo de su hijo, secuestrado y asesinado en 2013. Asimismo, un colectivo de familiares de desaparecidos ha exigido que se identifiquen los cadáveres que se encuentran en un predio del poblado de Tetelcingo.

La CNDH señaló en un comunicado que su presidente, Luis Raúl González Pérez, "instruyó a personal de esta Comisión Nacional, encabezada por el Segundo Visitador General, Enrique Guadarrama López, para que se trasladara de inmediato al lugar".

La Comisión pidió también medidas cautelares "que permitan garantizar la vida e integridad" de los denunciantes, así como "garantizar la preservación del lugar de los hechos".

Hasta el momento solo ha sido identificado el cuerpo de Oliver Navarrete, cuya madre fue la que denunció el caso.

"La lucha es para deslindar responsabilidades por las irregularidades cometidas en el caso de hijo, pero sobre todo, para procurar justicia para las 149 familias y víctimas que todavía, presumiblemente, se encuentran en las fosas ubicadas en el predio 'El Maguey', del ejido (poblado) de Tetelcingo", señala el comunicado.

El gobierno de Morelos ha ofrecido el apoyo a los familiares de las víctimas para asesorarlos en el pedido de identificación de los cuerpos, aunque señaló en un boletín que la fosa no es clandestina y que existen documentos que la avalan como un "panteón legal".

Fuente: Dpa. 

Opiniones (0)
27 de mayo de 2018 | 00:04
1
ERROR
27 de mayo de 2018 | 00:04
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"