Merkel en China: Acuerdos comerciales y reuniones por Siria

Empresas chinas y alemanas acordaron convenios por unos 20.500 millones de dólares. La canciller alemana también se ocupó de hablar de Siria.

Compañías chinas y alemanas firmaron hoy una serie de acuerdos comerciales por valor de 18.600 millones de euros (20.500 millones de dólares) durante una visita de la canciller germana Angela Merkel a Pekín, en la que también Siria ocupó un papel importante.

Merkel llegó en la mañana del jueves con una delegación de 20 líderes empresarios para una visita de dos días centrada en reforzar la cooperación económica y el papel de China en las crisis internacionales.

La canciller y el primer ministro chino, Li Keqiang, sellaron una serie de acuerdos, el más destacado la entrega por parte de Airbus de 130 aviones a un precio de lista de 15.400 millones de euros (17.000 millones de dólares). El monto de los acuerdos sorprendió a los analistas porque no se esperaban en principio convenios de gran envergadura.

Airbus venderá 100 modelos A320 y 30 del A330 en "uno de los mayores encargos que ha hecho China hasta ahora" a la firma, indicó a dpa un portavoz de la compañía.

Otros de los acuerdos incluyen un "joint venture" entre las bolsas de Fráncfort y Shanghai y una cooperación estratégica entre la compañía de maquinaria VOITH, que venderá turbinas a la China Three Gorges Corporation, que está construyendo la gigantesca presa de las Tres Gargantas en el río Yangtsé.

Li y Merkel también hablaron sobre el conflicto en Siria, que está provocando el mayor desplazamiento de población desde la Segunda Guerra Mundial.

En una conferencia de prensa conjunta, Li dijo que su país "contribuirá a la solución del conflicto sirio" y "dará ayuda humanitaria a los países afectados".

Por su parte, Merkel señaló que da la bienvenida a la aparición de "nuevos formatos para las negociaciones", en alusión probablemete tanto a la inclusión de China como de Irán. "Cuanto antes podamos ayudar a los sirios, mejor. Si consideramos los 300.000 muertos y millones de refugiados, el tiempo apremia", indicó.

En medio de la presión que sufre Alemania por la llegada de miles de refugiados sirios, Merkel pidió a China que use su fuerte relación económica con Rusia para ayudar a solucionar el conflicto sirio, opinan los analistas.

El viernes, la canciller viajará con Li a Hefei, en la provincia oriental de Anhui, donde se entrevistará con una familia local, visitará una escuela y participará en un encuentro con líderes de negocios chinos y alemanes. Es la primera vez que Li invita a un líder extranjero a su provincia natal.

China y Alemania tienen profundos lazos diplomáticos y económicos. La Cámara de Comercio Alemana aseguró que el intercambio entre ambos países llegó a un récord en 2014.

La visita de Merkel llega una semana después de que el presidente chino, Xi Jinping, viajara a Reino Unido, donde anunció que las relaciones entre ambos países alcanzarán "un nuevo apogeo".

Fuente: Dpa.

Opiniones (0)
17 de agosto de 2018 | 04:51
1
ERROR
17 de agosto de 2018 | 04:51
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"