Muertos por terremoto en Pakistán y Afganistán ya son más de 300

"La cifra podría aumentar", señaló en Twitter el jefe de gabinete afgano, Abdullah Abdullah. En total hay 4.000 viviendas dañadas.

La cifra de muertos a causa del terremoto registrado el lunes en la región del Hindukush aumentó hoy a más de 300, 230 en Pakistán y al menos 76 en Afganistán, informaron las autoridades.

Además murieron cuatro personas en los valles del Himalaya en la India, vecinos a Pakistán y China.

"La cifra podría aumentar", señaló en Twitter el jefe de gabinete afgano, Abdullah Abdullah. En total hay 4.000 viviendas dañadas. El epicentro del terremoto de 7,5 se ubicó en Badajshán, en el triángulo fronterizo entre Afganistán, Pakistán y Tayikistán. En los hospitales fueron atendidos miles de heridos, solamente en Pakistán se registraron unos 2.000.

En Afganistán los equipos de rescate avanzan con lentitud en su intento por llegar hasta las víctimas. Aludes de tierra bloquearon las carreteras en la zona montañosa, y otras son intransitables porque las controlan los talibanes, afirmó Mawlawi Hamidullah Muslim, miembro del consejo provincial de Badajshán.

Los extremistas dieron a conocer sin embargo hoy un comunicado en el que piden a las agencias de ayuda humanitaria que no dejen de prestar ayuda. El grupo llama "a todos los compatriotas de buena voluntad y a las organizaciones de ayuda a que no dejen de dar cobijo, alimentos y medicinas a las víctimas de este terremoto", a la vez que insta a sus muyaidines a colaborar con las víctimas y los equipos de ayuda.

Por su parte, Pakistán desplegó helicópteros militares para tratar de llegar hasta los miles de personas que se teme podrían estar atrapadas bajo los escombros, indicó el ministro de Información, Pervaiz Rasheed. La mayor parte de los muertos se registraron en este país en la región de Malakand.

Estados Unidos y la India, entre otros, ofrecieron ayuda, pero el primer ministro paquistaní, Nawaz Sharif, la rechazó dándoles las gracias. "Nuestros recursos propios son suficientes", dijo.

El diario paquistaní "Dawn" informó que el gobierno ha enviado hasta ahora 2.000 tiendas de campaña y un hospital de campaña a la región. También se ha desplegado en Pakistán y Afganistán la Media Luna Roja.

En la provincia de Khyber-Pakhtunkhwa fueron dañadas al menos 2.500 casas. La mayoría de los afectados en el pueblo de Dir, en el noroeste del país, durmieron a la intemperie.

"Nuestras casas están destruidas. Estamos con niños y sin refugio", indicó Zaman Khan, de la aldea de Chakdara. "Alguien tiene que venir a ayudarnos".

Fuente: Dpa.

-

Opiniones (0)
14 de agosto de 2018 | 12:42
1
ERROR
14 de agosto de 2018 | 12:42
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"