Presidente guatemalteco se niega a dimitir y presentará batalla legal

Otto Pérez se defenderá pese a las masivas manifestaciones que exigen su renuncia, por diversas acusaciones de corrupción en su contra.

El presidente de Guatemala, Otto Pérez, descartó renunciar al cargo pese a las masivas manifestaciones que se lo exigen desde el viernes y se declaró dispuesto a librar una batalla legal frente a las acusaciones de corrupción en su contra.

En un mensaje a la nación en la noche del domingo, el mandatario rechazó ser el jefe de una estructura criminal dedicada a la defraudación tributaria, tal como aseguraron el viernes la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) y la fiscalía, y "menos" haber sido "receptor de esos fondos mal habidos".

"En esa perspectiva y en ese fin superior, les afirmo que no renunciaré y con toda entereza enfrentaré y me sujetaré a los procesos que en ley correspondan", dijo en su mensaje a la nación.

Pérez reconoció no obstante la validez de los resultados de las investigaciones de la CICIG, una comisión antimafias de la ONU, y la fiscalía, que vinculan a otros funcionarios de su gobierno. Por ello pidió "perdón" a los guatemaltecos.

"La indignación ciudadana se focaliza en que el erario público es visto como un botín del que se aprovechan funcionarios inescrupulosos", señaló.

"Los hechos son los hechos (…) Con carácter niego mi vinculación (pero) no dejo de reconocer que ha sucedido en mi gobierno. Esto me obliga a pedir disculpas, y a pedir perdón a los guatemaltecos", expuso.

Asimismo, el mandatario se quejó de un "embate político y mediático" en su contra y denunció la existencia de una "estrategia intervencionista", además del interés de grupos empresariales.

Advirtió además que en la defraudación tributaria no existe sólo una "Línea" (como se autonombra la estructura de defraudación tributaria descubierta por la CICIG el 16 de abril pasado), sino "dos".

"Quiero que comprenda el pueblo de Guatemala que no hay una Línea. Apareció una: la que recibe. Pero hay otra: la que da, y ésta está enraizada en el sector empresarial", afirmó.

Pérez perdió el viernes el total apoyo del sector empresarial que le exigió su renuncia, horas después de que la CICIG y la fiscalía presentaron un informe en el que lo sitúan en el nivel más alto de dirección de la estructura de la "Línea".

Fuente: Dpa.

Opiniones (0)
23 de junio de 2018 | 06:11
1
ERROR
23 de junio de 2018 | 06:11
"Tu mensaje ha sido enviado correctamente"